Tras la opa de Fridman

Cómo Marshall Wace y Citadel han vuelto a triturar a Dia en bolsa con sus 'cortos'

Los dos ‘hedge funds’ han vuelto a jugar con sus posiciones alcistas y bajistas para dormir la cotización de Dia tras la opa 'low cost' de Fridman.

Paul Marshall, Ian Wace y Ken Griffin.
Paul Marshall, Ian Wace y Ken Griffin. / L. I.

Una vez más, los grandes ‘hedge funds’ han demostrado su control en la cotización de la cadena de supermercados Dia. Vuelven a navegar como peces en el agua ante las turbulencias corporativas en la compañía. La firma estadounidense Citadel y la británica Marshall Wace se han movido rápido para ‘dormir’ a Dia en bolsa después de que el magnate Mijaíl Fridman haya puesto sobre la mesa una opa ‘low cost’ a 0,67 euros que adelantó 'La Información' a principios de mes. Los dos ‘hedge funds’ sorprendían al mercado español esta semana con sendas posiciones alcistas (que se revalorizan con la subidas) en la acción de Dia después de meses operando solo a la baja (ganando en la caída).

Sin embargo, no solo han vendido esas acciones sino incrementaron sus ‘cortos’, según consta en los registros de la CNMV. Citadel, que ha operado con cuatro ‘hedge funds’ distintos sobre Dia, declaró un 1,2% del capital de Dia el viernes 8 de febrero. Cuatro días más tarde comunicó la venta de la mayoría de las acciones, hasta el 0,1%. En paralelo, su corto se ha elevado desde el 0,8% al 1,1% en los últimos días. Por los mismo derroteros ha caminado la estrategia de Marshall Wace. El lunes 11 comunicó una posición alcista del 1,7% que fue reduciendo hasta el 0,8% el miércoles 13. Su corto estaba ya por debajo del 0,5% que le obliga a revelar su posición según la legislación española.

¿Qué ha ocurrido? En realidad, los gigantes financieros de Ian Wace, Paull Marshall y Ken Griffin no han hecho otra cosa que proteger sus ‘cortos’ y su retirada frente a potenciales vaivenes alcistas ante el alto riesgo de quedarse sin contrapartida, es decir, de vivir un ‘short squeeze’. Se trata de un evento singular en el que el inversor bajista tiene que recomprar en mercado a toda velocidad para evitar quedarse atrapado. La mayoría de ‘hedge funds’ que estaban a la baja en Dia han deshecho sus posiciones. Uno de los más agresivos, Melqart Asset Management, fue el primero en batirse en retirada.

El lanzamiento de la opa de Fridman activó el pasado 4 de febrero un nuevo escenario para Dia. Las acciones de la empresa española subieron esa jornada más del 60% y pillaron a pie cambiado a los bajistas como Citadel o Marshall, que también se vieron obligados a comprar, aunque sus ventas de las últimas jornadas han vuelto a colocar a Dia por debajo de los 0,67 euros que ha puesto Fridman sobre la mesa. Esta vez ni Goldman Sachs ni Norges Bank -los dos grandes prestamistas de acciones de Dia retratados ante la CNMV- estaban en disposición de ofrecer sus títulos. Los noruegos no están y los estadounidenses han construido su 5% a través de derivados financieros.

La presencia de una oferta de compra deja puertas y ventanas abiertas a que surjan potenciales compradores. Carrefour o Lidl son algunos de los señalados esta semana, pero también el holding portugués Sonae. Sin embargo, todo pasa ahora por una hipotética ampliación de capital -que diluirá todavía más el precio de las acciones cuando se produzca- que se resolverá el próximo 20 de marzo en la Junta de Accionistas convocada por la empresa para resolver su futuro. Será entonces cuando puede que vuelvan a reaparecer los ‘hedge funds’ bajistas, aunque el rejón que han sufrido en las dos últimas semanas hará que se lo vuelvan a pensar. Las acciones de Dia, de momento, han retomado la senda descendente y se deprecian más del 10% desde que se lanzó la opa.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING