Miércoles, 26.06.2019 - 10:54 h
Marca mínimos de más de un año 

Viernes negro para el Brent: se desploma un 6% y pierde el nivel de los 60 dólares

El gobierno de Estados Unidos quiere poner fin a las prácticas de monopolio de los países exportadores

Grafico Brent
 

Las ventas se han impuesto en el mercado de materias primas y el petróleo está viviendo su particular viernes negro. El barril de Brent se desploma un 6% y pierde el nivel de los 60 dólares, al cotizar en torno a los 58,84 dólares. Las órdenes de venta han ido a más a medida que el crudo ha perdido ese nivel de referencia. En el caso del West Texas la caída es aún mayor: roza el 7% y cada vez está más cerca de comprometer la cota de los 50 dólares por barril. En ambos casos hablamos de mínimos de más de un año. 

Estados Unidos puede dar un golpe sobre la mesa para poner fin de una vez a las prácticas de monopolio del petróleo de las que hace uso la OPEP. La posibilidad de que el Gobierno de Donald Trump legisle en este sentido con el respaldo de los demócratas estaba hundiendo la cotización del barril de crudo durante la mañana. Las dudas han ido a más y las órdenes de venta se han disparado.  

Desde los máximos marcados el 3 de octubre pasado, el crudo de referencia en Europa estaría perdiendo en torno al 30% a los precios a los que cotiza hoy. En el caso del West Texas, el varapalo es aún mayor, puesto que habría perdido un 32% de su valor en apenas mes y medio, desde los máximos anuales que alcanzó también el 3 de octubre (76,41 dólares por barril).

Según la agencia Bloomberg, la Administración estadounidense estaría dispuesta a legislar en contra de las prácticas monopolísticas que emplea el cártel para controlar los precios de esta materia prima mediante la modulación de sus producciones. En este tema el Gobierno de EEUU tendría el apoyo del partido Demócrata, que recientemente se ha hecho con el control de la cámara baja del Congreso en las elecciones de medio mandato en el país.

Hasta ahora han sido varios los presidentes de la primera economía mundial que han amenazado con sacar adelante una legislación anti OPEP, pero ninguno de ellos terminó por hacerlo. No es la única noticia que está presionando a la baja los precios de la materia prima

“La desaceleración de la economía mundial es uno de varios factores que han contribuido a frenar el precio del petróleo", señala Greg Meier, US Investment Strategist VP, de Allianz Global Investors. Otro de los desencadenantes más claros es en su opinión el aumento de la oferta de la OPEP antes de la entrada en vigor de las sanciones a Irán, la posibilidad de un levantamiento inesperado de algunas sanciones, el aumento de las existencias/producción de petróleo de EE. UU. y la apreciación del dólar estadounidense.

Desde el punto de vista económico, si bien un petróleo más barato contendrá la inflación y la inversión energética, por otra parte debería de favorecer el gasto de consumo. Los analistas esperan a ver qué sucede en la reunión de la OPEP del 6 de diciembre, donde los productores podrían proponer recortes en la extracción.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios