Martes, 10.12.2019 - 23:09 h
Un testimonio demoledor

Arranca el 'impeachement' a Trump con la declaración del embajador en Ucrania

Kent ha denunciado que "parecía haber dos canales para la política exterior de Estados Unidos hacia el país europeo".

Donald Trump
Denuncian un "canal altamente irregular" para la política exterior hacia Ucrania. / EP

El Congreso de Estados Unidos ha acogido este miércoles las primeras audiencias públicas en una nueva fase del proceso de 'impeachment' contra el presidente, Donald Trump, por supuestas presiones a Ucrania para que investigue a un rival político, el precandidato demócrata Joe Biden, que han comenzado con el demoledor testimonio del que fuera el máximo cargo diplomático en el país europeo.

La Cámara de Representantes se ha convertido en el epicentro de la política estadounidense al acoger las sesiones de la comisión mixta que intenta determinar desde hace meses si hay base legal para presentar cargos contra Trump y desatar un proceso de 'impeachment' que podría acabar con su cese a apenas un año de las próximas elecciones presidenciales.

En estos meses, la comisión ha interrogado a puerta cerrada a los testigos de las supuestas maniobras de Trump y sus colaboradores más cercanos para conseguir que las autoridades ucranianas abrieran una investigación oficial contra Biden y su hijo Hunter por presunta corrupción en sus negocios con una empresa energética de Ucrania.

Las alarmas se activaron cuando se conoció el contenido de una conversación telefónica que tuvo lugar el pasado 25 de julio entre Trump y su homólogo ucraniano, Volodimir Zelenski. "Lo que puedas hacer con el fiscal general estará genial", le dijo el magnate neoyorquino, de acuerdo con la transcripción difundida por la propia Casa Blanca.

Ahora, en esta serie de audiencias públicas que se desarrollarán entre este miércoles y el viernes, la comisión indagará si Trump trató de condicionar la ayuda militar que Estados Unidos proporciona a Ucrania, en el marco del conflicto armado en Donbás y la anexión rusa de Crimea, a las investigaciones contra el ex vicepresidente demócrata y su hijo.

"Las preguntas presentadas por esta investigación de 'impeachment' son si el presidente Trump intentó explotar la vulnerabilidad de un aliado e invitar a la interferencia ucraniana en nuestras elecciones", ha explicado el jefe de dicha comisión, Adam Schiff, en su discurso inaugural. "Nuestra respuesta a estas preguntas afectará no solo al futuro de esta Presidencia, sino al futuro de la Presidencia en sí mima y a qué tipo de comportamiento o mal comportamiento debe esperar el pueblo estadounidense de su comandante en jefe", ha indicado.

El máximo representante del Partido Republicano en la comisión, Devin Nunes, ha hecho de contrapeso a Schiff, rebajando el proceso de 'impeachment' a "una campaña de difamación cuidadosamente orquestada" que ahora deriva en "una actuación teatral televisada".

Primeros testimonios

Los primeros en declarar públicamente han sido el actual embajador de Estados Unidos en Kiev, William Taylor, y el responsable de la política exterior hacia Ucrania en el Departamento de Estado, George Kent.

Kent ha denunciado que "parecía haber dos canales para la política exterior de Estados Unidos (hacia Ucrania), uno regular y otro altamente irregular". El segundo estaría en manos de Trump y su círculo cercano: su abogado personal Rudy Giulaini; su jefe de Gabinete, Mick Mulvaney; el secretario de Energía, Rick Perry; el embajador en la UE, Gordon Sondland; y el ex enviado especial para Kiev Kurt Volker.

Taylor ha contado que, a través de un ayudante suyo que escuchó una conversación telefónica entre Sondland y Trump, pudo saber que el presidente preguntó al embajador sobre las "investigaciones", a lo que éste le respondió que los ucranianos estaban "preparados para seguir adelante".

Al día siguiente de esta conversación telefónica, el ayudante preguntó directamente a Sondland qué pensaba Trump sobre Ucrania. "Le respondió que al presidente le importaba más las investigaciones sobre Biden, para las que Giuliani estaba presionando".

En este punto, Schiff ha querido repreguntar a Taylor para confirmar que, de acuerdo con su relato, Trump estaba más interesado en la eventual investigación a los Biden que en la política exterior hacia Ucrania. "Sí, señor", le ha respondido el diplomático norteamericano.

"No creo que Estados Unidos deba pedir a otros países que se impliquen en investigaciones selectivas y políticamente motivadas contra opositores a los que están en el poder porque tales acciones socavan el Estado de Derecho", ha considerado Kent.

'Impeachment'

Con estas audiencias públicas, que están siendo transmitidas en directo por las principales televisiones y se espera que tengan una audiencia considerable, se cierra la fase de mera investigación.

Una vez concluidas, la comisión tendrá que decidir si presenta cargos contra Trump, lo cual daría lugar al proceso de 'impeachment' en sentido estricto, esto es, un juicio político en el Senado que terminaría con su absolución o destitución.

Solo tres presidentes estadounidenses han sido sometidos a un 'impeachment'. El primero fue Andrew Johnson tras la guerra civil y, más recientemente, Bill Clinton, que fue juzgado y absuelto por mentir sobre su relación con la ex becaria de la Casa Blanca Monica Lewinski. Richard Nixon, por su parte, dimitió antes de ser cesado por el 'Watergate'.

La expectación política y mediática por estas vistas abiertas contrasta con el aparente desinterés del propio Trump. "Estoy demasiado ocupado para verlo (...) Estoy seguro de que me darán un resumen", ha dicho a preguntas de la prensa desde la Casa Blanca. Además, ha incidido en que es "una caza de brujas". "No hay nada", ha aseverado.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING