Viernes, 03.04.2020 - 10:44 h
El Leader's Group

Boris Johnson y su plan para el Brexit que tendrá que responder a la élite 'tory'

El Partido Conservador recibe importantes cantidades de dinero de un reducido club de empresarios que observan cada movida del primer ministro.

Brexit
Johnson consiguió una abrumadora mayoría absoluta en las pasadas elecciones. / EFE

El 28 de noviembre el Partido Conservador rompía el récord de donaciones electorales en Reino Unido a dos semanas de las elecciones del 12 de diciembre en las que se llevarían 365 de los 650 asientos de la Cámara de los Comunes. Habiendo cambiado el mapa electoral del país,  Boris Johnson por fin conseguía lo que quería: poder llevar a cabo el Brexit sin necesitar a nadie. 

Este viernes, ocho días después de las elecciones generales del país, el parlamento británico aprobó la salida del bloque para antes del 31 de enero. Los pasados comicios confirmaron el absoluto liderazgo del líder 'tory' que ahora puede llevar a cabo la salida del país de la Unión Europea tan rápido y de la manera que vea más conveniente. Sin embargo, Johnson sí tiene que responder a un grupo que no le dejará hacer y deshacer a su antojo. Los magnates británicos que donaron importantes cantidades de dinero a su campaña electoral estarán pendientes de cada paso que tome el ministro... y sus donativos  no serán en vano. 

Y es que los conservadores fueron quienes recaudaron más dinero que cualquier otro partido. Durante las primeras dos semanas de campaña, el partido de los tories había recaudado ya 8,6 millones de libras, mientras que los laboristas no llegaban ni a la mitad con 3,7 millones. Y, además de recaudar mucho más que los demás, la gran diferencia viene también de la procedencia de estas sumas de dinero.

Mientas el Partido Laborista obtiene la mayoría de su dinero de los sindicatos que apoyan a la formación, los conservadores reciben estas sumas de "un pequeño pero abrumador grupo de donantes que apoyan el divorcio", cuenta 'The Guardian', y la mayoría de los pertenecientes a esta élite son los nombres detrás de los 'hedge funds' y las finanzas de la capital londinense. 

Los donativos a la campaña llegaron de "un grupo de personas muy ricas de la City de Londres", señala el mismo medio británico. Y la agrupación se vuelve aún más reducida y exclusiva si se toma en cuenta que durante las primeras de la campaña Johnson el 80% de los fondos recaudados llegaron del 'Leader's Group', un clan vip en el que cada persona dona un mínimo de 50.000 libras al año a la formación, un total de 130 millones de libras en la última década. 

Entre los grandes nombres de esta lista se encuentran Peter Hargreaves, el cofundador de una de las empresas de servicios financieros más grandes del Reino Unido, David Ross, empresario multimillonario copropietario de Carpone Warehouse y el fundador de Addison Lee, John Griffin. 

Expertos señalan que esta élite empresarial presenta un riesgo para los británicos porque "un pequeño grupo de la sociedad tiene una influencia desproporcionada dentro del Partido Conservador". Un grupo no representativo de la sociedad a la que las políticas del primer ministro afectan directamente. Por ende, una serie de medidas -como la privatización de la Sanidad- podrían cobrar más importancia de la que deberían como resultado de las maniobras de esta élite que habita detrás de la cara pública del partido. 

Como señala 'Foreign Policy', "una vez la euforia de esta victoria comience a disminuir, Johnson tendrá que idear una forma de satisfacer los muchos intereses que competirán con los que ahora sirve su partido". Y, así, su plan de tomar control sobre el Brexit se ve una vez más limitado a la aprobación de otros. "Los conservadores han forjado una coalición electoral transaccional, y si el primer ministro no cumple sus promesas, no será una sorpresa ver a los nuevos votantes de Johnson alejarse de los conservadores" en los próximos comicios.  

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING