Domingo, 25.08.2019 - 12:07 h
Los afiliados 'tories' decidirán

¿Genio político o bufón? El futuro de Boris (y de UK) depende de 160.000 votos

Su futuro está ahora en manos de los 160.000 afiliados del Partido Conservador, que deberán elegir entre él y el ministro de Exteriores, Jeremy Hunt.

Boris Johnson horizontal
Boris Johnson. / EFE

El exministro de Exteriores Boris Johnson, finalista en la carrera para el liderazgo del Partido Conservador británico y el Gobierno, es para unos un político carismático y para otros un polémico bufón, pero a pocos deja indiferentes.

Acérrimo crítico de la Unión Europea, Johnson ha sido el rostro más visible de la campaña de salida del Reino Unido del bloque europeo en el referéndum del 23 de junio de 2016, en el que más del 50% de los británicos votaron a favor del Brexit. Con su despeinado pelo rubio y su inseparable bicicleta, Johnson ha arrasado en la elección interna entre los diputados conservadores para el liderazgo 'tory', después de prometer que ejecutará el Brexit el próximo 31 de octubre, con o sin acuerdo con Bruselas.

Johnson, de 55 años, se impuso por estrecho margen en todas las votaciones internas celebradas en los últimos días, pero su futuro está ahora en manos de los 160.000 afiliados del Partido Conservador, que deberán elegir entre él y el ministro de Exteriores, Jeremy Hunt.

Con fama de histriónico y un sentido del humor que hace reír hasta a sus más exacerbados enemigos políticos, Johnson es el típico 'tory': partidario del Estado pequeño y de la mínima intervención estatal en los sectores de la sociedad. Pero sobre todo es un "brexiteer", que se ha enfrentado a la política de compromiso de Theresa May en las negociaciones con el bloque europeo, lo que le llevó a dimitir al frente del Ministerio de Asuntos Exteriores en julio del año pasado.

Alexander Boris de Pfeffel Johnson nació el 19 de junio de 1964 en Nueva York, pero su familia regresó poco después al Reino Unido. Sus orígenes no son puramente británicos, ya que su bisabuelo por parte de padre fue un periodista llamado Ali Kemal que sirvió en el Gobierno de Ahmed Pasha, gran visir del Imperio Otomano.

Aunque se ha educado en los mejores colegios y tiene un acento inglés asociado a las clases privilegiadas, Johnson ha conseguido romper un poco esa imagen clasista para recibir el apoyo de los londinenses, que le mantuvieron como su alcalde entre 2008 y 2016.

"Boris", como le llama todo el mundo y como le grita la gente en la calle cuando lo ven montando en bicicleta, fue alumno del colegio secundario de Eton y realizó Estudios Clásicos en el Balliol College de la Universidad inglesa de Oxford, antes de ser periodista y escritor.

Johnson se separó el año pasado de su mujer, Marina Wheeler, al salir a la luz su nueva relación con Carrie Symonds, una joven de 31 años que trabaja para el Partido Conservador.

Polémico y tachado de racista por hacer comentarios inapropiados, como cuando comparó a las mujeres que llevan "burka" con buzones de correos, también fue acusado de haber supuestamente mentido en la campaña del Brexit al decir que su país asignaba al club comunitario casi 400 millones de euros a la semana.

Junto con el ex primer ministro David Cameron y el extitular de Economía George Osborne, que estudiaron en la misma universidad, Johnson fue miembro del Bullingdon Club de Oxford, una asociación estudiantil famosa por sus fiestas y porque los jóvenes destruían comedores para hacerse cargo después de los gastos de reparación.

Más popular y carismático que Cameron, Johnson fue periodista de medios conservadores como los diarios 'The Times' (fue despedido por inventarse una cita) y 'The Daily Telegraph'.

En 2001 entró en política al ser elegido diputado por Henley-on-Thames, la más a la derecha de las circunscripciones conservadoras de Inglaterra. Desde entonces, su carrera política ha sido meteórica. Fue portavoz de las Artes bajo el liderazgo conservador de Michael Horward y después responsable de Educación Superior con Cameron.

Dada su popularidad, el Partido Conservador -que llevaba en la oposición desde 1997- vio rápido en Johnson una oportunidad y lo presentó como candidato 'tory' a la alcaldía de Londres en 2007, venciendo un año más tarde al laborista Ken Livingstone, y cuatro años después volvió a repetir mandato como primer edil.

Tras la dimisión de Cameron por la victoria del Brexit, Johnson vio una oportunidad para hacerse con el liderazgo 'tory' y el cargo de primer ministro, pero ante la entrada en esa carrera de Michael Gove (actual ministro de Medioambiente), con el que había hecho campaña para el plebiscito, decidió retirarse.

Ahora, con las encuestas sobre intención de voto desfavorables para los conservadores y el avance del Partido del Brexit de Nigel Farage, muchos 'tories' ven a Johnson como la única figura capaz de salvar a su formación de la desintegración y poder ganar las próximas elecciones generales en 2022.

Ahora en Portada 

Comentarios