Martes, 10.12.2019 - 04:04 h
En el mejor de los casos

El Brexit de Boris Johnson costará 80.000 millones a Reino Unido de aquí a 2029

El acuerdo sellado con Bruselas por el primer ministro hundiría la economía un 3,5% en 10 años, cinco décimas más lesivo que el pacto de Theresa May.

Brexit
El Brexit de Boris Johnson costará 80.000 millones a Reino Unido de aquí a 2029. / EFE

De momento todo son cábalas, pero mientras se ultiman los preparativos para las elecciones anticipadas continúan las advertencias de lo que supondrá el Brexit para los británicos. La última la proporciona el estudio del Instituto Nacional de Investigación Económica y Social (NIESR, por sus siglas en inglés) publicado este miércoles, en el que se señala que Reino Unido habrá perdido 70.000 millones de libras (alrededor 80.000 millones de euros) en 2029 si finalmente se produce la salida del país de la Unión Europea (UE)... Y esto en el mejor de los escenarios.

Porque este cálculo se refiere única y exclusivamente a un Brexit ordenado, con el acuerdo pactado entre Johnson y la UE hace un par de semanas. En este sentido, y de acuerdo con la investigación, el producto interior bruto (PIB) británico se reducirá un 3,5% en diez años, si el país sale del bloque comunitario según los términos del acuerdo pactado entre Londres y Bruselas.

Pero por el momento, todo está en el aire. Primero, Johnson tendrá que conseguir ampliar la mayoría en el Parlamento del Partido Conservador en las elecciones del próximo 12 de diciembre, que también servirán para que el primer ministro ejecute la purga interna de 'tories' rebeldes que han votado contra su plan y a favor de obligarle por ley a solicitar una prórroga a Bruselas... Solo si Johnson consigue sacar adelante el acuerdo vigente (sin modificaciones), tendría lugar este escenario económico.

El NIESR, que ha realizado una de las primeras estimaciones sobre el impacto que el acuerdo puede tener en la economía británica, señala que si finalmente el Parlamento aprueba este tratado "se reduciría el riesgo de una salida desordenada, pero se eliminaría la posibilidad de una relación comercial más estrecha con la UE", algo que sí contemplaba el acuerdo alcanzado por Theresa May con Bruselas hace ahora un año.

Además, el organismo explica que, aunque el pacto elimina la incertidumbre, las barreras aduaneras y regulatorias que se impondrían "obstaculizarán el comercio de bienes y servicios con el continente, dejando a todas las regiones del Reino Unido en peor situación de lo que estarían si el Reino Unido se quedara en la UE". Y que el pacto de May, que habría provocado una reducción del PIB del 3% durante el mismo período, es decir, cinco décimas menor que el de Boris Johnson.

Un Brexit 'duro' tendría un impacto del 5,5%

Pero, a pesar de lo perjudicial que resultará el Brexit para Reino Unido, una salida no negociada sería aún peor. Hace un par de semanas, justo cuando Boris Johnson ultimaba el acuerdo con Bruselas, el Banco de Inglaterra emitía sus previsiones económicas en las que contemplaba el escenario del no acuerdo. Y eran bastante benévolas, en comparación con su anterior predicción: la economía se contraería un 5,5%, en lugar del 8% pronosticado el noviembre anterior. De hecho, según las nuevas previsiones, el desempleo aumentaría hasta el 7%, y no el 7,5% antes previsto y la inflación subiría un 5,25% y no un 6,5%.

Sea como fuere, la posibilidad de un Brexit 'duro' el 31 de octubre quedó descartada esta semana con la nueva prórroga concedida a Reino Unido para articular con éxito su salida de la UE. Eso sí, la nueva fecha (El 31 de enero) también está plagada de incertidumbres, toda vez que las intenciones del nuevo Gobierno que se forme a partir del 13 de diciembre son una incógnita: Johnson, perseverará en su plan, pero un hipotético Ejecutivo por el laborista Jeremy Corbyn podría dar luz verde al plan B, un segundo referéndum en Reino Unido que pospondría, una vez más, este eterno proceso kafkiano.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING