Jueves, 21.03.2019 - 11:44 h
Por mayoría abrumadora

El Parlamento Británico se reafirma: no habrá un segundo referéndum del Brexit

Está prevista otra votación este jueves para solicitar a la UE una prórroga de cara a su salida definitiva y salvar el escollo del 29 de marzo.

May Parlamento británico
El Parlamento Británico ha rechazado un segundo referéndum sobre el Brexit.  / EFE

El Parlamento Británico ha rechazado este jueves por mayoría abrumadora de 334 contra 85 que la sociedad de Reino Unido realice una nueva votación sobre el Brexit. Así, los parlamentarios de la Cámara de los Comunes deben votar a continuación si deben solicitar una prórroga para poder alcanzar un acuerdo de cara a su salida prevista para el 29 de marzo. En la votación de este jueves, el partido laborista liderado por Jeremy Corbyn ha decidido abstenerse.

Los parlamentarios británicos rechazaron este miércoles abandonar el bloque comunitario sin ningún tipo de acuerdo. No obstante, esta votación salió adelante por el estrecho margen de cuatro votos. 

El pasado martes,  Ian Blackford, el representante de SNP (el partido nacionalista escocés) en la Cámara de los Comunes, solicitó a los parlamentarios que votaran a favor de realizar un segundo referéndum sobre el Brexit. Blackford argumentaba su petición en acabar con la "incertidumbre" que suponía para la sociedad británica el proceso que se estaba llevando a cabo. Además, el líder escocés en defendió solicitar a la UE una prórroga para dar más tiempo al equipo negociador del Theresa May a alcanzar un acuerdo que sí pueda ser aceptado en el Parlamento Británico. La Cámara baja de Reino Unido ha rechazado ya hasta en dos ocasiones, la última esta misma semana, el acuerdo al que habían logrado llegar May con Bruselas.

¿Por qué han rechazado el acuerdo dos veces?

La principal razón del "no" a los acuerdos de May con Bruselas se debe a la salvaguarda irlandesa ("backstop", en inglés). La salvaguarda irlandesa es el punto del acuerdo que aborda la frontera física que debería instalarse entre las dos irlandas, la provincia de Reino Unido y el país independiente. Según los acuerdos de paz de 2005, no puede haber ningún tipo de frontera física entre el Ulster (Irlanda del Norte) e Irlanda. No obstante, el Brexit supondría de manera automática el 29 de marzo el establecimiento de una frontera, algo inconcebible según la ley. El equipo de May había llegado a un acuerdo con Bruselas para salvar la actual frontera, no obstante, este acuerdo no gusta a sus socios de gobierno en Londres, el DUP, partido ultraconservador ortodoxo de Irlanda del Norte, el cual se encuentra en el poder en el Parlamento regional del Ulster.

La UE tampoco permite que dentro del bloque haya ningún tipo de fronteras, como insinuaba el equipo negociador de Londres. Es decir, que 26 países del bloque comunitario llegaran a un acuerdo con Irlanda, algo inconcebible según los acuerdos del Mercado Único y el Acuerdo de Schengen. Las leyes británicas tampoco permiten que exista ningún tipo de frontera entre Irlanda del Norte y el resto de Gran Bretaña. De esta manera, el Brexit, a falta de dos semanas para su culminación, se encuentra en un impasse. 

Riesgo de "quedarnos colgados de un Brexit sin fin"

El ministro de Asuntos Exteriores, Josep Borrell, había advertido también este jueves por la mañana de que los europeos "no podemos quedarnos colgados de un Brexit sin fin". Borrell ha añadido que en caso de un Brexit "for ever" que "consuma las energías políticas, administrativas y mediáticas de la UE, porque tenemos otros muchos más temas de los que tratar, algunos muy importantes".

Ahora en Portada 

Comentarios