A personalidades del partido Demócrata

El FBI detiene a un hombre relacionado con el envío de los paquetes bomba

La Policía de Nueva York ha retirado un paquete explosivo en las oficinas de Correos de Manhattan, remitido al exdirector de Inteligencia Clapper.

Vista general de las dependencias del FBI en Miami donde fue llevada una furgoneta
Dependencias del FBI en Miami donde fue llevada la furgoneta del sospechoso. / EFE

El FBI detuvo en el estado de Florida a un hombre relacionado con el envío de paquetes sospechosos en EE.UU., que han sido dirigidos principalmente a figuras demócratas y a críticos del presidente estadounidense, Donald Trump, informó el Departamento de Justicia. "Podemos confirmar que tenemos a una persona en custodia", señaló la portavoz del Departamento de Justicia Sarah Isgur Flores.

Se trata de Cesar Sayoc, quién tiene un largo historial criminal, que incluyen acusaciones en 2002 por amenazar con fabricar una bomba. Sayoc, de 56 años y vecino de la localidad de Aventura, en el condado de Miami-Dade (sureste de Florida), fue arrestado en la localidad de Plantation, en un negocio de piezas de repuesto para automóviles, cerca de Opa-Locka (Miami-Dade), desde donde se enviaron los paquetes sospechosos detectados hasta ahora.

El detenido, según su página de Linkedin y sus cuentas en las redes sociales, se dedicaba a la industria del entretenimiento, su abuelo era de origen filipino y fue cirujano plástico en EEUU, donde se dedicaba a operar los rasgos faciales de personas asiáticas para hacerles parecer más occidentales. Los registros judiciales públicos disponibles muestran que Sayoc fue detenido en 2002 en Miami por una amenaza de bomba, un delito por el pasó un año de libertad condicional, además de que también fue arrestado previamente por robo y agresión. También se ha sabido que en 2012 se declaró en bancarrota.

El detenido será acusado de cinco delitos que le exponen a hasta 58 años en prisión, afirmó el fiscal general estadounidense, Jeff Sessions. "Estos cargos pueden cambiar o ampliarse a medida que prosiga la investigación", dijo Sessions durante una rueda de prensa. Por su parte, el director del Buró Federal de Investigaciones (FBI), Christopher Wray, confirmó que las autoridades han detectado trece dispositivos "explosivos" en los paquetes que envió a figuras conocidas de todo el país.

Tras la detención, el presidente de EE.UU., Donald Trump, prometió que el sospechoso se enfrentará una "justicia rápida y certera", y pidió que el país esté "unido" ante esos actos "despreciables". "Las autoridades han detenido a un sospechoso y lo tienen bajo custodia", afirmó Trump en tono triunfal durante un acto en la Casa Blanca. El mandatario subrayó que su Gobierno "le procesará a él, ella, ellos, quienes quiera que sean", y les someterá a "una justicia rápida y certera". Trump no confirmó la identidad del sospechoso, adelantada por la NBC.

"(Las fuerzas de seguridad) Han hecho un trabajo increíble, y lo han hecho tan rápidamente. Era como encontrar una aguja en un pajar", opinó Trump, que insistió en que los "actos que aterrorizan" a la gente, como el envío de los paquetes sospechosos, "son despreciables y no tienen cabida en este país. Nunca debemos permitir que la violencia política se arraigue en Estados Unidos. Estoy comprometido a hacer todo lo que esté en mi poder como presidente para acabar con ello", aseguró. "Los estadounidenses deben unirse y mostrar al mundo que estamos unidos en la paz, el amor y la armonía. Cada día estamos enseñando al mundo lo verdaderamente grandes que somos", agregó.

El arresto del presunto autor llega después de que doce personalidades de EE.UU. hayan recibido paquetes sospechosos en los últimos días, incluyendo al expresidente Barack Obama (2009-2017) y la exsecretaria de Estado y excandidata presidencial Hillary Clinton, entre otros. Los últimos dos paquetes sospechosos, interceptados hoy en Florida y en Nueva York, tenían como destinatarios al senador demócrata Cory Booker y al ex director nacional de Inteligencia, James Clapper. Hasta ahora ninguno de estos paquetes ha explotado, pero ha hecho que se elevara el nivel de alerta de las fuerzas de seguridad de EE.UU., que temen encontrar más del mismo tipo en los próximos días.

El FBI señaló a través de Twitter que un paquete "similar en apariencia a los otros" encontrados esta semana estaba dirigido al senador Booker, un influyente senador demócrata y posible candidato presidencial de cara a las elecciones de 2020, e informó de que fue localizado en Florida.

El goteo de paquetes bomba de aspecto casero comenzó el pasado lunes, cuando el multimillonario y filántropo George Soros, un conocido donante demócrata, recibió uno en su residencia, en el estado de Nueva York. Sin embargo, fue el miércoles cuando saltaron las alarmas con la detección de dos paquetes sospechosos más enviados a figuras del Partido Demócrata, como Obama y Hillary Clinton. También fueron destinatarios, entre otros, el exfiscal general Eric Holder, la congresista demócrata Maxine Waters y el exdirector de la CIA John Brenan.CNN.

El que todos los destinatarios sean miembros del Partido Demócrata o personas contrarias al presidente Trump apunta a una posible motivación política, aunque todavía se desconoce la autoría. Estos sucesos se producen cuando apenas quedan dos semanas para la celebración de elecciones legislativas en el país, el próximo 6 de noviembre. El propio Trump afirmó que el envío de paquetes bomba ha frenado el impulso de los candidatos republicanos de cara a esos comicios legislativos, que servirán para elegir a un tercio de la Cámara de Representantes y a la totalidad del Senado.

En paralelo a la detención, las autoridades estadounidenses investigan otros dos paquetes similares a las bombas recibidas durante esta semana por personalidades progresistas, enviados en esta ocasión a una senadora y a un donante demócrata en California. El portavoz de la oficina del alguacil del condado de Sacramento (California), Shaun Hampton, explicó que su departamento investiga junto al Buró Federal de Investigación (FBI) un paquete "sospechoso" en el sur de la ciudad y que "se parece a los que se han estado enviando por todo el país".

Aunque la Policía no indicó a quién iba dirigido el paquete, medios locales como el diario "The Sacramento Bee" apuntaron que la destinataria era la senadora demócrata Kamala Harris, una de las voces más críticas en Washington contra el mandatario estadounidense, Donald Trump, y a quien muchos ven como aspirante a la Presidencia en 2020.

Nuevo paquete sospechoso en Nueva York

Al comenzar la jornada, las autoridades de Nueva York retiraron un paquete potencialmente explosivo interceptado en las oficinas de Correos de Manhattan, remitido al exdirector de Inteligencia James Clapper y que es similar a los destinados en los últimos días a figuras demócratas de Estados Unidos. "El paquete se ha retirado con seguridad de la oficina del Servicio Postal en la calle West 52. Esperen fuerte presencia policial y tráfico residual en el área mientras seguimos investigando junto a las fuerzas del orden", informó la Policía local en su cuenta de Twitter.

El objeto iba dirigido a Clapper, con dirección en la sede de la CNN en el edificio Time Warner, que este miércoles tuvo que ser desalojada cuando recibió un paquete dirigido al exjefe de la CIA John Brennan. En una rueda de prensa cerca del edificio de Correos, el jefe de Inteligencia y Contraterrorismo de la policía local, John Miller, confirmó que el paquete recobrado "parece una bomba de fabricación casera" y "coincide con otros dispositivos vistos esta semana". Miller relató que la policía aisló el paquete "intacto" y lo transportó en un vehículo con un contenedor especial a sus instalaciones de Rodman's Neck, como ocurrió con los dispositivos recobrados anteriormente en la CNN y en el condado de Westchester.

Ahora en Portada 

Comentarios