Lunes, 16.09.2019 - 15:22 h
Rotunda victoria del conservador Mitsotakis 

Grecia cambia a Tsipras por el líder que quiere crear un paraíso del empresariado

Con promesas en las que conjuga el reflote de las empresas, un profundo recorte de los impuestos y un crecimiento galopante de la economía.

El vencedor de las elecciones griegas, Kyriakos Mitsotakis
Kyriakos Mitsotakis gana las elecciones griegas. / EFE

Los pronósticos que auguraban un batacazo de Alexis Tsipras se han cumplido. El líder de Nueva Democracia (ND) Kyriakos Mitsotakis, exponente de una corriente modernizadora del conservadurismo, ganó este domingo las elecciones anticipadas de Grecia con una enorme ventaja sobre la Coalición de la Izquierda Radical del primer ministro saliente, pese a que en los últimos años los datos macroeconómicos han mejorado y el paro ha bajado casi diez puntos.

Nueva Democracia consiguió algo más del 39% mientras que Syriza superó el 31%, seguidos de lejos por el partido de centro Kinal, sucesor del histórico Pasok, que rozó el 8%.  El partido liderado por Mitsotakis obtendría 158 escaños, siete o cinco por encima de la mayoría absoluta, mientras que Syriza se queda en 86. Además, el exministro de Finanzas griego Yanis Varufakis regresa al Parlamento de la mano de su nuevo partido MeRA25, que consiguió 9 escaños.

Los neonazis de Amanecer Dorado quedaron sin representación en el Parlamento por primera vez desde su irrupción en 2012 tras quedarse por debajo del mínimo necesario del 3%.

Tsipras y las promesas cumplidas 

Tsipras asumió las riendas de un país en bancarrota y cumplió su promesa de sacar a Grecia del rescate, pero el líder de Nueva Democracia ha sido capaz de rentabilizar el malestar de la clase media -la más castigada en los años de la crisis por los altos impuestos pero también por la emigración de sus hijos- con unas promesas en las que conjuga el reflote de las empresas, un profundo recorte de los impuestos y un crecimiento galopante de la economía.

"Quiero que Mitsotakis no recorte las pensiones, que reduzca los impuestos y que se creen puestos de trabajo. Queremos ver a nuestros hijos con buenos empleos, porque ahora trabajan pero en puestos precarios", explica Spyros Grammenos, un antiguo votante de Syriza que en esta ocasión apoyó a Mitsotakis, a la agencia Efe.

Durante la gestión de Syriza el desempleo se redujo del 27 % al 18 %, aunque buena parte de los empleos fueron precarios o a tiempo parcial. A día de hoy, el 59,3 % de los griegos cobra menos de 1.000 euros brutos al mes y el 25,3 % incluso no llega a los 500 euros.

El primer ministro saliente reconoció su derrota cuando tan solo había finalizado el recuento oficial del 30% de los votos. En una conversación telefónica con Mitsotakis, los dos líderes acordaron que el traspaso de poderes se efectuará este mismo lunes, inmediatamente después de que el ganador jure en el cargo ante el presidente del país, Prokopis Pavlópulos, ceremonia que está prevista para la13.00 hora local (10.00 GMT).

Ahora en Portada 

Comentarios