Los talibanes se atribuyen el asesinato de los dos guardias civiles

  • En un comunicado, los talibanes se atribuyeron la responsabilidad por las muertes de dos guardias civiles y un intérprete españoles a manos de un chófer de la Policía afgana en una base militar en la provincia noroccidental afgana de Badghis. El ministro de Interior Alfredo Pérez Rubalcaba no ha podido confirmar la autoría de los asesinatos.
En un comunicado, los talibanes se atribuyeron la responsabilidad por las muertes de dos guardias civiles y un intérprete españoles a manos de un chófer de la Policía afgana en una base militar en la provincia noroccidental afgana de Badghis.
En un comunicado, los talibanes se atribuyeron la responsabilidad por las muertes de dos guardias civiles y un intérprete españoles a manos de un chófer de la Policía afgana en una base militar en la provincia noroccidental afgana de Badghis.
EFE
EFE | lainformacion.com

Dos guardias civiles destinados en Afganistán -un capitán y un alférez- han fallecido en la provincia de Badghis, al noroeste de este país, tras ser tiroteados según fuentes del Ministerio del Interior confirmadas por el ministro de interior, Alfredo Pérez Rubalcaba. Por su parte no ha podido confirmar que la acción nació desde los talibanes.

Los talibanes se atribuyeron a través de un comunicado la responsabilidad por las muertes de dos guardias civiles y un intérprete, lo tres de nacionalidad española. El suceso se produjo a manos de un chófer de la Policía afgana en una base militar en la provincia noroccidental del país.

Dos guardias civiles destinados en Afganistán han fallecido en la provincia de Badghis, al noroeste de este país, tras ser tiroteados según fuentes del Ministerio del Interior confirmadas por el ministro Rubalcaba. Los talibanes se atribuyeron la responsabilidad por las muertes de dos guardias civiles y un intérprete, lo tres de nacionalidad española. El suceso se produjo a manos de un chófer de la Policía afgana en una base militar en la provincia noroccidental del país.

Los dos fallecidos son el capitán José María Galera Córdoba, de 33 años de edad, natural de Albacete y el alférez Abraham Leoncio Bravo Picallo, de 33 años de edad, natural de Vimianzo (A Coruña). Ambos era miembros de la POMLT, los equipos policiales de adiestramiento y enlace, en la base en Qala e Naw, integrados en una misión de adiestramiento de la OTAN, para el entrenamiento y formación de la policía afgana. Ambos se encontraban allí desde marzo de este año y su relevo estaba previsto para el 22 de septiembre.

Rubalcaba justifico ante los medios las razones por las que los cuerpos de seguridad españoles se encuentran todavía en el país afgano. Las misiones de formación de la policía afgana son indispensables para el proceso de enlace.

Además de los dos agentes, en el tiroteo ocurrido en la base de Qala i Naw ha muerto un intérprete iraní nacionalizado español durante una clase de formación que la Guardia Civil impartía a las fuerzas de seguridad afganas.

Las fuerzas de seguridad repelieron el ataque, dispararon y abatieron al agresor. La muerte de estos dos agentes eleva a 92 el número de españoles fallecidos pertenecientes a la misión desplegada en Afganistán desde 2002 dentro de la Fuerza Internacional de Seguridad y Asistencia (ISAF).

Mostrar comentarios