Sábado, 19.10.2019 - 15:18 h
Las imágenes dan la vuelta al mundo

Una niña de dos años se entrega a la Policía de Florida con los brazos en alto

Imitando a su padre, que era sospechoso de un robo, la pequeña se baja del coche haciendo el típico gesto de rendición.

La Policía busca al padre de 5 niños hallados muertos en Florida
La Policía de Florida ha sido muy criticada por estas imágenes.

En un mundo en el que las redes sociales se han convertido en los canales de mayor difusión de la opinión pública y de la información, casi a diario suceden hechos que se convierten en virales. Si bien el último ha logrado enternecer a los internautas de todo el mundo, porque su protagonista es una niña de solo dos años.

Todo sucedió el pasado fin de semana en Florida, donde la Policía, alertada de un posible robo, empezó una persecución a un coche al que le dio el alto para que parase. En él viajaba una familia, de la que los padres eran los principales sospechosos del hurto. Cuando las autoridades le ordenan que pare y que sus ocupantes salgan con los brazos en alto, la sorpresa es mayúscula, porque junto a los adultos abandona el vehículo una niña de tan solo dos años que, imitando a sus padres, también baja con los brazos en alto.

En las imágenes, que ya han dado la vuelta al mundo, se puede ver a la pequeña saliendo del coche para entregarse a la Policía con los brazos en alto y descalza, lo que ha enternecido aún más al público. Sobre todo, porque en las imágenes se puede ver a los policías apuntándole con sus armas, lo que ha generado múltiples críticas.

No obstante, la versión oficial de la Policía es bien diferente. A pesar de que reconocen que estaban alertados de que los padres de la niña eran los autores del robo, trataron con total delicadeza a la pequeña, a la que tranquilizaron y conminaron a que volviera al coche con su madre. De hecho, en el vehículo había otro niño todavía más pequeño, un bebé. 

Por ello, los agentes dijeron a la madre que se quedara tranquila con los niños y cuidara de ellos, mientras se hacían cargo del padre. Además, han justificado que llevaran tantas armas señalando que les habían avisado de que los sospechosos también iban armados. De hecho, la cúpula policial habría revisado las imágenes de esta brigada para asegurarse de que habrían actuado correctamente con los menores.

Si bien las imágenes de la pequeña entregándose a la Policía ya han quedado en la retina de muchos y están siendo utilizadas para criticar la vehemencia policial en Estados Unidos. Unas formas que se vienen cuestionando desde hace un tiempo por su comportamiento con los menores y las minorías étnicas.

Ahora en Portada 

Comentarios