Martes, 18.02.2020 - 11:31 h

La ola de secuestros en Venezuela sigue imparable: se producen 25 raptos al día

El índice de secuestros en el país sudamericano se ha disparado un 161,2% en los primeros meses del año, en comparación a igual período de 2015.

Las bandas de delincuentes han cambiado su 'modus operandi': crecen los raptos exprés y ya no solo actúan por las noches, sino que lo hacen de manera impune a plena luz del día.

Agentes de la Guardia Nacional Bolivariana, en Caracas.

En la secuencia lógica del terrible escenario económico y social que padece Venezuela, primero fue la pobreza, después la escasez... y ahora la inseguridad más galopante. En un contexto dramático, prácticamente al límite, los habitantes del país caribeño conviven atenazados entre el hambre y la violencia extrema. 

Muchísimos jóvenes encuentran en la delincuencia una salida desesperada para intentar sobrevivir, y se suman a las legiones de bandas de criminales que han situado a Venezuela como uno de los puntos más sanguinarios y salvajes del planeta. En medio de este escenario, asoma un flagelo cada vez más común: los secuestros.

En lo que va de año, el índice de raptos extorsivos se ha disparado un 161,2% en comparación a cifras del 2015. Tan solo a lo largo de esta semana ocurrieron 175 secuestros de personas en todo el territorio nacional (una media de 25 al día), mientras que el pasado el número de víctimas sumaba 67, en igual período.

La alarma de la población es tal que las denuncias se acumulan en las sedes policiales. Hay regiones venezolanas donde la infraestructura de las fuerzas de seguridad no es suficiente, ya que además deben atender otras urgencias cotidianas como los saqueos a tiendas, comercios y demás establecimientos.

Tanto en Caracas como en el distrito de Miranda, los secuestros se han recrudecido un 85,7% debido a la gran cantidad de bandas delictivas que han aflorado en los últimos tiempos.

Durante este mes, en Caracas han sido secuestradas 16 personas, mientras que en Miranda aún cinco permanecen en cautiverio. 

Una de las modalidades más usuales que está cobrando fuerza a la hora de los raptos son los denominados secuestros 'exprés'. Se trata de una modalidad mediante la cual los delincuentes toman cautivas víctimas al azar, y las llevan por sucursales bancarias, amenazándolas a punta de pistola para que retiren dinero de los cajeros.

Sin embargo, la forma de 'secuestro tradicional' se sostiene. Es decir, las bandas de secuestradores toman cautivas a las víctimas y piden un rescate a sus familiares o amigos para liberarlas. Para ello, necesitan de otra estructura y logística más amplia.

En este sentido, según han filtrado fuentes policiales a los medios venezolanos, el número de pagos para que las víctimas sean liberadas ha ascendido de un 37% a un 43,4%. La mayoría de las veces los captores exigen divisas extrajeras y las cifras reclamadas giran en torno a los 250.000 euros. La capacidad de los secuestrados para quedarse con las víctimas se hace cada vez mayor.Modus operandi de los secuestradores

Según recoge el diario venezolano El Nacional, uno de los motivos que explica el impresionante número de secuestros en Venezuela es la impunidad con la que actúan las bandas en el eje de la zona de Caracas denominada 'Cementerio-Cota 905'. 

"Las bandas que se han incorporado al secuestro a menudo afrontan problemas con el ejercicio de la violencia hacia las víctimas. Los agentes de la División Antiextorsión y Secuestros de la policía judicial han vigilado desde diversos puntos la actividad de las bandas que operan en esa zona", describe el mencionado medio.

Los grupos de secuestradores cambian sus métodos. Ahora han adelantado las horas en las que salen a capturar a sus víctimas. Antes lo hacían por las noches, pero ahora actúan de manera impune a plena luz del día. Mientras tanto, todo parece indicar que el número de raptos continuará creciendo en los próximos meses.

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING