Lunes, 17.02.2020 - 04:56 h

Y los votantes más fieles a la ultraderecha alemana son... inmigrantes y judíos rusos

En el distrito germano de Haidach, el 60% de los vecinos son extranjeros. Esto no impide que la radical AfD triunfe en las urnas.

Ultraderecha alemana
Y los votantes más fieles a la ultraderecha alemana son... los inmigrantes de Rusia

Casas en tonos pastel, parques públicos con los setos recortados y poco tráfico. El idílico distrito de Haidach, al suroeste de Alemania no parece distinto a los que lo rodean, aunque sus votantes sí lo son. No tanto porque constituyan el campo más fértil para la ultraderechista Alternativa para Alemania (AfD), a la que se encomendaron el 37% de sus vecinos en las elecciones federales de 2017... sino porque un 60% de los residentes de Haidach son inmigrantes, o lo son sus ascendientes directos.  El perfil de los vecinos del distrito que proceden de fuera de Alemania es muy concreto. No vienen de África, Asia u Oriente Medio sino de Rusia. A pesar del éxito de AfD en los comicios de 2017, los resultados demuestran un ligero descenso respecto al apoyo que obtuvo en las elecciones regionales de Baden-Württemberg de 2016, cuando el partido se hizo con el 43 % de los votos en Haidach.

Aunque desde fuera AfD es vista como una fuerza nativista intolerante con los extranjeros, en la política alemana es en este grupo donde halla uno de los principales apoyos, aunque no incluye todos lo orígenes. El partido afirma que un tercio de sus votantes son de origen ruso y, a pesar de lo exagerado de la cifra, un estudio reciente ha demostrado que el apoyo al partido de este perfil de votante sobrepasa el promedio nacional... y esto incluye a los judíos. Pese a la naturaleza xenófoba y antisemita del partido, entre sus votantes se cuenta un pequeño pero creciente número de judíos rusos. Y la AfD es muy consciente de este hecho. En las elecciones de 2017, la formación presentó hasta seis candidatos del Bundestag que nacieron en la antigua Unión Soviética, y dos de ellos, Anton Friesen y Waldemar Herdt, ahora son diputados en ese cuerpo. Estos fenómenos emergentes sugieren que puede ser el momento de volver a analizar lo que significa ser un partido de extrema derecha y un votante de extrema derecha.

En las elecciones de 2017, AfD presentó a seis candidatos del Bundestag que nacieron en la antigua Unión Soviética, y dos de ellos, Anton Friesen y Waldemar Herdt, ahora son diputados en ese cuerpo. Estos fenómenos emergentes sugieren que puede ser el momento de volver a analizar lo que significa ser un partido de extrema derecha y un votante de extrema derecha. Dado que el Gobierno alemán evita las estadísticas sobre el origen étnico de sus ciudadanos, se ignora cuántos hablantes de ruso viven actualmente en Alemania. Una estimación conservadora de la Universidad de Osnabrück sugiere que alrededor de 3 millones de los 83 millones de residentes del país nacieron en la antigua Unión Soviética

La fuerza de la "minoría invisible"

La mayoría de estos últimos son alemanes étnicos, también conocidos como alemanes del Volga o Russlanddeutsche, cuyos antepasados ​​emigraron al Imperio ruso en el siglo XVIII. Después del colapso de la Unión Soviética en 1991, más de 2 millones regresaron a Alemania junto con varios cientos de miles de judíos rusos, rusos étnicos y otros pueblos soviéticos. Aunque el término "Russlanddeutsche" se refiere formalmente a los alemanes étnicos, a menudo se usa como taquigrafía para toda la población de habla rusa de Alemania.

Los inmigrantes de origen ruso o soviético a menudo se describen como una "minoría invisible". Ya en 2013, un informe escrito por la Oficina Federal de Migración y Refugiados identificó a la comunidad como políticamente desinteresada, y antes de 2017 recibió poca atención en el entretenimiento alemán. o medios de noticias. En 2017, el periodista Nikolai Mitrokhin escribió: "Los canales de televisión alemanes ignoran casi por completo a 'Russophones'. No hay moderadores rusos o actores principales en las series, y rara vez participan en programas de entrevistas ... No se hacen documentales sobre los problemas y logros de los hablantes de ruso". Puede que el radical abrazo de la AfD se haya convertido en el último clavo ardiendo frente a la invisibilidad.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING