Sábado, 23.06.2018 - 04:49 h
Telediaria

'Factor X' llega a Telecinco: su táctica para no parecer 'OT', 'La Voz' o 'Got Talent'

Factor X
El que posa diferente y el resto.

Este viernes, Telecinco estrena Factor X para continuar con su apuesta de prime times de entretenimiento. De nuevo, otro talent show que comparte canal con La Voz, llega justo tras la final de Got Talent y aterriza en plena resaca del boom del retorno de Operación Triunfo. A priori, con estos teloneros, puede parecer que Factor X lo tiene más complicado: el público ya está muy resabiado de concursos musicales con un jurado como contrapunto.

De hecho, esta vez, Telecinco ha optado por un jurado sin demasiados experimentos. La cadena acude a dos rostros que el público ya tiene interiorizado su perfil televisivo. Por tanto, dos nombres que el espectador conoce y reconoce: la temperamental e incisiva mirada de Risto Mejide y el carácter imprevisible de Laura Pausini. Dos nombres que no hay que presentar, que la audiencia tiene pillado su punto y, como consecuencia, ya traen una mochila de un público fidelizado. Junto a ellos, se suma la experiencia de un reputado profesional de la radiofórmula musical, ahora en Los 40, Xavi Martínez y el músico y productor Fernando Montesinos.

Risto otorga continuidad de Got Talent y Laura Pausini pasa el testigo de La Voz a un remozado X Factor que vuelve a España tras años de éxito internacional y, paradójiacamente, cuando su fórmula ya evidencia los síntomas de desgaste en la televisión internacional. Pero en España ha pasado el tiempo suficiente  para que espectador medio haya olvidado completamente la existencia de una etapa de este formato en Cuatro con Nuria Roca como presentadora (y bailarina de la sintonía).

Ahora Factor X retorna con Jesús Vázquez. Otro clásico de los talents shows musicales de Telecinco y uno de los presentadores más solventes de la emisora. Laura Pausini, Risto Mejide, Jesús Vázquez... da la sensación que Telecinco quiere que el espectador piense que todo es un mismo programa de éxito interminable. Pero los sabios responsables de Factor X, la productora FremantleMedia, han tenido claro que tienen que perfilar esas diferencias que atraen la atención del público masivo a un formato musical que no es tan igual como parece a La Voz u Operación Triunfo. A pesar de que lo presente Jesús Vázquez.

Para empezar, inteligentemente, se ha optado por realizar la primera fase del concurso, las audiciones, en una lugar sin público. Los concursantes estarán solos frente al jurado, fomentando un ambiente más íntimo, sin la ovación de la audiencia en un teatro como sucede en Got Talent. Esto ya marca un sello distintivo y, además, fomenta más evolución en el crecimiento personal de los elegidos, pues se les irá viendo afrontar diferentes situaciones: primero en la intimidad de la cola del casting, con un guion que explica y define su personalidad (y en algún caso de este casting parece que también la de tu ex novio), para, después, los elegidos enfrentarse a la tensión de dar el salto a un plató de televisión con una escenografía y el aplauso o decepción del respetable, además del jurado.

También existe cierta diferencia de base en la mecánica como explica el productor ejecutivo de FremantleMedia Mario Briongos: "Es el único formato que tiene cuatro categorías para concursar, chicos de 16 a 24 años, chicas de 16 a 24 años, mayores de 25 y luego por grupos. Eso ya no lo tienen otros talent shows. Y luego está el perfil de lo que buscamos. No estamos buscando una buena voz, no estamos buscando alguien que cante muy bien. Y eso los jueces lo entienden. Viene gente que canta muy bien, pero puede venir alguien que puede desafinar y, en cambio, tiene algo. Tiene estrella". Y esa estrella es el Factor X, que lanzó al triunfo a James Arthur, One Direction, Angy o Leona Lewis.

"Los concursantes son muy dispares, hay traperos, hay raperos, hay gente que está en la calle. No son la gente que está en OT o La Voz. El jurado flipa porque cada uno es distinto a los demás. Queremos crear un programa con una entidad musical diferente. Cada minuto es un estilo de música, que asombra porque no te esperas.. Todos tienen un punto de vista de la música diferente. Ese es el futuro, la variedad", sentencia Steve Kelly, director del programa y con largo recorrido profesional en ediciones internacionales de X Factor (UK, Italia, Australia...). Tiene meridiana razón. Y ese también es el porvenir de la televisión: la variedad. Y en Telecinco la variedad la presentará Jesús Vázquez, claro.

Ahora en portada

Comentarios