Martes, 19.11.2019 - 06:54 h
Telediaria

'La 2 Noticias' cumple 25 años: la lección de sus inicios que debe inspirar al periodismo del futuro

“Vaya día para comenzar”. Así, con este comentario coloquial que rompía los serios protocolos de los 'Telediarios' convencionales,  Lorenzo Milá comenzó el primer 'La 2 Noticias'. Era el 7 de noviembre de 1994 y la corrupción era noticia.

Este primer gesto de Milá ya revolucionaba la forma de comunicar al espectador: el presentador de un 'Telediario' arrancaba soltando un guiño de complicidad con su espectador y marcaba la diferencia de este informativo con otros: joven, próximo y que intentaba hablar el mismo idioma que su público.

Milá, Fran Llorente -editor- y Fernando Navarrete –realizador- fueron los tres responsables detrás de aquella pionera 'La 2 Noticias'. Estaban haciendo historia al entender que la creatividad audiovisual enriquece la esencia del periodismo de siempre.  Así acercaron a nuevos públicos a la información televisiva a través de una segunda cadena juvenil y hasta con un punto transgresor. Una imagen muy diferente a La 2 de ahora, altamente envejecida, cuando la cultura es mejor si se mira con un inclusivo prisma joven que, al final, atrae a todos los tipos de espectadores.

Sin saberlo, aquel 7 de noviembre de 1994, con 'La 2 Noticias' TVE se adelantaba a una manera de elaborar la información que será clave para la superviviencia de los informativos en la década del 2020 y seguir ejerciendo un servicio público en el panorama de la TV bajo demanda y la ruidosa sobreinformación y desinformación que fluye en las frenéticas e intensas redes sociales. 

Este antídoto para la revolución de consumos televisivos e informativos lo tenía 'La 2 Noticias' desde sus orígenes. Y se llama: periodismo de autor que, por cierto, es compatible con la honestidad que es lo más próximo a la objetividad. El porvenir de los 'Telediarios', que ya atesoraba 'La 2 Noticias, está en recuperar la osadía de apostar por la mirada propia a la hora de narrar la actualidad, que completa y contextualizar lo que ya han narrado otros.

Con el paso de los años y la popularización de los consumos de información en prácticamente directo, con sólo un clic en el teléfono móvil, no tendrán sentido los 'Telediarios' que resumen la información al unísono y de manera intercambiable en todas las cadenas a la vez. El foco estará en cómo se explica el caudal informativo con perspectiva.

Ya no basta que el teletipo, la rueda de prensa y el comunicado oficial marque la agenda del periodista. El periodista es el que debería marcar la agenda, abriendo la puerta de los despachos y pisando más la calle. Eso es lo que hizo de manera brillante 'La 2 Noticias' en sus orígenes: se salió del guion preestablecido con la inteligencia de equilibrar la obligación rutinaria de una televisión pública con una capacidad, amplia de miras, de tomar el pulso a la necesidad social.

'La 2 Noticias' no era un compendio de información, era un programa de contar historias con una autoría rotunda de periodistas que, aunque el espectador no conocía, sí reconocía por su manera de narrar. El público establecía lazos de implicación con el programa, el formato fomentaba vínculos de credibilidad con los nombres propios que elaboraban cada crónica. Cada reportaje, tenía una identificable autoría detrás. Esta característica será relevante en los tiempos que vienen, donde el espectador buscará prescriptores por temáticas o contenidos en los que se fía por su trayectoria y capacidad de divulgar. Expertos profesionales de cabecera que aportan perspectiva sosegada a la marabunta de información.

Pero sosiego no es sinónimo de aburrido. Para llegar a la gente, también será decisivo hacerlo con una versátil creatividad. Tampoco es nuevo, ni un imposible inalcanzable. 'La 2 Noticias' ya lo consiguió. Su relevancia la alcanzó por entender el servicio más público del periodismo. No quedarse en el hecho y preocuparse por el enfoque. ¿Qué preguntas se hace el espectador? El programa no se fijaba sólo en el ‘qué había pasado’. Era un informativo didáctico e incluso interactivo, antes de que se inventaran las redes sociales, por la forma de explorar en las noticias y por la manera en la que se construía visualmente las escaleta del espacio. Los temas se iban hilando con una claridad que muchas veces no precisaban ni incluso entradillas del presentador mirando a cámara. El programa iba relatando, de forma transversal, las informaciones cuando podían tener relación entre sí. Como consecuencia y con ayuda de un contundente grafismo con rótulos que enriquecían la narración, se desprendía una aplastante armonía visual, sin temor a tomarse ciertas licencias. Demostrando que se puede hacer un informativo de fondo serio con guiños hacia un espectador cómplice, como cuando Lorenzo Milá acabó colgándose una cucharilla de la nariz.

También el carácter del comunicador será fundamental en la tele que sobrevivirá en el futuro: no desaparecerán los presentadores de los informativos como se especula. Todo lo contrario: el espectador demandará comunicadores en los que confiar. Al igual que es relevante que cada noticia o reportaje tenga una autoría detrás, del periodista y del realizador o cámara, la audiencia busca a presentadores que atesoran esa credibilidad que ordena ideas en un momento de constantes multimpactos informativos que llega a nuestras manos sin saber quién está detrás. De nuevo, nombres propios empáticos y reputados contra el anonimato del universo informativo viral.

Cantera de presentadores-autores

Desde Milá a Paula Sainz-Pardo, actual presentadora, han pasado por la mesa de 'La 2 Noticias' profesionales como Beatriz Ariño, Cristina Villanueva, José Carlos Garrardo, María Oña,  Carlos del Amor o Mara Torres, que estuvo al frente desde 2006 a 2018. El programa ha superado diferentes etapas, mejores y peores, pero es indudable que ha sido una escuela del periodismo en televisión que recuerda que informar es narrar bien una historia, prestar atención a los silencios y, sobre todo, no dejar nunca de escuchar pensando en el espectador más que en el ego del periodista.  Ahí está el quid de la cuestión.

'La 2 Noticias' se adelantó, con carácter y sin amedrentarse a jugar con la imaginación de los trucos de la tele, a estos factores que marcan el futuro de la televisión. Y, hoy, 'La 2 Noticias', 25 años después, intenta volver a encontrar su sitio. Es astuta a la caza de la visibilidad compartiendo sus trabajos en las redes sociales. La tele ya no se ve sólo por la tele. Incluso ha incorporado las actuaciones musicales en directo, al final del informativo, para documentar el arte que está y que, sin embargo, no encuentra hueco en la televisión. Pero este informativo contracorriente necesita más contenido periodístico propio para alcanzar la notoriedad. Habrá que, de nuevo, hacer la revolución.  La entidad de marca de La 2 como cadena lo necesita. O rejuvenece y se transforma en un atractivo sello cultural multisoporte y multitarget -con ese aire transgresor que moviliza los sentidos hasta alzarte como influyente- o la vieja UHF se desvanece para siempre. 

@borjateran

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING