Detenidos dos jóvenes en Melilla por tentativa de homicidio tras apuñalar a otro joven siete veces

La Policía Nacional ha detenido en Melilla a dos jóvenes de 19 y 23 años como presuntos autores del apuñalamiento de otro joven, al que asestaron siete pinchazos, que obligaron, tras un día ingresado en el Hospital de Melilla, a ser trasladado a un centro con más medios para atender sus heridos como el Hospital Carlos Haya de Málaga, donde permanece en "estado grave".

Según ha informado este viernes a Europa Press un portavoz de la Jefatura Superior de Policía, el arresto se ha producido después de diez días de investigación, que han permitido a los agentes de la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV) dar con los dos supuestos autores ahora acusados de "tentativa de homicidio", por su vinculación con la agresión con arma blanca que sufrió un joven melillense de 20 años el pasado día 12 de septiembre en la calle Ibáñez Marín.

El portavoz policial ha recordado que a las 22,15 horas del pasado 12 de septiembre un joven que transitaba por la citada calle fue sorprendido por varios individuos que le rodearon e intentaron arrebatarle su teléfono móvil.

"Como han puesto de manifiesto las pesquisas realizadas, la víctima se resistió y lanzó varios puñetazos que alcanzaron en el rostro a uno de los agresores que posteriormente ha resultado detenido", ha detallado.

El joven agredido recibió siete heridas por arma blanca, tres en las piernas y cuatro en el tórax que afectaron al pulmón y al hemopericardio, siendo ingresado de inmediato en la UCI del Hospital Comarcal y posteriormente trasladado al Hospital Carlos Haya de Málaga donde continúa ingresado en estado grave.

El portavoz policial ha señalado que si bien en un principio los agentes de la UDEV orientaron sus pesquisas hacia el robo como móvil de la agresión, las declaraciones de testigos y las investigaciones realizadas "han llevado a que la detención se haya producido, además de por robo, por tentativa de homicidio".

Así, ha apuntado que el más joven de los detenidos, un marroquí de 19 años, había sido reseñado anteriormente por infracción a la Ley de Extranjería, mientras que el mayor, un español de 23 años, cuenta con diversos antecedentes por robo con fuerza en las cosas, reclamación judicial y robo con violencia e intimidación.

Ahora en portada

Comentarios