La Guardia Civil detiene a cuatro personas por delito de estafa en viviendas de alquiler

La Guardia Civil detiene a cuatro personas que responden a las iniciales A.L.A., de 47 de edad y de nacionalidad española; J.C.F., de 22 años de edad y de nacionalidad española; H.F.C.R., de 34 años de edad y de nacionalidad extranjera; y la mujer M.B.S.P., de 43 años de edad y de nacionalidad extranajera, por delito continuado de estafas en el alquiler de viviendas vacacionales en Lanzarote.

En concreto, la Benemérita ha llevado a cabo la operación denominada Fastnet que se inició en la isla de Lanzarote pero las detenciones de los presuntos estafadores se llevaron a cabo en Madrid. Estos llegaron presuntamente a estafar la cantidad de 15.355 euros, según informó la Guardia Civil en nota de prensa.

Las detenciones se produjeron los primeros días de agosto de este año por agentes del Equipo Territorial de la Policía Judicial (ETPJ) de la Guardia Civil de Costa Teguise (Lanzarote) en la provincia de Madrid, arrestando a las cuatro personas citadas que, señalan, pertenecían a una organización criminal y falsificación de documentos.

Estas detenciones fueron producto de una investigación que los agentes iniciaron en noviembre de 2016 y concluyó en junio de 2017, periodo en el que obtuvieron varias denuncias en Lanzarote sobre presuntas estafas telemáticas de alquiler de viviendas vacacionales.

Además, se llevó a cabo una investigación para averiguar el método utilizado para realizar estas estafas, así como de la cantidad de las mismas. En este sentido, se comprobó que en diferentes páginas web de alquiler de viviendas vacacionales y también en otras de compraventa, difundían anuncios, remitiendo los supuestos arrendadores, tras ponerse en contacto con las potenciales víctimas, un modelo de contrato de alquiler, a la vez solicitaban una transferencia bancaria en concepto de reserva y la fotocopia de los documentos de identidad de las personas interesadas.

Sin embargo, una vez realizado el envío de la documentación mediante mail y la transferencia del dinero solicitado, se perdía cualquier tipo de contacto con los anunciantes.

De igual modo, para darle mayor credibilidad en las posibles conversaciones de interés que se hacían por teléfono, hablaba una mujer con acento español con el objetivo de reforzar una imagen de seriedad, pero el número de teléfono de contacto variaba de un anuncio a otro.

En algunas ocasiones, los anuncios fraudulentos eran copias de anuncios ya puestos anteriormente o bien se ofertaban viviendas inexistentes, dándose casos incluso en los que las víctimas no se percataban del engaño hasta el momento en el que se personaban en el lugar de su destino vacacional.

De esta manera, para la publicación de los anuncios y la elaboración de los contratos falsos de arrendamiento, los presuntos autores utilizaban incluso identidades de terceras personas que habían previamente recabado por diferentes medios, incluidas las de víctimas anteriores.

De este modo, la Policía Judicial de Costa Teguise localizó gran cantidad de víctimas, de diferentes lugares como Gran Canaria, Huesca, Cádiz, Barcelona, Islas Baleares, Asturias, Cantabria, Málaga, Jaén y el país de Reino Unido, aclarando por el momento un total de 15 delitos de estafa que inicialmente parecían ser hechos aislados pero que han resultado finalmente estar relacionados formando parte de la actividad de una organización delictiva.

Por último, la investigación se encuentra abierta y no se descartan nuevas detenciones, estando judicializada en diferentes partidos judiciales.

Finalmente, la Guardia Civil da algunas recomendaciones para evitar este tipo de delitos como el comprar a través de sitios contrastados y con acreditada reputación, desconfiar de vendedores que ofrecen súper ofertas, buscar en la red referencias sobre los vendedores y los anuncios antes de realizar la compra, entre otras.

Además, los sistemas de envío de dinero aportan al vendedor un alto grado de anonimato, por lo que recuerda que cualquier empresa medianamente seria no manda correos con dominios de Gmail, Hotmail o Yahoo, sino que tienen su dominio propio.

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios