Intervienen en Melilla 23.000 mantas y 6.000 cerraduras falsas de unas conocidas marcas comerciales

Dos empresarios de Melilla han pasado disposición judicial como supuestos autores de un delito contra la propiedad industrial

Intervienen en Melilla 23.000 mantas y 6.000 cerraduras falsas de unas conocidas marcas comerciales

La Guardia Civil de Melilla ha intervenido en el puerto de Melilla dos contenedores con artículos falsos, en concreto 23.000 mantas con logotipos de dibujos infantiles muy conocidos y 6.000 cerraduras de una reconocida marca comercial. Los consignatarios de la mercancía, dos empresarios de Melilla, han pasado como investigados a disposición judicial como supuestos autores de un delito contra la propiedad industrial.

Según ha informado este martes un portavoz de la Comandancia de Melilla, los servicios se iniciaron a finales de los meses de noviembre y diciembre del pasado año, en el puerto melillense, con ocasión de los controles e inspecciones selectivas de la mercancía llegada vía marítima que lleva a cabo la Unidad de Análisis de Riesgos, al registrar dos contenedores, con mercancías declaradas como "cerraduras para edificios" y "mantas de fibra acrílica".

Tras la apertura de dichos contenedores y reconocimiento físico de la mercancía, apreciaron en el primero de ellos, el que portaba las cerraduras declaradas, un contenido de 100 cajas, que contenían del orden de unas 6.000 cerraduras con el logotipo e inscripción de una reconocida marca comercial, "susceptibles por determinados indicios de no ser auténticas y corresponderse con la marca comercial registrada", ha detallado el portavoz policial.

En relación con el segundo contenedor, apreciaron tras su apertura, unos primeros paquetes bien apilados y envasados, que contenían mantas sin ningún tipo de logotipo comercial. Sin embargo, al continuar con la inspección, tras esos primeros paquetes, se hallaron del orden de otras 23.000 mantas, que sí portaban logotipos y dibujos infantiles de diversas marcas comerciales, "susceptibles de ser manifiestamente falsas".

Ello motivó su intervención cautelar e instrucción de diligencias judiciales, al apreciarse indicios de delitos contra la propiedad industrial, y la práctica de gestiones para determinar el origen de la mercancía, su consignatario y destino presumible de la misma.

DESTINO MELILLA Y MARRUECOS

El portavoz de la Comandancia de Melilla ha subrayado que las gestiones realizadas con los representantes legales de las marcas en España y las pruebas periciales realizadas, confirmaron la falsedad de los productos intervenidos, apreciándose respecto de las cerraduras una falsificación de los productos "muy buena tanto por el material utilizado para su fabricación, como el de los embalajes", prácticamente igual a los originales y que inducían a error respecto de los auténticos. El valor conjunto de la mercancía intervenida supera los 450.000 euros.

El destino final de la mercancía falsificada intervenida presumiblemente era la venta en diversos establecimientos de la ciudad, y por su cantidad, también en Marruecos.

Los consignatarios de ambas mercancías son dos empresarios afincados en la ciudad de Melilla, varones, uno de nacionalidad española y otro marroquí con tarjeta de residencia comunitaria, que han pasado como investigados a disposición judicial como supuestos autores de un delito contra la propiedad industrial, quedando la mercancía intervenida depositada en el Almacén de la Aduana de Melilla a disposición de la Autoridad Judicial que entiende del caso.

Intervienen en Melilla 23.000 mantas y 6.000 cerraduras falsas de unas conocidas marcas comerciales

Temas relacionados

Ahora en portada

Comentarios