Miércoles, 18.10.2017 - 08:01 h

Ronaldo defendió ante el juzgado que su ética es tributar siempre: "No puede haber delito porque yo quiero ser honesto"

"Yo no puedo ocultar nada, sería ridículo por mi parte. Soy un libro abierto"

Ronaldo defendió ante el juzgado que su ética es tributar siempre: "No puede haber delito porque yo quiero ser honesto"
Ronaldo defendió ante el juzgado que su ética es tributar siempre: "No puede haber delito porque yo quiero ser honesto"

El jugador del Real Madrid Cristiano Ronaldo manifestó en su declaración ante el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Pozuelo de Alarcón del pasado lunes que su "ética de vida" es tributar conforme a la legislación y que "siempre" lo ha hecho, tanto en España como en Inglaterra. En consecuencia, subrayó que "no puede haber delito" porque siempre quiere ser "honesto"

"Yo siempre tributé, siempre. En Inglaterra y en España. Y siempre tributaré. Como usted sabe, yo no puedo ocultar nada, sería ridículo por mi parte. Soy como un libro abierto. No hay más que entrar en Google y de Cristiano sale todo. Por ejemplo en la revista Forbes salió ahora lo que gano", detalló Ronaldo.

Así lo expuso el jugador durante su declaración de hora y media en el juzgado, a la que ha tenido acceso Europa Press, tras acudir al Juzgado a declarar como investigado por presuntos cuatro delitos contra la Hacienda Pública cometidos entre los años 2011 y 2014 por supuesto fraude tributario de 14,7 millones de euros.

Ronaldo manifestó durante la hora y media que duró su comparecencia que "nunca" ha ocultado sus ingresos" en sus declaraciones ni ha tenido "la más mínima intención de evadir impuestos".

En ese sentido, el delantero del Real Madrid recalcó que la estructura que usa para gestionar sus derechos de imagen --en referencia a la sociedad Tollin-- la creó en 2004 cuando vivía en Inglaterra y que sus asesores le comentaron que era correcta. Por ello, al llegar a España para jugar en el Real Madrid se mantuvo.

Además, el jugador ha insistido que cuando jugaba en Inglaterra le recomendaron que creara una sociedad para administrar sus derechos de imagen a nivel mundial. En ese sentido, ha comentado que fue el propio Manchester United y uno de los abogados del club, Chris Farnell, quienes le aconsejaron que procediera de esa forma.

"YO QUIERO SER UNA EXCEPCIÓN EN EL CAMPO, FUERA QUIERO SER UNO MÁS"

En consecuencia, el jugador ha negado que esa estructura fuera una recomendación de su representante, Jorge Mendes, ni de su abogado (Carlos Osorio) sino que partió del propio club (Manchester United) y de Farnell, quien le comentó que era "lo que hacían todos los futbolistas".

"Yo no quería ser una excepción. Sí quiero ser excepción, siempre dentro del campo, pero fuera del campo quiero ser una más, como los demás", relató en su intervención Ronaldo, quien rememoró que cuando militaba en 'los diablos rojos' (como popularmente se conoce al Manchester United) tenía 18 años y que le recomendaron ese mecanismo en lo referente a sus derechos de imagen.

Por ello, remarcó ante la titular del Juzgado que se "fía de sus asesores, que son los mejores". "Les pago bien para que hagan bien mis cosas y lo dejo todo en sus manos (...) Yo siempre doy poderes a la gente que trabaja para mí, para que puedan hacer bien su trabajo", señaló en otro momento.

Además, explicó sobre su declaración de impuestos que sus colaboradores, en los que confía, le dijeron que tenía que pagar en 2014 y que ese año abonó "todo" en su declaración. "Me dicen los especialistas, al hacer las cuentas, que en 2014 pagué incluso más de lo que debía", apostilló el jugador.

En este sentido, el jugador manifestó en otro momento de la comparecencia que entre 2011 y 2013 no percibió ningún ingreso de Tollin y que fue en 2014 cuando "pagó todo", siguiendo el consejo de sus asesores. Luego, expuso a preguntas de la Fiscalía que posteriormente vendió sus derechos de imagen a dos sociedades del magnate y dueño del Valencia, Peter Lim.

"Yo no entiendo mucho de esto; tengo hasta sexto año de escolaridad y lo único que sé hacer bien es jugar al fútbol. Y si mis asesores me dicen 'Cris no hay problema', pues les creo", subrayó Ronaldo para indicar a la magistrada y la Fiscalía que declaró de forma voluntaria esas cantidades para abonar sus impuestos (desde el periodo comprendido entre 2009 y 2013).

"Por eso no puede haber delito, porque yo quiero ser honesto y pago siempre. Si hubiera querido ocultar, no habría declarado", enfatizó Ronaldo para añadir que él sabe que gana "mucho dinero" pero que "todo el mundo" (en referencia a sus colaboradores) sabe que su ética "es pagar".

Además, el jugador explica en otro momento que su equipo y los clubs en los que ha militado le dicen que ha actuado correctamente y manifiesta no entender por qué se le está investigando por presunto fraude fiscal.

"Todos mis asesores, el propio Manchester, el Real Madrid, me dicen que yo no he hecho nada mal, que no tengo la culpa de nada. De verdad yo no sé qué hago aquí (declarando como investigado)", explica el jugador.

Durante su comparecencia, el jugador manifiesta durante varias ocasiones que "entiende" el trabajo de los funcionarios y de la administración de justicia, pero que nunca ha ocultado nada y que es una persona "normal".

Al respecto, la titular del juzgado se dirige a Ronaldo y le comenta que si se "llamara Antonio Pérez, también hubiera venido". "No, eso no lo creo, son cuestiones técnicas", se limita a responder el jugador.

"SOY UNA PERSONA MUNDIAL"

De sus derechos de imagen, el delantero del Real Madrid explica que es una "persona mundial". "Todo lo que hago, lo hago para el mundo, no solo para un mercado. Y siempre fue así, desde el principio", explicó el futbolista.

Sobre la conocida Ley Beckham o Régimen General de Impatriados (que permitía tributar como no residentes a deportistas hasta 2015), el jugador explica que desconocía el contenido de la normativa. "Yo no sabía lo que era la Ley Beckham".

MENDES NO TIENE NINGUNA MALDAD

Preguntado por el representante de la Abogacía del Estado si la estructura societaria pudo ser recomendada por Mendes, Ronaldo asegura que simplemente es su representante y que su especialidad es conseguir "los mejores contratos para los jugadores, y punto".

"Él --en referencia a Mendes-- no tiene capacidad de entender de impuestos ni de la Ley Beckham. Jorge es como yo", comenta el jugador para añadir que su representante es la persona en quien más confía y es "honesto". "No tiene maldad alguna", remachó en su deposición.

Uno de las anécdotas de la comparecencia se produjo cuando el jugador pide beber agua y explica que su "garganta está llorando". Al minuto, le pasan al jugador un refresco y bromea, tras tomar un sorbo, que ese tipo de bebidas no puede ingerirla. Posteriormente, le pregunta a la representante del Ministerio Público si puede darle un poco de agua, a lo que accede. "No se preocupe, estoy muy sano", le dice con humor.

El jugador del Real Madrid Cristiano Ronaldo manifestó en su declaración ante el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Pozuelo de Alarcón del pasado lunes que su "ética de vida" es tributar conforme a la legislación y que "siempre" lo ha hecho, tanto en España como en Inglaterra. En consecuencia, subrayó que "no puede haber delito" porque siempre quiere ser "honesto"

"Yo siempre tributé, siempre. En Inglaterra y en España. Y siempre tributaré. Como usted sabe, yo no puedo ocultar nada, sería ridículo por mi parte. Soy como un libro abierto. No hay más que entrar en Google y de Cristiano sale todo. Por ejemplo en la revista Forbes salió ahora lo que gano", detalló Ronaldo.

Así lo expuso el jugador durante su declaración de hora y media en el juzgado, a la que ha tenido acceso Europa Press, tras acudir al Juzgado a declarar como investigado por presuntos cuatro delitos contra la Hacienda Pública cometidos entre los años 2011 y 2014 por supuesto fraude tributario de 14,7 millones de euros.

Ronaldo manifestó durante la hora y media que duró su comparecencia que "nunca" ha ocultado sus ingresos" en sus declaraciones ni ha tenido "la más mínima intención de evadir impuestos".

En ese sentido, el delantero del Real Madrid recalcó que la estructura que usa para gestionar sus derechos de imagen --en referencia a la sociedad Tollin-- la creó en 2004 cuando vivía en Inglaterra y que sus asesores le comentaron que era correcta. Por ello, al llegar a España para jugar en el Real Madrid se mantuvo.

Además, el jugador ha insistido que cuando jugaba en Inglaterra le recomendaron que creara una sociedad para administrar sus derechos de imagen a nivel mundial. En ese sentido, ha comentado que fue el propio Manchester United y uno de los abogados del club, Chris Farnell, quienes le aconsejaron que procediera de esa forma.

"YO QUIERO SER UNA EXCEPCIÓN EN EL CAMPO, FUERA QUIERO SER UNO MÁS"

En consecuencia, el jugador ha negado que esa estructura fuera una recomendación de su representante, Jorge Mendes, ni de su abogado (Carlos Osorio) sino que partió del propio club (Manchester United) y de Farnell, quien le comentó que era "lo que hacían todos los futbolistas".

"Yo no quería ser una excepción. Sí quiero ser excepción, siempre dentro del campo, pero fuera del campo quiero ser una más, como los demás", relató en su intervención Ronaldo, quien rememoró que cuando militaba en 'los diablos rojos' (como popularmente se conoce al Manchester United) tenía 18 años y que le recomendaron ese mecanismo en lo referente a sus derechos de imagen.

Por ello, remarcó ante la titular del Juzgado que se "fía de sus asesores, que son los mejores". "Les pago bien para que hagan bien mis cosas y lo dejo todo en sus manos (...) Yo siempre doy poderes a la gente que trabaja para mí, para que puedan hacer bien su trabajo", señaló en otro momento.

Además, explicó sobre su declaración de impuestos que sus colaboradores, en los que confía, le dijeron que tenía que pagar en 2014 y que ese año abonó "todo" en su declaración. "Me dicen los especialistas, al hacer las cuentas, que en 2014 pagué incluso más de lo que debía", apostilló el jugador.

En este sentido, el jugador manifestó en otro momento de la comparecencia que entre 2011 y 2013 no percibió ningún ingreso de Tollin y que fue en 2014 cuando "pagó todo", siguiendo el consejo de sus asesores. Luego, expuso a preguntas de la Fiscalía que posteriormente vendió sus derechos de imagen a dos sociedades del magnate y dueño del Valencia, Peter Lim.

"Yo no entiendo mucho de esto; tengo hasta sexto año de escolaridad y lo único que sé hacer bien es jugar al fútbol. Y si mis asesores me dicen 'Cris no hay problema', pues les creo", subrayó Ronaldo para indicar a la magistrada y la Fiscalía que declaró de forma voluntaria esas cantidades para abonar sus impuestos (desde el periodo comprendido entre 2009 y 2013).

"Por eso no puede haber delito, porque yo quiero ser honesto y pago siempre. Si hubiera querido ocultar, no habría declarado", enfatizó Ronaldo para añadir que él sabe que gana "mucho dinero" pero que "todo el mundo" (en referencia a sus colaboradores) sabe que su ética "es pagar".

Además, el jugador explica en otro momento que su equipo y los clubs en los que ha militado le dicen que ha actuado correctamente y manifiesta no entender por qué se le está investigando por presunto fraude fiscal.

"Todos mis asesores, el propio Manchester, el Real Madrid, me dicen que yo no he hecho nada mal, que no tengo la culpa de nada. De verdad yo no sé qué hago aquí (declarando como investigado)", explica el jugador.

Durante su comparecencia, el jugador manifiesta durante varias ocasiones que "entiende" el trabajo de los funcionarios y de la administración de justicia, pero que nunca ha ocultado nada y que es una persona "normal".

Al respecto, la titular del juzgado se dirige a Ronaldo y le comenta que si se "llamara Antonio Pérez, también hubiera venido". "No, eso no lo creo, son cuestiones técnicas", se limita a responder el jugador.

"SOY UNA PERSONA MUNDIAL"

De sus derechos de imagen, el delantero del Real Madrid explica que es una "persona mundial". "Todo lo que hago, lo hago para el mundo, no solo para un mercado. Y siempre fue así, desde el principio", explicó el futbolista.

Sobre la conocida Ley Beckham o Régimen General de Impatriados (que permitía tributar como no residentes a deportistas hasta 2015), el jugador explica que desconocía el contenido de la normativa. "Yo no sabía lo que era la Ley Beckham".

MENDES NO TIENE NINGUNA MALDAD

Preguntado por el representante de la Abogacía del Estado si la estructura societaria pudo ser recomendada por Mendes, Ronaldo asegura que simplemente es su representante y que su especialidad es conseguir "los mejores contratos para los jugadores, y punto".

"Él --en referencia a Mendes-- no tiene capacidad de entender de impuestos ni de la Ley Beckham. Jorge es como yo", comenta el jugador para añadir que su representante es la persona en quien más confía y es "honesto". "No tiene maldad alguna", remachó en su deposición.

Uno de las anécdotas de la comparecencia se produjo cuando el jugador pide beber agua y explica que su "garganta está llorando". Al minuto, le pasan al jugador un refresco y bromea, tras tomar un sorbo, que ese tipo de bebidas no puede ingerirla. Posteriormente, le pregunta a la representante del Ministerio Público si puede darle un poco de agua, a lo que accede. "No se preocupe, estoy muy sano", le dice con humor.

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios