Intervenidas en Melilla 14.000 pares de zapatillas deportivas falsificadas de origen chino

Intervenidas en Melilla 14.000 pares de zapatillas deportivas falsificadas de origen chino

La Guardia Civil y la Agencia Tributaria han intervenido en el puerto de Melilla más de 14.000 pares de zapatillas deportivas falsificadas que llegó desde Málaga a la Ciudad vía marítima en un contenedor procedente de China, en tránsito a Marruecos y con destino final declarado a Mauritania.

Según ha informado este miércoles un portavoz de la Comandancia, el servicio se inició el pasado mes de noviembre en el puerto de Melilla, con ocasión de los controles e inspecciones selectivas de la mercancía llegada por vía marítima que lleva a cabo la Unidad de Análisis de Riesgos, dependencia en la que se encuadran guardias civiles y personal de la Aduana y Agencia Tributaria.

El registro se realizó sobre un contenedor en tránsito hacia Marruecos, procedente de China y con destino final Mauritania, con mercancía declarada como "calzado". Tras la apertura y reconocimiento físico de la mercancía, los agentes contabilizaron un total de 744 cajas, de entre las cuales 644 su embalaje era distinto, lo que motivó su apertura e inspección, conteniendo todas ellas zapatillas deportivas con logotipos que corresponden a primeras marcas comerciales.

Una vez realizada la confronta física de esa mercancía, se apreció que eran susceptibles de ser manifiestamente falsas, lo que motivó su intervención cautelar y gestiones con los representantes legales de las marcas comerciales constituidas en España, que "han confirmado la falsedad de los productos intervenidos".

SIN IDENTIFICAR CONSIGNATARIO

Según las mismas fuentes, el material incautado alcanzaría un valor de millón y medio de euros, lo que supone la intervención de mercancía de estas características más importante de las realizadas en los últimos años en Melilla.

En los operativos de localización de la mercancía falsificada la Guardia Civil tuvo que proceder al vaciado completo del contenedor, ya que los bultos ubicados a primera vista tras su apertura contenían el calzado sin signos de copyright o de marca registrada, y la "falsificada" con las marcas conocidas y registradas se alojaban al fondo o intercalada convenientemente para dificultar su fiscalización.

La portavoz de la Guardia Civil ha indicado que la identidad real del consignatario de la mercancía no se ha podido determinar, "al venir declarada en tránsito al vecino país de Marruecos y con destino final a Mauritania". Constatada la presunta falsedad, se da inicio a la instrucción de diligencias judiciales por el presunto delito contra la propiedad industrial, quedando la mercancía intervenida en el interior del puerto de la Ciudad a disposición del Juzgado que entienda del caso.

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios