Ya hay al menos una violación al día por burundanga... y creciendo

En España se producen al año más de 1.200 violaciones. En el 31% de los casos se utilizaron drogas para someter a la víctima.La mayoría de las víctimas son chicas jóvenes de entre 18 y 27 años.

Ya hay al menos una violación al día por burundanga... y creciendo
Ya hay al menos una violación al día por burundanga... y creciendo

1.227 violaciones a lo largo de 2015. Una cada poco más de siete horas. Las cifras atienden exclusivamente a las que fueron denunciadas, pero por miedo o por vergüenza, la mayoría nunca se hacen públicas. El número de delitos contra la libertad sexual, por otra parte, superó la barrera de los 9.000 en los últimos 7 años.

Todavía no se han hecho públicos los datos de 2016, pero si se atiende a la progresión de este tipo de delito, que suele mantenerse bastante estable, se espera un número similar, en torno a las 1.300.

No obstante, fuentes consultadas por lainformacion.com destacan un dato alarmante: aproximadamente en el 31% de estas violaciones la víctima asegura haber sido sometida con algún tipo de droga, principalmente la burundanga. Es decir, una al día. Y según temen los investigadores, este porcentaje irá en aumento.

“Cada vez hay más información y, antes la amnesia y desorientación del día siguiente, unido a síntomas evidentes de agresión sexual, la víctima entiende que ha sufrido un delito. Cada vez más se atreven a denunciar, aunque son la minoría. Antes, casi todas las mujeres que habían sido drogadas con fines sexuales lo callaban por miedo o vergüenza. Desde las instituciones se está haciendo un verdadero esfuerzo por hacer entender a las chicas que han sido víctimas de un delito”, explican fuentes policiales consultadas por este medio.Chicas jóvenes que están de fiesta

La mayor parte de las veces, este tipo de agresión sucede de noche y los fines de semana, en un ambiente festivo y de ocio.

Casi en su totalidad son mujeres, cerca de un 93%, con edades entre los 18 y los 27 años. Es muy habitual que las víctimas hayan bebido alcohol de forma voluntaria antes del ataque, y que el agresor, o agresores son hombres que acaban de conocer en un 60% de los casos. El segundo perfil más habitual del agresor es la pareja, ex pareja o amigo de la víctima, y sólo en un 15% se trata de completos desconocidos.La amnesia dificulta el diagnóstico 

Una de las grandes preocupaciones de los sanitarios es cómo detectar una droga que se elimina rápidamente del organismo. Por otro lado, las víctimas a menudo presentan un cuadro diferente a las que han sufrido una violación sin el uso de estas sustancias.

Así, el 80% de los casos sospechosos de sumisión química presentaban amnesia total y recuerdan pocos datos del ataque,

Además, al no mostrar resistencia física, las víctimas de sumisión química presentan muchas menos lesiones que las demás, por lo que es esencial el trabajo de los médicos para analizar las pruebas de este delito.

No solo eso: en general, tardan más en acudir a urgencias o al médico. Esto se debe a los propios efectos incapacitantes de las sustancias: cuando vuelven en sí, las víctimas pueden sentirse extrañas, pero al no ser plenamente conscientes de lo sucedido, retrasan la visita al hospital.Consejos de la Policía

Para evitar este tipo de situaciones, la Policía y la Guardia Civil recomiendan extremar precauciones como no dejar un vaso con bebida sin vigilar o llamar a emergencias ante cualquier síntoma de intoxicación.

"Si la violación ha sucedido es importante acudir al hospital cuanto antes y presentar una denuncia en la Comisaría más cercana. La víctima tiene que entender que ella no es culpable del delito y que nosotros estamos ahí para ayudar", concluyen.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios