Miércoles, 18.10.2017 - 17:26 h

Batería de ministros de Rajoy para aplacar a Iglesias en la moción de censura

Moncloa ya está preparando la moción de censura contra Rajoy del próximo 13 de junio en el Congreso, una sesión que podría durar más de dos días.

El Gobierno estudia poner en práctica el método de Adolfo Suárez: que varios ministros aplaquen a Pablo Iglesias como en 1980. No está decidido si Rajoy intervendrá.

Pablo Iglesias quería preguntar a Rajoy en el Pleno del Congreso por su huida del control parlamentario

Quedan 10 días para que el Congreso acoja el inicio del debate de la moción de censura que ha presentado Unidos Podemos contra el Gobierno de Mariano Rajoy. El resultado de la votación se conoce de antemano (fracasará), pero en Moncloa ya están preparando la cita a conciencia para que Pablo Iglesias no consiga una victoria anímica de un acto que en el Gobierno llaman "una sesión de investidura del señor Iglesias Turrión".

Fuentes del Ejecutivo aseguran que el equipo de Rajoy tiene abierto un debate sobre la estrategia a seguir en esta moción de censura. Se han barajado varios escenarios. Uno de ellos pasa por que el Presidente del Gobierno no suba a la tribuna para defenderse de los ataques que va recibir ese día y sean otros miembros de su equipo quienes lo hagan. Rajoy solo intervendría si el debate se complica o si él lo estima oportuno.

Lo que sí parece que va tomando forma en Moncloa es que Rajoy saque a una batería de ministros ese día para contener las acusaciones de Unidos Podemos. Se espera una moción de censura maratoniana (Pablo Iglesias tiene tiempo indefinido para defenderla), por lo que una solución pasaría por proteger a Rajoy detrás de miembros de diferentes ministerios y que sean ellos quienes desmonten los ataques.

En el Gobierno creen, además, que Rajoy cuenta con destacados parlamentarios en su Gobierno capaces de hacer frente a la moción. Empezando por la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría, que se fogueó con el veterano Alfredo Pérez Rubalcaba, siguiendo por María Dolores de Cospedal y continuado por el propio ministro portavoz, Iñigo Méndez de Vigo, o el de Hacienda, Cristóbal Montoro. Un nivel, dicen, superior al de los diputados de Unidos Podemos que prevén repartir su intervención entre las diferentes confluencias.La moción contra Suárez en el 80

En Moncloa recuerdan la moción de censura que presentó Felipe González contra el Gobierno de Adolfo Suárez en 1980. Aquel debate duró dos días y medio y, aunque el socialista no lo ganó, sí que sirvió para lanzarlo como candidato. Durante esas jornadas en el Pleno del Congreso llegaron a intervenir hasta nueve miembros del Gobierno: además de Suárez, subieron a la tribuna el vicepresidente segundo Fernando Abril Martorell; el ministro de Defensa, Agustín Rodríguez Sahagún; el de Presidencia, Rafael Arias Salgado; el de Administración Territorial, José Pedro Pérez-Llorca; o el de Economía, José Luis Leal Maldonado, entre otros. En el equipo de Rajoy no descartan que se produzca una imagen similar.

Sobre el formato y la duración del debate aún no hay nada decidido. Esta semana se han reunido Ana Pastor, presidenta del Congreso, y Pablo Iglesias, candidato, para cerrar un acuerdo y ajustar los tiempos. La próxima semana volverán a verse para pactar el formato y, a continuación, Pastor informará a la Junta de Portavoces. No se descarta que la moción de censura dure dos días o dos días y medio, como en el 80.

El Gobierno, mientras, transmite tranquilidad a falta de diez días para una moción de censura que para ellos será un trámite. Méndez de Vigo bromeó, incluso, afirmando que se trata de una "sesión de investidura del señor Iglesias Turrión". Será una votación, dijo, donde se verá el apoyo que tiene Unidos Podemos. La moción, por tanto, fracasará y más teniendo en cuenta que el nuevo PSOE de Pedro Sánchez se va a abstener.

Ahora en portada

Comentarios