Lunes, 20.11.2017 - 09:08 h

Rajoy repite lo que dijo en el juicio de Gürtel y reta a que le hagan otra moción

Rajoy no cita Gürtel y se limita a repetir lo que dijo en el juicio: son cosas del pasado, algunas de hace más de 20 años y su Gobierno no tiene nada que ver.

Margarita Robles recurre a Bárcenas y le recuerda que no permitió que Sánchez fuera presidente. Iglesias le lanza seis preguntas y Rivera anuncia una batería de medidas.

Te interesa: Las frases de Rajoy en su declaración por el caso Gürtel

Rajoy dice a la oposición que la responsabilidad política se exige con moción de censura

Mariano Rajoy ha vuelto a salir airoso de una comparecencia en el Congreso relacionada con el caso de corrupción que más daño ha hecho al PP, el Gürtel. El presidente del Gobierno, que no ha citado en ningún momento "Gürtel", ha protagonizado prácticamente un mitin: ha repasado las medidas que ha aprobado su Gobierno para luchar contra esta lacra y ha reprochado a la oposición este pleno extraordinario "absurdo" ya que, según contabiliza el Gobierno, Rajoy ha dado la cara hasta en 52 ocasiones por este caso de corrupción en las filas de su partido.

Lo más llamativo de la intervención de Rajoy ha sido retar a la oposición a presentar una nueva moción de censura contra él, sabedor de que un acuerdo entre PSOE, Unidos Podemos y Ciudadanos es poco probable en este momento y que los independentistas catalanes están en otra batalla. El jefe del Ejecutivo ha dicho que su responsabilidad es seguir gobernando y que no va a abdicar de ello. Ni siquiera ha pedido disculpas o admitido que se equivocó, como sí hizo en agosto de 2013 en el pleno celebrado en el Senado por el mismo motivo, y se ha limitado a afirmar que las responsabilidad políticas se exigen presentando una moción de censura.52 intervenciones desde 2011 para hablar de corrupción en el Congreso #RajoyDaLaCara pic.twitter.com/i49YGOrc6T— Partido Popular (@PPopular) 30 de agosto de 2017

En definitiva, la intervención de Rajoy se ha centrado en repetir lo que ya dijo en el juicio de Gürtel, donde -según ha afirmado- acudió como responsable del PP y no como presidente del Gobierno. Es decir, que el caso Gürtel es un asunto del pasado, de otra etapa, que no afecta a su Ejecutivo y que le están preguntado por algunas cuestiones que ocurrieron hace más de veinte años

Margarita Robles, que ha subido a la tribuna sin papeles, sí ha entrado en materia y ha citado a Rajoy los nombres de Bárcenas, Correa, Lapuerta o Esperanza Aguirre, lo que ha dolido a la bancada popular. La portavoz socialista también ha recordado los SMS que el presidente envío a Bárcenas pidiéndole fortaleza y ha insistido en que el PP no quiso que Pedro Sánchez fuera presidente en su día. 

En su segundo turno de palabra, Rajoy ha recordado a Robles algunos casos del pasado. Por ejemplo, ha destacado que la hoy portavoz socialista fue testigo del caso Lasa y Zabala y no pasó nada. También ha citado que Robles defendió la inocencia de Iglesias en los supuestos pagos de Venezuela e Irán y ha pedido que se le aplique a él la misma vara de medir: "Usted es la portavoz parlamentaria de su partido, si es que usted tiene partido", ha afirmado con dureza el líder del PP. Robles, por su parte, ha replicado que "estamos contra el terrorismo" y que los socialistas no están "apoyando la corrupción".▶️ Margarita Robles fue testigo en el juicio del caso Lasa-Zabala...y no dimitió #RajoyDaLaCara pic.twitter.com/4Xveabdd72— Partido Popular (@PPopular) August 30, 2017

Rajoy ha recordado que Robles fue testigo del caso Lasa y Zabala y no pasó nada

Pablo Iglesias, por su parte, ha empleado un tono pausado, muy similar al que utilizó en la fracasada moción de censura de Unidos Podemos. El líder morado ha planteado seis preguntas a Rajoy: "Usted le mandó el famoso sms de ánimo sabiendo desde hacía semanas que tenía dinero ilegal en Suiza ¿Por qué lo hizo?"; "¿Reconoce esos pagos que aparecen en la contabilidad de su ex-amigo Luís Barcenas al que usted ascendió a tesorero del partido?"; "¿Cuándo mintió usted? ¿Cuando detalló los costes de campaña o en la Audiencia Nacional cuando negó conocerlos?"; "En todo este tiempo, ¿en qué momento preciso se enteró usted de la financiación ilegal de su partido?"; "¿Considera a las personas que acabo de mencionar buenos colaboradores?" y "Cuando dice usted que no sabía nada de todo esto, ¿piensa que los españoles le creen?".

El líder de Unidos Podemos, por cierto, se ha quejado de que en TVE no se ha emitido su intervención en su integridad:Hola, @rtve, una pregunta inocente: por qué no se ha retransmitido más de dos segundos la intervención de @Pablo_Iglesias_ ?#GÜRTELisComing pic.twitter.com/YPdo870PiS— Noelia Vera (@VeraNoelia) August 30, 2017

En la réplica Rajoy ha lanzado a Unidos Podemos la siguiente frase: "A mí que un partido se haya financiado con el dinero de Venezuela e Irán me importa".Rajoy: "A mí que un partido se haya financiado con el dinero de Venezuela e Irán me importa".

Albert Rivera ha querido comenzar el periodo de sesiones pasando al ataque. El líder de Ciudadanos ha anunciado una batería de medidas para introducir reformas orientadas a luchar contra la corrupción. La principal es, el próximo lunes, la presentación de una Ley de limitación de mandatos, para obligar al Presidente del Gobierno, por ejemplo, a permanecer ocho años o dos legislaturas en el poder. Esto obligaría, si tiene efectos retroactivos, a que Rajoy no pudiera volver a ser candidato en las próximas generales. En otoño el partido naranja planteará acabar con los aforamientos o una reforma de la ley electoral. "El PP no tiene remedio", ha resumido.El desafío catalán se cuela en el pleno

La cuestión catalana también se ha colado en un pleno en el que, en principio, se venía a debatir sobre Gürtel. Llama la atención la siguiente frase: "El Gobierno actuará con la firmeza que requiere la magnitud de la provocación a nuestro Estado de Derecho, a nuestra Constitución y al propio autogobierno de Cataluña. Defenderá el derecho de todos los españoles a decidir qué es su país y protegerá a los catalanes de un proyecto autocrático, liderado por radicales, que solo traería división, enfrentamiento y pérdida de libertad y bienestar.

Tanto ERC como PDeCAT han incidido en que el Gobierno no respeta la voluntad democrática del pueblo catalán. El más contundente ha sido Joan Tardà: "Solo les queda la fuerza para imponer el poder (...) Nosotros optamos por la valentía democrática de votar el 1 de octubre. Le dejamos a usted la fuera bruta y corrupta".

Ahora en portada

Comentarios