Miércoles, 18.10.2017 - 17:26 h

Rajoy respalda a Catalá: apoyo "rotundo" al ministro de Justicia tras el 'Panamoix'

El Gobierno apoya sin fisuras al ministro de Justicia, Rafael Catalá, tras la renuncia del Fiscal Anticorrupción, Manuel Moix.

Moncloa descarta más movimientos en la judicatura a pesar de las críticas de la oposición. Rajoy sí señaló a Catalá tras el vía crucis judicial del PP de abril.

Rajoy, Santamaría, Catalá y Zoido, interrogados hoy en el Congreso sobre corrupción

"¿Qué es un chisme? Un chisme es decir que el Gobierno no respalda a Catalá. Es un chisme falso". Con esta frase el ministro portavoz del Gobierno, Iñigo Méndez de Vigo, ha querido dejar claro que el Ejecutivo respalda sin fisuras al titular de Justicia. La orden es clara: mostrar unidad en un momento en que la oposición pide que haya más dimisiones tras el caso 'Panamoix'.

El Gobierno de Rajoy ha destacado este viernes, tras el Consejo de Ministros, que el apoyo a Rafael Catalá es unánime y sin fisuras. "Rotundo" ha sido la palabra de Méndez de Vigo ha utilizado para referirse al respaldo del Presidente del Gobierno y los ministros al responsable de Justicia. 

La dimisión de Manuel Moix al frente de la Fiscalía Anticorrupción ha provocado una oleada de críticas contra sus dos inmediatos superiores, el Fiscal General del Estado y el ministro de Justicia. Sin embargo, el Gobierno ha salido en auxilio en esta ocasión del cargo político como ya sucedió cuando el Congreso le reprobó, junto a Maza y Moix. Sobre aquella decisión en el Gobierno consideran que lo importante es conseguir aprobar los Presupuestos Generales del Estado de 2017 y que el resto es "accesorio".

Desde el entorno del Gobierno se trasmite la sensación que ser accionista de una sociedad en una paraíso fiscal es legal si se declara, como hizo Moix, sin embargo han afirmado a lo largo de la semana que se trata de una situacion poco ética. Han utilizado la frase: "La mujer del César no solo tiene que serlo sino parecerlo".

El pasado mes de abril sí que hubo alguna fisura en el Gobierno con respecto a Catalá. Entonces, tras una semana horribilis para el PP, fuentes cercanas al presidente explicaron que el malestar con su ministro de Justicia era elevado. "Tiene un buen cabreo con él", indicaron entonces.

Ahora en portada

Comentarios