Gobierno Vasco colabora con Bizkaia, Álava y sus ayuntamientos para la conservación del Cinturón de Hierro

El Instituto Gogora diseñará un itinerario que explicará el significado de la fortificación

El Gobierno Vasco ha aprobado este martes un protocolo de colaboración con la Diputación Foral de Bizkaia, la Diputación Foral de Álava y 33 Ayuntamientos de ambos territorios con la finalidad de conservar y poner en valor del Cinturón de Hierro y Defensas de Bilbao, como parte del Patrimonio Cultural Vasco y como itinerario de la memoria democrática de Euskadi.

Con este acuerdo, se establece un marco global de colaboración donde se concretan las responsabilidades y compromisos que adquiere cada institución y donde se contempla el desarrollo de planes específicos de actuación en los que se determine las acciones que han de realizarse.

El Gobierno Vasco, a través del departamento de Cultura y Política Lingüística, se ocupará de proteger los elementos del Cinturón de Hierro mediante los mecanismos previstos en la Ley de Patrimonio Cultural vasco.

Por su parte, las Diputaciones Forales se encargarán, según sus competencias, de la consolidación de los elementos del Cinturón de Hierro. Además, los ayuntamientos se ocuparán del mantenimiento del buen estado del entorno de los elementos identificados.

Además, el Instituto Gogora configurará 'Itinerarios de la Memoria' en torno al Cinturón de Hierro. Diseñará una señalética que, con una imagen unificada, explique el significado de la fortificación y ayude a "recuperar la memoria democrática de Euskadi".

Según ha recordado el ejecutivo, el lehendakari, Iñigo Urkullu, presentó este proyecto para recuperar, conservar y poner en valor el Cinturón de Hierro y Defensas de Bilbao el pasado 28 de julio en la sede de Gogora en Bilbao, con la presencia de todas las instituciones involucradas.

EL CINTURÓN DE HIERRO

El Gobierno Vasco ha recordado que el Cinturón de Hierro fue la línea defensiva cuyo objetivo era la protección de Bilbao y sus alrededores de las tropas franquistas en la Guerra Civil de 1936.

El recién formado Gobierno Vasco encabezado por el Lehendakari Aguirre construyó esta línea defensiva de unos 80 kilómetros, que en forma de herradura, protegiese Bilbao y los pueblos más cercanos así como el puerto de El Abra y los abastecimientos de luz y agua.

La línea defensiva estaba compuesta por más de 300 elementos como trincheras, alambradas, fortines o refugios, entre otros. El 19 de junio las tropas franquistas tomaron Bilbao.

Dos semanas antes había caído su sistema de protección, el Cinturón de Hierro, tras la traición de su impulsor, Alejandro Goicoechea Omar, quien entregó los planos de la fortificación al bando golpista. El Cinturón atravesaba 33 municipios vascos, aunque actualmente en 25 de ellos se conserva algún elemento, que son los que serán protegidos.

Ahora en portada

Comentarios