Sábado, 07.12.2019 - 17:54 h

Francia propone crear un grupo de contacto para impulsar una solución a la guerra en Siria

El Gobierno de Francia ha advertido este lunes de que la situación en Siria podría provocar una fragmentación permanente del país, proponiendo la creación de un grupo de contacto para impulsar una solución a la guerra que sacude la nación árabe desde 2011.

"El mayor riesgo es que el futuro de Siria sea determinado por posiciones militares (...), lo que tendría dos consecuencias: la fragmentación del estado y el surgimiento de nuevas formas de radicalismo para reemplazar a Estado Islámico", ha valorado el ministro de Exteriores francés, Jean-Yves Le Drian.

Así, ha resaltado que el "realismo" señala que el presidente sirio, Bashar al Assad, no puede continuar en el poder, reclamando a las potencias internacionales que trabajen juntas para reavivar las conversaciones de Ginebra.

"Tenemos que salir de los métodos que no nos han permitido encontrar una solución desde 2011. Por esta razón, Francia quiere crear un grupo de contacto con los miembros del Consejo de Seguridad (de la ONU) en su centro y después con actores regionales afectados por la situación", ha dicho.

Le Drian ha desvelado que mantendrá un encuentro el jueves con representantes de Estados Unidos, Rusia, China y Reino Unido para intentar convencerles de crear este grupo de contacto.

El Consejo de Seguridad de la ONU ya ha adoptado una 'hoja de ruta' para la transición en Siria, y fuentes diplomáticas han apuntado que la idea francesa implicaría que los cinco miembros permanentes del organismo acuerden de antemano como continuar.

Según este plan, el Consejo de Seguridad llevaría posteriormente estas conclusiones a las potencias regionales, si bien estas fuentes han advertido de que no tendría éxito sin la participación de Irán, que respalda a Al Assad y que es uno de los principales actores en el conflicto.

Rusia, Turquía e Irán han estado además llevando a cabo negociaciones en la capital de Kazajistán, Astaná, para reducir la violencia sobre el terreno a través de la creación de cuatro 'zonas seguras' en el país, si bien no se ha abordado una solución política a largo plazo.

Estas 'zonas seguras' fueron pactadas por los países garantes en mayo y han sido puestas en marcha de forma escalonada entre julio y agosto.

La guerra siria, que comenzó en 2011, ha dejado cerca de 300.000 muertos y cinco millones de refugiados, de acuerdo con las cifras proporcionadas por Naciones Unidas.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING