Jueves, 21.06.2018 - 22:17 h

Texas se compromete a despedir a cualquier funcionario que desafíe la orden de Trump sobre 'ciudades santuario'

En entrevista con la cadena estadounidense Fox, Abbot ha señalado que junto a otros miembros del Partido Republicano en el Gobierno estatal están trabajando para prohibir estas ciudades e imponer sanciones económicas y penales a todos los funcionarios que no cumplan con esta labor.

"Estamos trabajando en leyes que (...) prohibirán las 'ciudades santuario' y que acabará con el despido de su cargo de todo aquel que las promocione", ha señalado.

El gobernador se ha referido a la orden ejecutiva firmada por Trump este miércoles, en la que amenaza con recortar la financiación federal a todas las denominadas 'jurisdicciones santuario', los condados o ciudades que no cooperan con la Policía migratoria y que, según Trump, "violan totalmente las leyes federales en un intento de proteger a los extranjeros de ser expulsados de Estados Unidos".

En este mismo contexto, el alcalde de Miami-Dade, Carlos Giménez, ha aceptado la decisión en política migratoria de Trump y ha ordenado que las prisiones del condado, ubicado en el estado de Florida, cumplan con los requisitos federales de detención, poniendo fin a la clasificación del condado como "santuario" para los inmigrantes.

"Debido a las disposiciones de la orden ejecutiva, le ordeno a usted y a su personal que cumplan con todas las solicitudes de detención de inmigrantes recibidas del Departamento de Seguridad Nacional", ha escrito el alcalde al director del Departamento de Prisiones del condado, Daniel Junior, tal y como recoge el diario local 'Miami Herald'.

El objetivo de esta orden ejecutiva es "dirigir a los distintos departamentos y agencias para que apliquen plenamente todas las leyes migratorias de Estados Unidos", algo que el anterior Gobierno ha rehusado hacer, ha denunciado.

Trump ha ordenado que "todos los extranjeros que deban ser expulsados de Estados Unidos lo sean", señalando específicamente a quienes hayan cometido delitos, puesto en peligro el orden público o abusado del sistema legal estadounidense.

Ahora en portada

Comentarios