La Ley fija 15 días de campaña electoral que solo se podrían reducir por consenso 

La Ley Orgánica del Régimen Electoral General (Loreg) fija en su artículo 51 el día que empieza la campaña y el que termina.

Antonio Hernando, nuevo portavoz del PSOE en el Congreso
Antonio Hernando, apostaba claramente por una "reducción sustancial" del gasto electoral, por ejemplo en el envío de propaganda.

La ley electoral fija quince días como duración de la campaña electoral, un plazo que si se repiten las elecciones solo se podría acortar en la práctica por consenso político entre los partidos.

La Ley Orgánica del Régimen Electoral General (Loreg) fija en su artículo 51 el día que empieza la campaña y el que termina: "en todo caso, a las cero horas del día inmediatamente anterior a la votación". En su apartado 2 establece que la campaña "dura quince días".

Se trata de una ley orgánica que dificilmente podría modificarse antes de que tuviera que ser aplicada en caso de repetición de las elecciones generales, ya que las Cortes Generales se disolverían el 3 de mayo.

Ese acortamiento tendría que acordarse, por tanto, políticamente entre los partidos que decidieran renunciar a hacer campaña durante los quince días y decidieran limitar los actos políticos y con ello el coste dedicado a ellos.

El ministro de Justicia en funciones, Rafael Catalá, aseguró al ser preguntado que sería "una buena noticia" acortar la campaña para no "atormentar" a los ciudadanos. De hecho, avanzó la posibilidad de determinar si existe alguna posibilidad legal para hacerlo.

Sin embargo, desde el Ministerio de Justicia precisaban después que no se va a tomar ninguna iniciativa al respecto y dejaban el acuerdo, en su caso, en manos de los partidos y en el ámbito puramente político.

Poco después de hablar Catalá, desde el PP su vicesecretario general de Comunicación, Pablo Casado, reconocía que sería "muy difícil" acortar ese plazo porque así lo recoge la ley, aunque sí se podría valorar qué contenido y qué formato se le da, algo que quedaría en manos de los partidos.

En esa línea, el portavoz del PSOE en el Congreso de los Diputados, Antonio Hernando, apostaba claramente por una "reducción sustancial" del gasto electoral, por ejemplo en el envío de propaganda.

Hernando dejó claro que los socialistas no son partidarios de acortar la campaña electoral y recordó que está recogida en la Loreg, que deriva directamente de los mandatos de la Constitución.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios