Domingo, 22.10.2017 - 17:56 h

Rajoy y Camps se han reunido hoy para analizar la situación del PP valenciano

Madrid/Valencia.- El líder del Partido Popular, Mariano Rajoy, y el presidente de la Comunidad Valenciana, Francisco Camps, han almorzado hoy en el parador de Alarcón (Cuenca) para analizar la situación ante las acusaciones de una supuesta financiación ilegal del Partido.

Rajoy elude con ironía hablar de la situación del PP en la Comunidad Valenciana
Rajoy elude con ironía hablar de la situación del PP en la Comunidad Valenciana

Madrid/Valencia.- El líder del Partido Popular, Mariano Rajoy, y el presidente de la Comunidad Valenciana, Francisco Camps, han almorzado hoy en el parador de Alarcón (Cuenca) para analizar la situación ante las acusaciones de una supuesta financiación ilegal del Partido.

Fuentes del PP han informado a Efe de ese encuentro, que se ha prologado durante varias horas en la localidad conquense, situada a medio camino entre Madrid y Valencia.

Las fuentes citadas no han ofrecido detalles de la conversación entre el presidente del partido y su máximo responsable en la Comunidad Valenciana y presidente de esta región.

La entrevista se ha fijado después de las declaraciones que ha habido en los últimos días por parte de dirigentes nacionales y valencianos del PP ante las acusaciones de financiación irregular del partido, entre ellas las realizadas por la secretaria general, María Dolores de Cospedal, pidiendo contundencia a sus compañeros de Valencia.

Rajoy se ha desplazado a Alarcón directamente desde el Congreso de los Diputados, donde hoy ha asistido a la sesión de control al Gobierno, mientras que Camps, debido a esa cita, no ha acudido a la segunda sesión del debate de política general que se ha celebrado en la Comunidad Valenciana.

Además de participar en el pleno del Congreso, Rajoy ha mantenido en su despacho de la Cámara Baja una larga reunión con Cospedal y con la portavoz del grupo popular, Soraya Sáenz de Santamaría.

A su salida, el líder del PP no ha hecho comentarios a los periodistas sobre lo hablado en ese encuentro y ante las preguntas al respecto ha comentado que se tenía que marchar porque tenía prisa.

Por su parte, Camps no ha realizado hoy ninguna comparecencia pública hasta última hora, ya que no ha acudido al debate en las Cortes valencianas y ha llegado poco antes de las nueve de la noche a la cita que tenía a las ocho de la tarde en la Fundación Bancaja para asistir a la inauguración de una exposición de Sorolla.

Madrid/Valencia.- El líder del Partido Popular, Mariano Rajoy, y el presidente de la Comunidad Valenciana, Francisco Camps, han almorzado hoy en el parador de Alarcón (Cuenca) para analizar la situación ante las acusaciones de una supuesta financiación ilegal del Partido.

Fuentes del PP han informado a Efe de ese encuentro, que se ha prologado durante varias horas en la localidad conquense, situada a medio camino entre Madrid y Valencia.

Las fuentes citadas no han ofrecido detalles de la conversación entre el presidente del partido y su máximo responsable en la Comunidad Valenciana y presidente de esta región.

La entrevista se ha fijado después de las declaraciones que ha habido en los últimos días por parte de dirigentes nacionales y valencianos del PP ante las acusaciones de financiación irregular del partido, entre ellas las realizadas por la secretaria general, María Dolores de Cospedal, pidiendo contundencia a sus compañeros de Valencia.

Rajoy se ha desplazado a Alarcón directamente desde el Congreso de los Diputados, donde hoy ha asistido a la sesión de control al Gobierno, mientras que Camps, debido a esa cita, no ha acudido a la segunda sesión del debate de política general que se ha celebrado en la Comunidad Valenciana.

Además de participar en el pleno del Congreso, Rajoy ha mantenido en su despacho de la Cámara Baja una larga reunión con Cospedal y con la portavoz del grupo popular, Soraya Sáenz de Santamaría.

A su salida, el líder del PP no ha hecho comentarios a los periodistas sobre lo hablado en ese encuentro y ante las preguntas al respecto ha comentado que se tenía que marchar porque tenía prisa.

Por su parte, Camps no ha realizado hoy ninguna comparecencia pública hasta última hora, ya que no ha acudido al debate en las Cortes valencianas y ha llegado poco antes de las nueve de la noche a la cita que tenía a las ocho de la tarde en la Fundación Bancaja para asistir a la inauguración de una exposición de Sorolla.

Ahora en portada

Comentarios