Caballero (FEMP) pone en valor el "modelo de eficacia" de los ayuntamientos para reclamar reiventir el superávit

El presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), Abel Caballero, ha puesto en valor el "modelo de eficacia" que son los Ayuntamientos y las Diputaciones para volver a reclamar al Gobierno central que permita a las corporaciones locales reinvertir el superávit, que en el primer semestre de 2017 fue de 1.874 millones de euros.

Esta cifra, que ha sido dada a conocer este miércoles por el Ministerio de Hacienda y Función Pública con la reciente publicación de los datos de déficit público, supone incrementar en más de un 60 por ciento la obtenida en el mismo periodo de 2016 y equivale al 0,16 por ciento del PIB.

En esta línea, Caballero ha subrayado que este año será nuevamente la Administración Local la que ayude a cumplir los objetivos de déficit marcados desde Bruselas, igual que hizo en 2016 con un superávit local que representaba el 0,10% del PIB.

"Estos 1.874 millones consolidan una trayectoria de superávit anuales", según ha subrayado Abel Caballero, que considera que esta cifra da "argumentos más que suficientes para plantear al Gobierno la necesidad de eliminar las actuales restricciones a su reinversión, limitada a inversiones financieramente sostenibles".

En esta misma línea, el presidente de la FEMP ha enfatizado que las corporaciones locales y las diputaciones son las administraciones "más cumplidoras" y han demostrado que saben gestionar sus recursos, convirtiéndose en "modelos de eficacia".

"Somos una Administración madura y sabemos cómo y dónde debemos invertir, somos plenamente conscientes de las necesidades de nuestros territorios y de las áreas que requieren de manera preferente la inversión de estos recursos que son nuestros", ha añadido en la misma línea argumental.

Para el presidente de la FEMP, el superávit del primer semestre, unido a la reducción paulatina de la deuda de las entidades locales y el acortamiento evidente de su periodo de pago a proveedores, "son la manifestación evidente de que, si hay un modelo de gestión válido, ese es el que llevan cada día en sus cuentas Ayuntamientos y Diputaciones", por lo que insistió en reclamar al Ejecutivo mayor receptividad ante las demandas locales, tanto financieras como de gestión.

Ahora en portada

Comentarios