La Junta ha destinado 12,2 millones entre 2015 y 2017 al pago de deuda tributaria con entidades locales

La Junta de Extremadura ha destinado 12,2 millones de euros entre 2015 y 2017 al pago de deuda tributaria mantenida con las entidades locales en la región, lo que evidencia que dicha administración "está afrontando sus deudas" en dicha materia, según ha señalado el secretario general autonómico de Presupuestos, Isidoro Novas.

Dicha cantidad se eleva hasta los 34,6 millones de euros abonados en dicho concepto en el conjunto del periodo 2011-2017, según ha añadido Novas a pregunta del PP en comisión parlamentaria este lunes en la Asamblea sobre el protocolo de actuación previsto entre la Junta y las diputaciones de Cáceres y Badajoz, y en el que se fija el marco general y la metodología para el abono de las deudas tributarias con entidades locales, aprobados por el Consejo de Gobierno del día 1 de agosto de 2017, y que será firmado "próximamente", ha avanzado.

Al respecto, el diputado del PP Luis Alfonso Hernández Carrón ha recordado que el pasado 1 de agosto el presidente de la Junta, Guillermo Fernández Vara, informó tras el Consejo de Gobierno autonómico de que la deuda con la Diputación de Badajoz ascendía a 12,5 millones de euros, y con la de Cáceres a 4,3 millones.

Además, el 'popular' ha recordado también que el protocolo en cuestión es una herramienta dirigida a que la Administración autonómica salde las deudas que tiene contraídas con los ayuntamientos por el impago del IBI y otros tributos, tasas y exacciones locales, sobre todo --ha dicho-- en materia de sanidad y viviendas de promoción pública entre los ejercicios 2012 y 2017, ambos inclusive.

COMPROMISOS

Sobre el protocolo en cuestión, Isidoro Novas ha insistido en que el Ejecutivo regional espera que "se pague cuanto antes la deuda" tributaria con las administraciones locales correspondiente a los ejercicios 2012 y 2017, ambos inclusive, así como que "se normalice la situación que en este momento no es deseable".

De este modo, ha incidido en que la Junta se compromete en virtud del citado protocolo a "reconocer, liquidar y pagar" la deuda existente al respecto con cargo a cinco ejercicios a partir de 2017; al tiempo que ha destacado que "si hubiera disponibilidad presupuestaria dentro de algunos ejercicios nada impediría acercar y reducir esos periodos".

Así, ha incidido en que la Junta tiene el "firme compromiso" de colaborar con los organismos autónomos de recaudación (OAR) para "depurar y liquidar cualquier deuda que exista en todo momento"; y ha avanzado que, por ello, a partir del próximo ejercicio 2018 se va a dotar en los Presupuestos autonómicos anuales "aquellas partidas mínimas y necesarias para proceder y afrontar puntualmente los pagos derivados de este cumplimiento de protocolo".

Ha añadido también que en 2017 se han presupuestado en las cuentas regionales 2,4 millones destinado al concepto de pagos de tributos; y ha avanzado que para 2018 "ya se tiene previsto presupuestar del orden de 7,6 millones de euros", una cantidad que "nunca" se había presupuestado.

Además, Novas ha anunciado que la Junta tiene la pretensión de que en el texto articulado de la ley de presupuestos autonómica de 2018 se considere este tipo de créditos como "vinculantes" para que "no se puedan destinar a otra finalidad y se destinen única y exclusivamente al pago de impuestos".

"PRIVILEGIOS" PARA LA JUNTA, SEGÚN EL PP

A su vez, el diputado del PP Luis Alfonso Hernández Carrón se ha congratulado de la "decisión" de la Junta de retomar, ha dicho, la "senda" del pago del IBI a los ayuntamientos que "ya inició" en la anterior legislatura el entonces Ejecutivo regional 'popular'.

Al mismo tiempo, ha destacado que el pago del IBI de los edificios sanitarios es "una batalla" que las entidades locales "han ganado" al presidente de la Junta, Guillermo Fernández Vara, quien según ha dicho defendía que éstos estuviesen exentos del citado impuesto.

"Ni la Fempex ni el Consejo de Estado dieron el visto bueno a ese intento de eximir a la Junta de ese impuesto", ha espetado Carrón, quien ha indicado que el debate ahora es "cómo va a pagar la Junta, es decir, si tiene que pagar la Junta cumpliendo las normas como cualquier agente tributario".

Así, ha considerado que el protocolo en cuestión "establece privilegios" para la Junta a la hora de "pagar", cuando esos "privilegios" no los tiene el resto de ciudadanos, ha dicho. "El primer privilegio es pagar en cinco ejercicios" con un "fraccionamiento de la deuda", ha señalado el 'popular'.

También, según ha dicho, con el protocolo en cuestión se da el "privilegio" a la Junta de "no" abonar "intereses de demora" por los pagos de los citados tributos, cuando para el PP "aunque la Junta en el protocolo se compromete al pago principal de las deudas tributarias, no puede eximirse del resto de la deuda que establece la ley", ha añadido.

Considera así "inaceptable" el que, según ha indicado, "se intente saltar (por parte de la Junta) el pago del resto de intereses, de demora, de pagos como cualquier ciudadano"; y ha considerado que los protocolos en cuestión "no son justos con los ayuntamientos" pues "generan desigualdad" con el resto de ciudadanos al "no" abonar, ha dicho, la Administración extremeña los "pagos de demora".

SIN PRIVILEGIOS SEGÚN LA JUNTA

Por su parte, el secretario general Isidoro Novas, en respuesta al diputado del PP, ha resaltado que "las administraciones no tienen privilegios" sino que la Junta trata de "cumplir" las normas y "siempre va a pagar aquello que tiene que asumir como deuda", aunque ha reconocido que "cuando hay dificultades hay que llegar a soluciones" como "fraccionamientos, aplazamientos", ha espetado.

Así, ha ahondado en que "no es que no quiera pagar la administración autonómica", sino que en esta cuestión "es que encuentra muchos problemas para pagar", toda vez que "hay omisiones en los contenidos de los recibos desde la perspectiva de la normativa autonómica que no concilia con la tributaria" y "hay inexactitudes en las cartas de pago", además de "deuda que está prescrita, deuda que está compensada" e "inmuebles que se imputan a la Junta de Extremadura y que corresponden a otras administraciones".

Al mismo tiempo, ha apuntado que hay "otro tipo de problemáticas" como, por ejemplo, que "hay una presupuestación deficiente" por parte de la Administración regional. "Desde siempre, el concepto 225 de tributos se viene dotando con 2,3-2,4 millones de euros, totalmente insuficiente para abordar la problemática de las obligaciones que tiene como administración autonómica", ha espetado.

"Ante la adversidad hay que buscar soluciones y yo creo que las soluciones están puestas encima de la mesa", ha dicho en alusión al protocolo que se firmará "próximamente" entre la Junta y los OAR. "Sí tenemos la autorización por parte de la Diputación de Badajoz por unanimidad del pleno, igualmente de la de Cáceres y próximamente se firmará", ha dicho.

Finalmente, Novas ha subrayado que la Junta destina para financiar a los ayuntamientos 214 millones de euros anualmente, lo que representa unos 186 euros por habitante, "el doble de la media del conjunto de las CCAA, que está en 95 euros", y lo que lleva a que Extremadura sea la comunidad autónoma peninsular que "mayor financiación destina a sus ayuntamientos".

Ahora en portada

Comentarios