La cooperación internacional andaluza beneficia en 2016 a cerca de diez millones de personas

La Junta destinó más de 42,1 millones a la financiación de proyectos en países de América Latina, el Mediterráneo y África Subsahariana

Los programas desarrollados el pasado año por la Agencia Andaluza de Cooperación Internacional para el Desarrollo (Aacid) beneficiaron a cerca de diez millones de personas, a través de 192 proyectos en 26 países y una inversión total de 41,2 millones de euros.

Así se recoge en el último informe anual de esta entidad, presentado al Consejo de Gobierno por la titular de Igualdad y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, quien ha subrayado que estos datos avalan el compromiso de apoyo y solidaridad del Gobierno andaluz con las zonas menos favorecidas del planeta, además de consolidar la posición de Andalucía como "referente nacional" de estas políticas, tanto en términos presupuestarios como de eficiencia y calidad.

La mayor parte de las intervenciones realizadas, 114, tuvieron como objetivo la consolidación de procesos de desarrollo y la mejora de las condiciones de salud en los países prioritarios de la cooperación andaluza (de América Latina, el Mediterráneo y África Subsahariana). Este capítulo sumó el 69 por ciento del presupuesto total, con una inversión próxima a 28,4 millones de euros.

Destacaron también los proyectos en el ámbito educativo (5,9 millones, un 14,32% del total) y las acciones humanitarias, para las que II Plan Andaluz de Cooperación para el Desarrollo, Pacode 2015-2018, reserva un porcentaje mínimo de financiación del diez por ciento. Los algo más de 5,2 millones de euros consignados en este capítulo se destinaron a 14 intervenciones realizadas sobre todo en Siria, Territorios Palestinos y Haití, además de Mali y Burkina Faso. En países como Ecuador y Perú, este tipo de proyectos se centró en actuaciones de carácter preventivo ante desastres naturales, fundamentalmente de rehabilitación y construcción.

El balance de la cooperación andaluza en 2016 se completó con el capítulo de formación, investigación e innovación (1,6 millones de euros, casi el 4% del total).

Respecto a las áreas de trabajo, América Latina siguió siendo la más beneficiada, con algo más del 51 por ciento del presupuesto y 76 intervenciones. Le siguieron los países del Mediterráneo (24,65% y 25 proyectos) y el África Subsahariana (24,13% y 29 acciones). Para esta última zona, el Pacode marca como objetivo destinar al menos el 20 por ciento de los fondos.

En la propia comunidad autónoma también se desarrollaron 44 intervenciones vinculadas a la educación para el desarrollo, que supusieron el 14,32 por ciento del presupuesto. Estos proyectos, dirigidos a la sensibilización social y al fomento de la participación, se llevaron a cabo en centros escolares de todas las provincias y en las universidades públicas. Además, se recogió como principal novedad la financiación de tres intervenciones destinadas a la comunicación para el cambio social.

Las Organizaciones No Gubernamentales para el Desarrollo (ONGD) fueron las principales receptoras de los fondos y gestoras de los proyectos, con un 61 por ciento del presupuesto total y 126 intervenciones realizadas el pasado año. Los países con más presencia de ONGD andaluzas son Perú, Marruecos, Bolivia, Nicaragua, El Salvador y Guatemala.

Además, la Junta financia acciones de organizaciones multilaterales y organismos internacionales, especialmente de Naciones Unidas, como Unicef, Unrwa, OIT, ONU-Hábitat y Acnur, que canalizaron casi el 8,4 por ciento de los fondos, y de las universidades públicas andaluzas (6%). Por su parte, las entidades locales recibieron el 2,07 por ciento del presupuesto a través del Fondo Andaluz de Municipios para la Solidaridad Internacional.

Ahora en portada

Comentarios