Domingo, 19.11.2017 - 02:15 h

Zapatero pide "acabar con el mito de las bondades" de un referéndum que busca "dividir"

Cree que los independentistas y el gobierno catalán "carecen de credibilidad" al invocar a la democracia

Zapatero pide "acabar con el mito de las bondades" de un referéndum que busca "dividir"

El expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero ha pedido este domingo "acabar con el mito de las bondades" de un referéndum que busca "dividir", en alusión al que promueve la Generalitat catalana para el día 1 de octubre. Ha señalado que "si vivimos juntos, decidimos juntos", porque, a su juicio, "en el momento que perdamos ese gran principio, solo será un camino de ruptura y negación de grandes principios democráticos".

Durante su participación en la III edición del Congreso de la Sabiduría y el Conocimiento, organizado por la Cadena Ser en Córdoba, Rodríguez Zapatero ha defendido que "querer vivir juntos es un buen principio democrático y también moral", al tiempo que ha subrayado que "la invocación a la democracia de los independentistas y el gobierno de Cataluña, cuando no se han respetado con la Ley de referéndum y de transitoriedad fundamentos democráticos, carece de credibilidad".

Según ha admitido, "es una situación seria", pero está "convencido de la fortaleza de la democracia y su capacidad para administrar las situaciones más difíciles", a la vez que ha señalado que "hay hechos incontestables, como que ninguna democracia ha conocido ni ha permitido una segregación territorial, precisamente por ser un sistema democrático con vocación de convivencia e integración".

"No veo ningún hecho democrático en no respetar la legalidad, ni ninguna cultura democrática", ha aseverado el expresidente, para agregar que, "más allá de la legalidad, es importante hacer una reflexión política de fondo".

Y es que, "el independentismo podría tener fundamento conforme a la doctrina clásica" en los supuestos de que "se hable de un pueblo que no estuviera reconocido, en su lengua y sus derechos", pero es una situación que "no es el caso para nada en absoluto, porque hay un reconocimiento constitucional y de todas las leyes en lo que significa la expresión de la identidad de Cataluña, su historia y lengua, que es la ordinaria y vehicular en la comunidad", ha declarado.

Y la segunda hipótesis a la que apunta y que "podría tener un fundamento para la independencia" es que "si hubiera una mayoría amplia que quiera tener un proyecto de convivencia política radicalmente distinto a lo que supone la España y Europa democrática", donde "se utiliza el euro como moneda, están en Europa como están, y serían solidarios, si saliera la hipótesis absolutamente impensable de entrar en Europa", para el expresidente "resulta todavía más incomprensible".

No en vano, ha añadido, "uno de los argumentos que sustentan los independentistas es que aportan mucho dinero a España", de manera que "si quisieran ser europeos y les dejaran entrar, aportarían más dinero a Europa", lo cual considera que "se convierte esto en un auténtico enigma, al estar dispuestos a ser solidarios con Europa más que con el conjunto de la convivencia en la que estamos, para que luego esa solidaridad europea llegara a España también", ha apostillado.

Asimismo, ha apuntado que si uno coge la ley de transitoriedad dice que "Cataluña sea un estado social y democrático de derecho, que es lo que dice la Constitución Española, con el mismo orden de convivencia, los mismos valores de derechos y libertades", por lo que se ha preguntado "cuál es la alternativa y la razón, si no quieren el mismo modelo de convivencia". En su opinión, "ciertamente el fundamento es de interés político partidista, motivado por elementos emocionales, pero el orden de convivencia de los países se hace por elementos racionales".

HACER UN DEBATE "INTELECTUAL"

En palabras de Rodríguez Zapatero, "una vez más éste debe ser un debate que se debe producir en el terreno de las ideas, la razón, la cultura, la educación y no de las pasiones". De hecho, ha enfatizado que "la política es el acuerdo, porque no hay convivencia sin acuerdo", de modo que "romper un acuerdo de convivencia es muy serio y grave".

Al hilo de ello, ha animado a los independentistas a hacer "una reflexión con sosiego y calma, porque la van a necesitar", puesto que "la democracia y los valores democráticos que ha impregnado el régimen de 1978 son mucho más fuerte intelectual y moralmente que los que defienden algunos líderes de la CUP".

Además, ha proclamado que "España está entre los países con más libertades, más derechos democráticos y más derechos sociales, a la educación y a la salud". Por tanto, ha asegurado que "el estado de democrático español va a superar esta prueba" y seguramente a partir de ahí "se pueda hacer un diálogo", pues considera que "hay que hacer un debate intelectual en estos términos con los independentistas para ver si sostienen el debate, que no va a ser fácil que lo sostengan", ha aventurado.

No en vano, Rodríguez Zapatero ha afirmado que "las dos condiciones más claras de reconocimiento y autogobierno en ningún estado democrático se dan como en algunas comunidades en este país", a lo que ha agregado que "en política la solución no es 'sí o no' o blanco y negro".

En definitiva, el expresidente del Ejecutivo ha recomendado "hacer de la convivencia de identidades un ser de España, la España democrática", así como "de querer vivir juntos, un valor democrático y moral".

Ahora en portada

Comentarios