Miércoles, 18.09.2019 - 08:28 h
Por la Gran Vía de Barcelona

Torra destaca el "cambio de actitud" tras la manifestación: "Volvemos a sonreír"

Considera que la marcha  es "mucho más que medio millón de catalanes en la calle: es un cambio de actitud de los catalanes".

Torra mostró su satisfacción por la manifestación en Barcelona.
Torra mostró su satisfacción por la manifestación en Barcelona. / Ep

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha afirmado que la manifestación del sábado en Barcelona contra el juicio del 1-O refleja un cambio de actitud de los catalanes: "Volvemos a sonreír". Lo ha dicho durante un discurso en Sabadell (Barcelona), donde  ha presidido el acto de inicio del Any de la Colla de Sabadell, un grupo de intelectuales que se convirtió en revulsivo del panorama cultural catalán de los años 20, y que este año cumple su centenario.

Torra considera que la marcha por la Gran Via de la capital catalana es "mucho más que medio millón de catalanes en la calle: es un cambio de actitud de los catalanes", en alusión a los 500.000 asistentes según los organizadores, 200.000 según la Guardia Urbana. "A raíz de la manifestación de ayer, he decidido hacer una cosa que me parece que a la Colla de Sabadell le gustaría: he borrado la palabra 'atrás", ha dicho.

Entre aplausos, el presidente de la Generalitat ha insistido: "Ya no vale ir hacia atrás. Borremos la palabra 'atrás' del diccionario, y tirémosla también". Además ha reiterado lo que declaró a los periodistas el sábado, justo antes de encabezar la manifestación: "Vuelvo a reivindicar que no se puede gobernar contra Cataluña". "España no puede gobernar contra Cataluña. Deben escuchar la voz de los catalanes", ha añadido.

A propósito del inicio de las celebraciones del centenario de la Colla de Sabadell, Quim Torra ha defendido: "Para ser moderno debes enraizarte en algún sitio". "La Colla hablaba del Sabadell de su tiempo, y es así como el país se dio cuenta de su importancia como activistas culturales", ha destacado el presidente.

Por otra parte, tras la manifestación la consellera de Presidencia y portavoz del Govern, Elsa Artadi, acusó al Estado de ser "franquista", "corrupto" y "autoritario" por "reprimir a la disidencia política", y al presidente del Parlamento Europeo (PE), Antonio Tajani, de ser "una vergüenza". Así se expresó Artadi en el parlamento que hizo ante los más de 200.000 manifestantes, según la Guardia Urbana, 500.000 según los organizadores, que se han congregado en la Gran Via de la capital catalana bajo el lema "la autodeterminación no es delito".

Después de que el PE anunciara que no autorizará la celebración de un evento en el que iba a participar el expresidente catalán Carles Puigdemont, junto al actual president, Quim Torra, la consellera reclamó a los eurodiputados que "no claudiquen" ante "los viejos estados europeos".

Por su parte, el diputado de ERC en el Congreso Gabriel Rufián, aseguró que "están pasando cosas terriblemente anómalas en este país" y al fascismo "no se le apacigua, al fascismo se le combate y se le destruye".

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios