Martes, 24.09.2019 - 09:46 h

Cómo eliminar el olor a fritanga

Combate al gran enemigo tras el olor a tabaco

Con la implantación de la Ley Antitabaco se acabó uno de los problemas más incómodos para todo el mundo: el desagradable y pegajoso olor a tabaco en la ropa y en el pelo. Pero ha aparecido en escena un nuevo enemigo, incluso más poderoso que el anterior: el olor a fritanga.

No es fácil de combatir, pero aquí van algunas recomendaciones para que te resulte más fácil y llevadero acabar con él, tanto en las prendas de ropa como en tu cocina.

1 Pon tu ropa a ventilar.

Si vienes de un bar y tu ropa huele a fritanga, ¡corre a ventilarla! Éste es el primer paso que tienes que dar ante cualquier mal olor, porque es un método muy sencillo e inofensivo para cualquier tipo de tejido.

La ventilación no siempre funciona y el olor puede que persista, pero es lo primero que debes intentar.

2 El sol, tu aliado.

Prueba a tender la ropa al sol. Es probable que con este truco el olor se elimine mejor y en menos tiempo.

3 La infalible lavadora.

Si has ventilado la ropa y el olor sigue ahí, introduce la ropa en la lavadora. No dejes pasar mucho tiempo hasta que hagas esto, pues el olor se irá adhiriendo con más fuerza al tejido.

4 Evita la secadora.

Si puedes, es mejor que según termines de usar la lavadora, tiendas la ropa al aire.

5 Bicarbonato o soda en polvo.

Si el mal olor se apodera de tus prendas de vestir y no se va ni con las lavadas, utiliza bicarbonato o soda en polvo. Para ello, espolvorea el bicarbonato en el área que huele mal y frótala en seco.

No mancharás la ropa y conseguirás terminar con el hedor.

6 El olor a frito en la cocina.

Si el problema lo tienes en tu casa porque en la cocina huele mucho a fritura, pon a hervir un cazo con agua y añádele unas gotas de suavizante.

Existe otro truco que consiste en introducir perejil fresco pero seco en el aceite caliente, antes de proceder a cocinar los alimentos.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios