Campaña renta 2017

Los 9 errores más comunes en el borrador de la declaración de la renta

La Agencia Tributaria puede equivocarse al confeccionar los modelos de la declaración de la renta, te mostramos los fallos más comunes.

Es posible facturar sin ser autónomos
Errores de la declaración de la renta

Son muchos los contribuyentes que reciben un borrador de su declaración que está mal confeccionado. El problema surge cuando uno no se da cuenta de estos errores, ya que entonces se puede perder mucho dinero.

Estos son los fallos más comunes, y los pasos a seguir para solventarlos:

1. Fallos relacionados con los matrimonios y las separaciones

Un error muy típico que comete la Agencia Tributaria a la hora de confeccionar los borradores es no recoger los matrimonios o separaciones que se hayan producido a lo largo del año fiscal que se está declarando. Es importante fijarse bien en esto, ya que este tipo de situaciones dan pie a importantes deducciones, como la que se obtiene por el importe de las pensiones compensatorias al ex cónyuge y de las anualidades por alimentos a los hijos comunes o por el pago de la vivienda habitual del ex cónyuge.

2. Fallos relacionados con las deducciones por maternidad

Otro error que se puede dar en los borradores de Hacienda es que la deducción por maternidad esté mal calculada o que figure como ‘pendiente de rectificar’. Las ayudas del plan DAMA -las mujeres trabajadoras tienen derecho a la devolución de sus cotizaciones mensuales a la seguridad social hasta llegar a un máximo de 100 euros- pueden interferir en el cómputo de esta desgravación. No deben hacerlo, ya que la deducción por maternidad de la declaración de la renta es independiente de estas ayudas.

3. Las deducciones por minusvalía

Puede ocurrir que el modelo de declaración de la renta que la Agencia Tributaria envíe a los contribuyentes no refleje correctamente una minusvalía ni el grado de la misma, no pudiéndose aplicar, por lo tanto, las desgravaciones consiguientes (éstas vienen recogidas en la página 397 del Manual de la Declaración de la Renta). Esto puede deberse a que el reconocimiento médico se produjera fuera del año fiscal que se está declarando, aunque en estos casos es necesario saber que sí pueden aplicarse los beneficios fiscales propios de una minusvalía que se ha reconocido fuera del año fiscal para el que se está tributando.

4. Mucho cuidado con las cuotas sindicales y de colegios profesionales

Hacienda puede equivocarse a la hora de calcular las desgravaciones por pertenencia a un sindicato o a un colegio profesional, error cuyo origen suele estar en el hecho de que la Agencia Tributaria no ha recibido a tiempo la notificación de que el contribuyente en cuestión forma parte de una de estas organizaciones. Pero más allá de este fallo, hay que tener en cuenta que, si bien es cierto que pertenecer a un sindicato o a un colegio profesional da derecho a una deducción en la declaración de la renta, también lo es que hacer computar estas tasas de pertenencia puede afectar a la declaración de la renta de manera negativa para el contribuyente, es decir, puede hacer que la declaración salga a devolver.

No es obligatorio incluir estas desgravaciones, por lo que si se ve que el resultado en la declaración es perjudicial para el contribuyente, se pueden omitir.

5. En caso de fallecimiento de un familiar

Cuando una persona muere poco antes de que Hacienda envíe los borradores de la declaración, puede ocurrir que su defunción no se contemple en la tributación del año fiscal. Esto es un problema, ya que, si el fallecido tenía hijos, éstos tienen la obligación de hacerse cargo de la declaración de su renta si el testamento no refleja lo contrario, ocurriendo lo mismo con el cónyuge.

Por otra parte, si el que fallece es un hijo y se tenía derecho a la desgravación por maternidad, ésta sólo se podrá aplicar hasta la fecha en la que se produjo el óbito.

6. Errores relacionados con la tributación de la vivienda

Los fallos más comunes en los borradores de la declaración de la renta son los que están relacionados con la tributación de la vivienda habitual. Uno de los más usuales es el cálculo incorrecto de la deducción de una vivienda adquirida antes de 2006, aunque también es bastante frecuente no aplicar las desgravaciones de vivienda habitual correspondientes si el banco que concede la hipoteca no tiene constancia de que este préstamo es, precisamente, para una residencia habitual.

El préstamo hipotecario también puede interferir en la correcta elaboración del borrador si se ha producido un cambio de entidad bancaria o si se negocia uno nuevo. En el supuesto de que la vivienda haya sido comprada por una pareja y ambos cónyuges estén haciendo frente a partes iguales al préstamo hipotecario pero sólo uno de ellos figure en el Catastro lo más normal es que la Agencia Tributaria se equivoque y calcule las desgravaciones incorrectamente. Si es la primera vivienda habitual que la pareja adquiere, los gastos derivados de la compra –seguros vinculados, notaría, registro, impuestos, etc.- también son deducibles, y aquí Hacienda puede equivocarse si no le constan estos desembolsos económicos.

Por otra parte, las plazas de garaje y los anexos que se adquirieron de forma simultánea a la vivienda habitual no tributan, y, nuevamente, no es raro que los borradores que envía Hacienda si los tasen. 

7. La desgravación de los vehículos

Aquellos individuos que hayan comprado su vehículo acogiéndose a las ayudas del Plan 2000E pueden desgravar las subvenciones de carácter estatal y autonómico (este plan contemplaba tres ayudas, las dos anteriores y una tercera proveniente del propio concesionario que efectuaba la venta del vehículo). Es importante tener esto claro, ya que no es raro que Hacienda se equivoque a la hora de hacer constar estos rendimientos en el borrador de la declaración, fundamentalmente porque no tiene constancia de la compra del vehículo y de las ayudas recibidas para ello en el momento en que envía los borradores a los contribuyentes.

8. Las deducciones autonómicas

Las desgravaciones a las que se tiene derecho cuando se hace la declaración de la renta son tanto estatales como autonómicas. Para este segundo caso, como es lógico, son las propias Comunidades Autónomas las que deciden qué deducciones aplicar sobre qué rendimientos, y muchas veces no avisan a tiempo a Hacienda, razón por la que muchos de los borradores que se envían no contemplan las deducciones autonómicas

9. ¿Cómo corregir estos errores?

Si has recibido tu borrador de la declaración de la renta y te has dado cuenta de que está mal confeccionado, lo que tienes que hacer es modificarlo para hacer constar los rendimientos de tributación que realmente te corresponden. Puedes hacer esto a través de Internet, en la página web de la Agencia Tributaria, o acudiendo en persona a una oficina de Hacienda, para lo que tendrás que pedir cita previa llamando al 901 22 33 44 al 901 12 12 24.

Ten en cuenta que es posible que el personal de la Agencia Tributaria te pida que justifiques los cambios que hagas en tu borrador, para lo que tendrás que presentar la documentación necesaria para cada caso. Si quieres más información ponte en contacto con el personal de Hacienda llamando al 901 33 55 33. ayudarán a resolver un gran número de dudas al respecto.

Temas relacionados

Ahora en portada

Comentarios