Martes, 21.08.2018 - 11:49 h
¿En qué gastamos 'demasiado' dinero? 

Ocho consejos para ahorrar de personas que consiguieron hacerse millonarias

Tener dinero no da la felicidad pero puede dar alegrías como, por ejemplo, hacer que jubilarse llegue antes y quede más tiempo para recorrer el mundo.

Billetes de 500
El dinero no da la felicidad, pero sí puede dar muchas alegrías / Pixabay

Tener dinero no da la felicidad pero puede dar alegrías como, por ejemplo, hacer que jubilarse llegue antes y quede más tiempo para recorrer el mundo. O, también, puede significar construir la casa de tus sueños. Y, sobre todo, significa la tranquilidad de tener dinero cuando se necesita y estar seguro de que lo tiene, incluso para aquellos momentos en los que no lo necesita.

Personas que han conseguido hacerse millonarias han compartido sus consejos y son los siguientes::

1-. No tener presupuesto

​Por muy intuitivo que parezca, el nueve veces autor de best sellers del New York Times, David Bach, asegura a la revista Reader´s Digest que él recomienda no tener un presupuesto. "Estás demasiado ocupado, te frustrarás y fracasarás", dice Bach, fundador de FinishRich.com, en lugar de eso "automatice su vida financiera. Cuando es automática, no puede fallar". Eso incluye depositar automáticamente su nómina así como una contribución regular en una cuenta de ahorro o plan de jubilación. Además, también recomienda la automatización de todas sus facturas, incluidos los pagos del automóvil, los pagos de la hipoteca y las facturas de las tarjetas de crédito. 

2-. Evitar "querer gastar"

El término "querer gastar" es algo que Tom Corley, experto en creación de riqueza, recomienda encarecidamente que se evite. "De acuerdo con los datos de la Oficina del Censo, hay aproximadamente 30 millones de personas que ganan más de lo que necesitan, pero que, sin embargo, están a un sueldo de la pobreza", explica Corley. "Estas personas se involucran en algo llamado 'deseo de gastar'. Los gastadores gasta más dinero del que ganan en sus deseos".

¿Eres un 'gastador'? Algunos de los indicadores más importantes, según Corley incluyen:

- Rendirse ante la gratificación instantánea, renunciando a los ahorros para comprar lo que desea 'ahora', ya sea una tele de 60 pulgadas, unas buenas vacaciones, un coche caro o un par de zapatos de lujo.

- Gastar demasiado en comer en restaurantes o en pedidos a domicilio.

- Endeudarse para poder financiar su nivel de vida.

Esencialmente, los 'gastadores' crean su propia pobreza racionalizando su deseo de gastar de varias maneras, ya sea esperando ganar más dinero en el futuro o confiando en que la economía mejore más adelante.

3-. No prestes dinero a amigos o familiares

El amor por la familia y amigos no debe medirse por su generosidad, aunque a veces se reduce exactamente a eso. Si no lo haces, puede haber tensión, y si lo haces, es posible que nunca recuperes el dinero y te sientas decepcionado. "Perderás a tu amigo y el dinero", aconseja Bach.

Digamos que les prestas dinero. ¿Has llegado a un acuerdo para los tiempos de los reembolsos? Cuando se trata de amigos o familiares, establecer dichos límites puede ser difícil, pero es aún más difícil pedir continuamente que te devuelvan el dinero.

Si no hay más remedio que prestar dinero a alguien cercano y querido, asegúrese de que el préstamo no sea ilimitado, es decir, con fecha de devolución. También puedes hacer uso de empresas que se especializan en préstamos entre familiares y amigos.

4.- Sea un gastador inteligente

No hace falta decir que los gastos estúpidos son un hecho. Todos los hemos hecho y probablemente, después, nos sentimos culpables por eso. Corley profundiza en la idea del gasto inteligente en su estudio 'Hábitos de Ricos', en el que concluye que existen estrategias específicas que pueden garantizar el gasto inteligente:

- Lo mejor es comprar a granel. "Si se hace correctamente, y con los artículos adecuados, comprar en grandes cantidades puede ahorrarle dinero en su hogar y reducir las pérdidas", asegura. El papel higiénico, el jabón, el detergente para ropa, las toallitas de papel y el champú son artículos que son mucho más baratos cuando se compran a gran escala.

Además, hay alimentos como los purés, los yogures u otros productos enlatados que pueden dividirse en tarros de vidrio y guardarse para usarse en el futuro.

- Planifica las comidas. "Si puede planificar un menú para la semana utilizando ingredientes similares, podrás centrar la compra de alimentos y terminarás tirando menos a final de semana", dice Corley. "Hacer un esfuerzo consciente aquí ahorra dinero y evita el desperdicio de alimentos".

- Reduce los costes de energía. "Reducir el consumo de energía facilita la bajada en el total de los gastos mensuales", explica. Esto puede ser tan simple como cambiar las bombillas incandescentes por bombillas fluorescentes compactas o LED para reducir su factura.

5.- Págate primero

Bach dice que este es uno de los pasos más importantes para construir riqueza. "Pagáte al menos una hora al día de tus ingresos", asegura. "Vas a trabajar 90,000 horas a lo largo de tu vida; debes conservar al menos una hora al día de tus ingresos".

El siguiente paso es guardarlo e invertirlo, preferiblemente de manera automática, como Bach mencionó anteriormente.

6.- Evita el estilo de vida 'a todo trapo'

Según Corley, todos los millonarios que se hicieron a sí mismos se aseguran de evitar aumentar su nivel de vida hasta igualar el aumento de sus ingresos. "Es un hábito común entre muchos que de repente se encuentran ganando más dinero", asegura.

¿Su mejor apuesta? Cuando tenga ganas de gastar dinero, concéntrese en guardarlo en planes de ahorro e inversiones que crezcan en valor y proporcionen recursos financieros que pueda utilizar en el futuro para mantener su nivel de vida. "Una vez que gastas tu dinero, ya no está. Cuando encuentres un bache en el camino, como la pérdida de trabajo, te verás obligado a vender tus cosas. Si las cosas que compras se depreciaron en valor, obtienes céntimos por cada euro".

7.- Sea sencillo, no barato

En su estudio, Corley descubrió que el 66 por ciento de los pobres admitía ir a lo barato. "Barato para ellos significaba gastar su dinero en el producto o servicio más barato disponible", explica. Pero los productos baratos se rompen o se deterioran a un ritmo mucho más rápido que los productos de calidad.

También señala que, al buscar servicios, aquellos que brindan servicios baratos generalmente no tienen experiencia o no son muy buenos en lo que hacen. "Si fueran buenos, podrían exigir precios más altos. Los proveedores de servicios baratos pueden ocasionarle muchos problemas, especialmente cuando se trata de impuestos, representación legal o, incluso, algo como  arreglar su coche. Los proveedores de servicios económicos pueden mantén las tarifas bajas pagando salarios más bajos a su personal. Esto significa que no están recibiendo el mejor personal o que se están conformando con personal sin experiencia".

Si bien ir a lo barato no necesariamente te hará pobre, significará que ahorrarás menos dinero como resultado de la baja calidad que te queda a cambio de tu dinero.

8.- Nunca te rindas

 "Pase lo que pase, no importa cuántas veces falles siempre que te levantes y vuelvas a intentarlo, no has perdido", afirma Bach.

Ocho consejos para ahorrar de personas que consiguieron hacerse millonarias

Temas relacionados

Ahora en portada

Comentarios