Panamá prohíbe la entrada de viajeros de países africanos afectados por ébola

Panamá, 22 oct (EFE).- El Gobierno de Panamá informó hoy de que ha prohibido la entrada en el país de viajeros procedentes de Liberia, Sierra Leona y Guinea Conakry, como medida de prevención del contagio del virus del Ébola.

Obama, "cautelosamente optimista" ante posibles nuevos casos de ébola en EE.UU.

Panamá, 22 oct (EFE).- El Gobierno de Panamá informó hoy de que ha prohibido la entrada en el país de viajeros procedentes de Liberia, Sierra Leona y Guinea Conakry, como medida de prevención del contagio del virus del Ébola.

"El Ministerio de Salud anuncia que a partir de la fecha entra en vigencia una restricción de ingreso al país para los pasajeros procedentes de Liberia, Sierra Leona y Guinea Conakry, o que dentro de su agenda de viaje se compruebe que visitaron los países en mención durante los últimos 21 días", según un comunicado oficial.

Liberia, Sierra Leona y Guinea Conakry son los países más afectados por el brote de Ébola, que ha infectado a 9.936 personas, prácticamente en África occidental, y 4.877 han muerto a consecuencia de la enfermedad, según datos difundidos hoy por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El departamento panameño de Salud explicó que "personal de los aeropuertos de otros países deberán impedir el curso del viaje a Panamá de personas que dentro de los últimos 21 días han estado o proceden de Liberia, Sierra Leona y Guinea Conakry".

La medida "fue discutida con representantes de las aerolíneas que brindan servicios en el Aeropuerto Internacional de Tocumen", que sirve a la capital panameña, "y profesionales de la salud" en el país centroamericano.

La restricción impuesta a partir de este miércoles "se mantendrá hasta que las citadas naciones sean declaradas libres del virus ébola", añadió el comunicado oficial.

El presidente de Panamá, Juan Carlos Varela, declaró a periodistas que la medida "es una forma de contener el virus y de evitar el tránsito" del mismo por el país centroamericano.

"Es una forma de proteger el sistema logístico, sobre todo el aeropuerto (...) a nuestros ciudadanos, a los panameños y panameñas, y a los ciudadanos del mundo", añadió el mandatario.

Entre enero y julio pasado unos 4.881.985 pasajeros transitaron por el aeropuerto de Tocumen, la mayoría procedentes de Bogotá (Colombia), con 319.921; Miami (EE.UU.), 314.564; San José (Costa Rica), 236.584; Caracas (Venezuela), 181.625; Cancún (México), 179.290; La Habana (Cuba), 159.811; y México con 148,068 viajeros.

Panamá, que no registra ningún caso de ébola, decretó el pasado día 14 un alerta sanitaria preventiva y aprobó una partida de 10 millones de dólares para comprar equipos y adecuar hospitales a fin de afrontar cualquier contingencia por la enfermedad.

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios