Financiación o intereses

Ventajas de las que te puedes beneficiar si pides una hipoteca y eres joven

Según el comparador bancario HelpMyCash.com, diversos bancos dan préstamos para jóvenes de 35 años o menos con requisitos a los que es más difícil acceder si se supera esa edad. 

Vivienda, casa, hipoteca, alquiler, comprar casa
Ventajas de las que te puedes beneficiar si pides una hipoteca y eres joven
©[Michal Collection] a través de Canva.com

Emanciparse en España no es fácil: la inestabilidad laboral y los altos precios de la vivienda en las grandes ciudades tiran para atrás a muchos millennials que podrían estar interesados en adquirir un inmueble. Sin embargo, aquellos afortunados que sí disfrutan de una buena situación económica pueden financiar la operación con unas mejores condiciones. Y es que, según el comparador bancario HelpMyCash.com, diversos bancos dan hipotecas para jóvenes de 35 años o menos con ventajas a las que es más difícil acceder si se supera esa edad

Financiación de más del 80% de la compra

Una de ellas es la posibilidad de conseguir una hipoteca sin tener mucho dinero ahorrado. En España, por norma general, los bancos financian hasta el 80% de la compra de una vivienda, por lo que el solicitante debe aportar de su bolsillo el 20% restante (más lo que cuesten los gastos de compraventa). No obstante, hay entidades que pueden aumentar ese porcentaje hasta el 90% o hasta el 100% si el futuro hipotecado tiene 35 años o menos y su perfil es bueno.

Esto es una gran ventaja para los jóvenes, pues debido a los pocos años que llevan trabajando (y a los altos alquileres que se pagan en España), muchos no han podido ahorrar lo suficiente para pagar una entrada del 20% más los gastos de compraventa. Desde HelpMyCash, eso sí, matizan que la financiación de más del 80% solo puede conseguirse si se tiene una buena situación económica: si el salario que se cobra es elevado, si se trabaja en un sector en auge como el de las nuevas tecnologías, si se pueden aportar otras garantías (avales o una propiedad de los padres), etc.

Uno de los productos con los que es posible financiar más del 80% de la compra de una vivienda es la Hipoteca Vive Joven de Hipotecas.com. Esta financiera se ofrece a cubrir hasta el 100% de la adquisición si el solicitante puede aportar otra propiedad como garantía (la vivienda de sus padres, por ejemplo), tiene un trabajo estable y cobra un salario relativamente alto.

Un tipo de interés más bajo

También hay bancos que, para atraer a clientes jóvenes, ofrecen hipotecas con intereses más bajos que los que aplican si el solicitante tiene más de 35 años. Y, adicionalmente, algunas entidades renuncian a cobrar ciertas comisiones (de apertura, de amortización anticipada, etc.) o a exigir la contratación de otros productos para conseguir un interés reducido, aunque es menos habitual.

La Hipoteca Joven de Kutxabank es un buen ejemplo. El interés de este crédito es del 1,45% el primer año y de euríbor más 0,79% desde el segundo y hasta que uno de los titulares cumpla 35 años. A partir de entonces, el tipo aplicado es de euríbor más 0,89%, que es el que pagan los clientes de mayor edad que solicitan un préstamo hipotecario a esta entidad. A cambio, el banco pide domiciliar la nómina y contratar su seguro de hogar y uno de sus planes de pensiones.

Ahora bien, desde HelpMyCash afirman que el interés de estas hipotecas exclusivas para jóvenes no siempre es el más bajo que se puede conseguir. Por ello, aconsejan comparar varias ofertas (préstamos para menores de 35 años y para todas las edades) para averiguar cuál saldría más a cuenta, así como negociar con diversos bancos para tratar de obtener un mejor trato.

Un impuesto más bajo por la compra

Para terminar, una persona joven puede beneficiarse de las bonificaciones fiscales que se ofrecen en ciertas comunidades autónomas. En concreto, puede pagar menos por el impuesto sobre transmisiones patrimoniales (ITP) si compra una vivienda de segunda mano. Dependiendo de la región, la reducción puede ser de más del 50%.

Entre las comunidades autónomas que cobran un menor impuesto a los jóvenes por la compra de una vivienda se encuentran, por ejemplo, Andalucía, Castilla y León, Cataluña o la Comunidad Valenciana, entre otras. Los requisitos para acceder a sus bonificaciones (edad máxima, valor de la vivienda, etc.), sin embargo, pueden ser distintos en función de la región, así que es aconsejable consultarlo en cada caso a un gestor, a un notario o a la inmobiliaria que gestione la compraventa del inmueble.

Mostrar comentarios