Inditex acelera su apuesta ‘eco’: extiende ‘Join Life’ a Bershka, Pull & Bear y Oysho


Modelo de producción 'eco' de Inditex

Modelo de producción 'eco' de Inditex

No es habitual que Inditex lance etiquetas comunes para sus diferentes enseñas. Sus cabeceras -Zara, Massimo Dutti, Bershka y Pull & Bear, entre otras- se marcan sus propios objetivos, tienen su estrategia y se dirigen a clientes diferentes. Sin embargo, la compañía gallega ha dado un paso diferente, hacia un punto común. Ha puesto en marcha un distintivo conjunto, Join Life, para englobar las prendas fabricadas con criterios más ecológicos y sostenibles.

Hasta ahora, sólo comercializaba bajo la etiqueta Join Life a través de Zara. Sin embargo, este otoño ya ha lanzado la primera colección de Massimo Dutti, sólo para hombre, y ha acelerado el ritmo con otras enseñas.

La compañía presidida por Pablo Isla ha solicitado el registro, en toda la Unión Europea, del distintivo Join Life para algunas de sus enseñas. Entre ellas, dos de las que se dirigen a un cliente más joven (Pull & Bear y Bershka); la marca de lencería y ropa deportiva Oysho; y su negocio de decoración y artículos para el hogar Zara Home, según consta en el Registro de Patentes Europeo, la European Union Intellectual Property Office (Euipo, en sus siglas en inglés).

¿Qué es Join Life?

Se trata de una etiqueta con la que identifica los "productos más responsables con el medioambiente", explican desde el grupo textil. Aquellos que "suponen un uso más eficiente de los recursos naturales y un menor impacto ambiental", añaden. Hasta ahora, sólo estaba en las tiendas de Zara, que lanzó sus primeras prendas Join Life dentro de la colección otoño-invierno 2015.

Exterior de una tienda de Zara. Exterior de una tienda de Zara.

Exterior de una tienda de Zara. MADRID | EUROPA PRESS

Y esa etiqueta comprende tres mensajes. El primero, Care for Fiber, que hace referencia al tipo de producto con el que se ha fabricado la prenda. En este caso, se trata de materias primas que considera sostenibles, como el algodón orgánico, las fibras procedentes de prendas recicladas o el Tencel, un tejido que procede de la madera. El segundo mensaje es Care for Planet. En éste, Inditex incluye las prendas que se han "confeccionado en una fábrica que funciona con energía renovable". El tercer mensaje que ampara con estas etiquetas es Care for Water, cuando se haya fabricado con "tecnologías que ahorren agua".

En la última junta de accionistas del grupo gallego, celebrada a finales de julio, Pablo Isla apuntó que Inditex ha comercializado con Zara casi 44 millones de prendas a través de la enseña Join Life. En concreto, según la memoria de resultados de Inditex de 2016, la enseña "puso a la venta 42,3 millones de artículos Join Life durante este ejercicio, lo que representa más de un 5% de toda la colección de la marca" a lo largo del año.

Hasta ahora, otra de sus marcas, Oysho ya comercializaba este tipo de prendas sostenibles, bajo la etiqueta Weare the Change. Isla ya apuntó que Massimo Dutti y Bershka iban a incorporarse a estos programas. Ahora, con el registro de Join Life para diferentes marcas, puede caminar hacia una unificación de enseñas 'eco', pero la compañía no confirma cuáles son sus planes.

Inditex sí explica que Join Life forma parte de un proyecto más global, con el que intenta que las prendas tengan más de un vida, reutilizando los tejidos o colaborando con asociaciones sin ánimo de lucro como Caritas. Un proyecto aspiracional, de economía circular, que aún está dando sus primeros pasos. Por ejemplo, al margen de la procedencia de los tejidos y de sus modelo de producción, persigue recuperar las prendas después de utilizarlas. Al cierre de 2016 recogía ropa usada en 394 tiendas de Zara (su red, entre todas las cadenas, supera los 7.300 locales). En concreto, en todos los establecimientos de la marca 'buque insignia' en España, Portugal, Reino Unido, Holanda y Dinamarca, con la intención de completar en breve la red de 'zaras' en Suecia y China.