La 'odisea' para renovar DNI: hasta tres meses de espera o una noche en la cola


  • Las delegaciones policiales están saturadas. Ante las demoras insoportables en el servicio de cita previa, miles de personas acampan en las filas en busca de números.

  • El CSIF y el Defensor del Pueblo hablan de "colapso" e Interior reconoce el problema de escasez de personal, en un año donde además caducan 600.000 DNI electrónicos.

  • Te interesa leer: La falta de previsión con el DNI colapsa las comisarías de Madrid

La fila de los que intentaban tramitar su DNI o pasaporte, el viernes, en una comisaría del distrito de Tetuán, Madrid

La fila de los que intentaban tramitar su DNI o pasaporte, el viernes, en una comisaría del distrito de Tetuán, Madrid

"Solo entregamos cinco números cada día, para casos de urgencia y debidamente justificados. Si intenta tener suerte, venga mañana, pero le advierto que desde la madrugada ya habrá gente en la cola". Jorge García, nacido en Ciudad Real y empadronado en Madrid desde hace tiempo, escuchó atónito el pasado jueves esas palabras del recepcionista de la comisaría de la Policía Nacional situada en pleno distrito de Tetuán de la capital. Desesperado por viajar a Londres este domingo, ciudad en la que pasará sus vacaciones junto a un amigo y a su hermano, el hombre, de 36 años, decidió entonces un día después hacer fila bajo la noche estrellada a las puertas de la mencionada sede policial, situada en el número 2 de la calle de Santa Valentina.

El objetivo era que le tramitasen un nuevo DNI de manera urgente, ya que tenía vuelo y hotel pagados. A mediados de semana, a Jorge le robaron su cartera en plena calle, y su viaje peligraba. Desde ese momento comenzó una odisea para obtener nuevamente su documentación. Primero intentó pedir cita -vía internet- en la sede policial del barrio donde reside, pero el tiempo de espera para la tramitación de DNI superaba holgadamente los dos meses. Entonces, decidió acudir en persona a una de las pocas oficinas policiales que entregan números 'extra' y atienden casos aislados, sin cita previa. Allí se encontró con la desagradable sorpresa de una comisaría absolutamente colapsada.

Un nutrido grupo de personas pugnaba este viernes por un número en la cola de la comisaría de Tetuán, Madrid, para tramitar su DNI o pasaporte. Un nutrido grupo de personas pugnaba este viernes por un número en la cola de la comisaría de Tetuán, Madrid, para tramitar su DNI o pasaporte.

Un nutrido grupo de personas pugnaba este viernes por un número en la cola de la comisaría de Tetuán, Madrid, para tramitar su DNI o pasaporte.

Sin ninguna otra opción y a horas de coger su avión rumbo a la capital británica, García decidió hacer lo que intentan miles de ciudadanos en toda España por estas horas: madrugar y acampar en una cola (prácticamente pasando toda la noche en vela, a la intemperie), frente a la fachada de una sede policial, a la espera de poder obtener uno de los escasos números 'extras' que entrega en determinadas comisarías, para casos de "fuerza mayor". En efecto, el pasado viernes este medio comprobó cómo un nutrido grupo de personas se agolpaba a las puertas de esa oficina, con mucho tiempo antelación a su apertura, a las 9.00 horas, en su misión 'casi imposible' para renovar el pasaporte o DNI.

Te puede interesar:Qué hacer en caso de robo o pérdida del DNI

"Podía intentar gestionar el DNI en la delegación policial de la T-4, pero hacerlo el mismo día del viaje implicaba mucho riesgo. Por eso he venido hasta aquí con la denuncia policial del robo que sufrí y el billete a Londres. Me han dicho que, presentando esta documentación, es suficiente para que me atiendan", comenta el joven en plena noche, mientras guarda su lugar en la fila.

Jorge García: "He decidido pasar la noche en vela pero no quiero perder mi vuelo". Jorge García: "He decidido pasar la noche en vela pero no quiero perder mi vuelo".

Jorge García: "He decidido pasar la noche en vela pero no quiero perder mi vuelo".

Delante suyo en la cola se encuentra Abdallatif Ball Ball, marroquí, de 63 años, uno de los primeros en llegar. El reloj marca las 6 de la mañana, pero él ya lleva tiempo en la fila. "Tengo que gestionarle el DNI a mi hija, de 4 años. Viajaremos a mi país de vacaciones y no tenía otra opción que venir aquí para intentar que me atiendan. Yo no puedo justificar un motivo de urgencia, porque me he dado cuenta muy tarde que la niña necesitaba documento para salir del país. De todos modos, lo intentaré", asegura.

Abdallatif Ball Ball: "Es tremendamente complicado tramitar el DNI en esta fecha". Abdallatif Ball Ball: "Es tremendamente complicado tramitar el DNI en esta fecha".

Abdallatif Ball Ball: "Es tremendamente complicado tramitar el DNI en esta fecha".

Más atrás en la cola, Mely Arroyo se muestra impaciente y no para de moverse. Es modista y tiene la nacionalidad peruana, aunque reside en España desde hace tres décadas. "No sé si me atenderán. Aquí dan pocos números. Es una vergüenza la poca cantidad de personal que hay en las oficinas. Yo llamé para pedir cita esta semana, pero me daban turno para finales de octubre en esta delegación de Tetuán", comenta indignada.

Mely Arroyo: "Me daban cita para renovar DNI a finales de octubre". Mely Arroyo: "Me daban cita para renovar DNI a finales de octubre".

Mely Arroyo: "Me daban cita para renovar DNI a finales de octubre".

Felisa Rodríguez, de 61 años, la escucha y asiente con la cabeza. Reside en Tetuán, y comenta que a ella también le daban turno por internet para dentro de 55 días. "No puedo esperar más. Tengo a mi hijo preso, y necesito el DNI que me ha caducado para ir a visitarle a la cárcel. ¿Por qué no refuerzan las comisarías en verano? Además, dentro casi no hay gente... Nosotros no tenemos la culpa", subraya.

Te puede interesar:La cita previa, colapsada: el calvario para renovar el DNI

Mmana ElBarakaoui, marroquí, de 49 años, debe viajar a su país porque operarán a una hermana suya de manera urgente. Ella dice que perdió su bolso en un bar a comienzos de este mes. "Tenía todo allí: carné de conducir, tarjetas de crédito, documento. Ahora se me ha presentado un enorme problema. Llamar para pedir cita o intentar hacerlo por Internet es imposible. Todas las comisarías están colapsadas y a mí me daban turno para finales de septiembre. Vivo en Carabanchel y allí no dan números extras. Por eso estoy aquí, me he cruzado toda la ciudad para ver si se da el milagro y puedo y tramitar el DNI", dice.

Verano infernal y oficinas saturadas

La situación descrita, que se vive en Tetuán a diario, no es aislada en absoluto. Por el contrario, en casi una veintena de delegaciones policiales madrileñas donde se puede gestionar la tramitación de DNI y pasaportes ocurre algo similar o peor: los retrasos, esperas insoportables y saturación de citas son moneda recurrente en lo que viene siendo un verano infernal.

Solo basta con tramitar una de ellas de manera digital (debe hacerse en la página www.citapreviadnie.es/citaPreviaDniExp/Inicio.action del Ministerio del Interior) para comprender la magnitud del problema. Lainformacion.com lo ha intentado y ha constatado que bastantes distritos registran hasta tres meses de tiempo de espera. El cóctel explosivo de escaso personal en las sedes policiales y el considerable incremento de solicitudes de habitantes que viajan de vacaciones en estas fechas arroja un escenario desesperante para muchos.

Desde la Central Independiente de Funcionarios (CSIF) advierten que vienen denunciando este hecho desde hace mucho tiempo, incluso bastante antes de comenzar el verano. Interior ha reconocido al sindicato que las dependencias policiales están "saturadas" debido a falta de personal administrativo. El problema afecta a toda España, pero incide principalmente en las grandes ciudades, como Madrid y Barcelona.

Ya en febrero pasado CSIF advertía que, como consecuencia de"la falta de personal y la improvisación en la gestión de los recursos humanos", urgía contratar "al menos a 650 personas" para que realicen las labores de tramitación de renovaciones de DNI y pasaportes. Ahora han vuelto a la carga: "Existen numerosas advertencias y abundan los comunicados que hemos realizado al respecto. La saturación en las comisarías es evidente. Si no había personal administrativo suficiente hace unos meses, imagínese lo que es la situación en julio y agosto, cuando los funcionarios también se van de vacaciones. En la actualidad al menos hacen falta dos centenares de trabajadores no policiales más que se ocupen de la tramitación de DNI y pasaportes en las comisarías", subrayó un portavoz a este medio.

Por otra parte, indicó que este complicado panorama también se extiende a otras grandes urbes, como Valencia y Barcelona. En la Ciudad Condal, precisamente, oficinas policiales como la de la calle de Trafalgar, por ejemplo, amanecen habitualmente con decenas de personas que hacen fila durante toda la noche en sus fachadas. Los sábados por la mañana, antes de que la delegación abra sus puertas, suelen congregarse no menos de un centenar de personas, quienes pugnan por alguno de los 70 números que se reparten habitualmente.

Todo esto también ha llevado a instituciones como el Defensor del Pueblo ha emitir una recomendación urgente ante la Dirección General de la Policía para que se refuercen las oficinas de expedición del DNI y pasaporte de toda España. Hace escasos días, el mencionado organismo alertó a Interior sobre la cantidad de denuncias que recibe a diario, respecto a que muchas de las oficinas policiales están saturadas y no tienen citas disponibles hasta después del verano.

"Esto obliga a muchos ciudadanos que necesitan renovar su documentación personal con urgencia a pernoctar a las puertas de estos centros para conseguir alguno de los escasos números que se entregan personalmente a los que no disponen de cita previa", manifestó un portavoz de la institución. De este modo, el Defensor del Pueblo ha pedido reforzar las oficinas para permitir la obtención de cita previa a los ciudadanos que tienen que renovar su documentación personal y "evitarles los perjuicios que en la actualidad les está causando el excesivo tiempo en la obtención de cita previa".

Escasez de plazas

La plantilla de auxiliares administrativos sufre un déficit real del 25% desde hace al menos cinco años, según las fuentes consultadas. Eso impacta de lleno en las delegaciones policiales. Por otra parte, a esa situación también se suma la 'negligencia' o descuido de miles de personas, que se acuerdan 'sobre la hora' y al límite que deben renovar sus documentos para viajar. La tendencia se repite año tras año, principalmente en Navidades y verano.

Poco importan, en la antesala de cada época estival, las campañas informativas o los carteles en los tablones que suelen tener las Juntas de distrito de los barrios, que aconsejan a los vecinos no esperar hasta último momento para gestionar su pasaporte o DNI. Se puede hacer desde un año de antelación, pero miles de ciudadanos no suelen ser tan 'previsores'. Finalmente, otro elemento añadido ha agravado la situación este año: en 2017 se cumple una década exacta de la puesta en funcionamiento del DNI electrónico. A más de 600.000 personas les caducan durante este ejercicio, lo que ha generado un aluvión mayor de solicitudes de renovación. El año próximo, si la tendencia no mejora y el Gobierno no consigue aliviar la situación (ya ha reglamentado una oferta pública de empleo para cubrir las plazas vacantes de personal funcionario no policial adscrito a la Dirección General de la Policía), la situación será aún más compleja: caducarán un millón más de DNI electrónicos.