Miércoles, 22.11.2017 - 15:56 h

TEJERINA DA SU “VISTO BUENO” AL PREACUERDO DE LAS BRIGADAS ANTIINCENDIOS CON TRAGSA

- Los trabajadores aceptan la definición de bombero forestal, según la ministra. La ministra de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, señaló este miércoles que da su “visto bueno” al preacuerdo alcanzado este lunes entre la empresa pública Tragsa y los representantes de las Brigadas de Refuerzo contra Incendios Forestales (BRIF) por el que estos aceptan la definición propuesta para bombero forestal.
Así lo anunció Tejerina al responder en el Pleno del Congreso a Rafael Mayoral, diputado de Unidos Podemos-En Comú Podem-En Marea, quien preguntó a la ministra si el Gobierno pensaba reconocer la categoría de bombero forestal a los trabajadores de las BRIF, que en 2015 iniciaron una huelga en demanda de una mejora de sus condiciones laborales y continuaron este verano con los paros.
Las BRIF se crearon en 1992 y pertenecen a Tragsa, entidad dependiente del ministerio dirigido por Tejerina. Tienen la función de apoyar a las comunidades autónomas en la lucha contra los incendios forestales.
Tejerina precisó que el reconocimiento de esa categoría no le corresponde al Gobierno, sino que se ciñe a las negociaciones entre la empresa y los representantes de los trabajadores, y recalcó que ambas partes alcanzaron este lunes un preacuerdo firmado por la mayoría de los sindicatos y cuenta con el “visto bueno” del Ministerio.
La ministra destacó el “esfuerzo” realizado por el Gobierno en mejorar las condiciones laborales de las BRIF, de manera que una de las primeras decisiones de su precedesor, Miguel Arias Cañete, fue prolongar la contratación de esas brigadas.
Tejerina subrayó que los trabajadores de las BRIF tienen ahora “empleo la práctica totalidad del año”, concretamente 11 meses, porque el Gobierno ha ido ampliando la duración de los trabajos de prevención de incendios forestales, y más estabilidad por “el carácter plurianual de las encomiendas” a Tragsa.
Asimismo, aseguró que las brigadas cuentan con “el mejor equipamiento personal y material de trabajo”, además de “permanente formación y preparadores físicos en cada base”, y avanzó que este año comenzará la reforma y la construcción de nuevas bases en el marco de un plan para cinco años.
Tejerina añadió que ese plan se iniciará con la reforma de la base de La Iglesuela (Castilla-La Mancha) y apuntó que, aunque el mantenimiento de las bases depende de los gobiernos autonómicos, el bipartito entre el PSOE y Podemos en esta región la ha dejado en “un estado de abandono y deterioro que no consideramos aceptable”.
La titular de Medio Ambiente reiteró su compromiso con los 545 trabajadores que forman el dispositivo de las BRIF y añadió que su estado “hoy no tiene nada que ver con su situación en el año 2011”.
Por su parte, Mayoral valoró el “trabajo abnegado” de las BRIF, cuyos trabajadores, según indicó, son sometidos por Tragsa a “una precariedad intolerable” con “nóminas de 900 euros en periodos de extinción” de incendios, ante lo cual el Gobierno “intenta escaquearse”. “Ellos no fallan cuando se les reclama y hay que cuidar a quien nos cuidan, hay que cuidar a quienes cuidan de lo de todos”, concluyó.

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios