Jueves, 14.12.2017 - 09:26 h

ETA. LA DEFENSORA DEL PUEBLO DENUNCIA QUE NO SE ENSEÑE A LOS JÓVENES LO “PERVERSO” QUE HA SIDO ETA

La Defensora del Pueblo, Soledad Becerril, ha elaborado un informe, a petición del Congreso, en el que destaca cómo en los libros de texto de los colegios e institutos españoles no se incluyen testimonios de las víctimas de ETA ni una reflexión de fondo sobre lo “perverso” que ha sido el terrorismo para el país.
Becerril incluye estas consideraciones en el estudio ‘Los derechos de las víctimas. Su situación actual”, que le fue encargado por el Congreso de los Diputados en abril de 2015 con el fin de analizar cómo ha afectado a las víctimas el terrorismo etarra y qué deberían hacer las instituciones al respecto.
A este respecto, en las conclusiones del informe, la Defensora del Pueblo destaca que “la educación de los jóvenes es esencial para la comprensión de lo que el terrorismo significa por las futuras generaciones”. Por ello, se resalta que en los manuales de historia de los colegios españoles “no se explicita la perspectiva ni el pensamiento de las víctimas, así como las consideraciones filosóficas, antropológicas y éticas sobre el terrorismo de ETA”.
Asimismo, el informe, tras analizar diversos textos educativos, concluye que en los mismos se constata “la falta de precisión sobre el terrorismo y sus consecuencias desde un punto de vista antropológico”, ya que “el terrorismo de ETA ha afectado, directa o indirectamente, a toda la sociedad española”.
FALTA DE PROFUNDIZACIÓN
“Sin una exposición previa de lo que ha supuesto esta forma de criminalidad”, afirma el documento, “el alumno no puede percibir a través de sus libros -de manera explícita- que el terrorismo ataca derechos tan fundamentales de la persona humana como el derecho a la vida y destruye derechos personales o colectivos tan importantes para el desarrollo de una sociedad como la paz, la libertad o la tolerancia”.
“Un planteamiento antropológico”, añade, “que explicara el carácter intrínsecamente perverso del terrorismo ayudaría mucho a que las futuras generaciones de españoles conocieran realmente lo que significa y lo que supone convivir con él dentro de un régimen de libertades”.
La Defensora del Pueblo también alude a que “los libros apenas reflejan estadísticas concretas de asesinados, de atentados cometidos o de imágenes que reflejen la barbarie del terrorismo”.
No obstante, se apunta que “tal vez lo más llamativo sea la ausencia total de algún ejercicio de reflexión sobre las consecuencias sociales, políticas y personales de los atentados, secuestros o amenazas de la organización terrorista ETA”.
Asimismo, el informe se refiere a que “llama la atención que en ninguno de los catorce manuales analizados se encuentra un solo testimonio o una reflexión de una víctima del terrorismo como texto complementario, que serviría de ejemplo para los más jóvenes de lo que supone un atentado terrorista y sus consecuencias en la vida de una persona”.
AUSENCIA DE LEYES CLAVE
También se destaca que en los manuales de Historia de España de segundo de Bachillerato no hay ninguna mención a “dos leyes que han sido claves para el tratamiento a las víctimas del terrorismo”, como son la Ley de Solidaridad con las Víctimas del Terrorismo y la Ley de Reconocimiento y Protección Integral a las Víctimas del Terrorismo.
Otras conclusiones del informe son que el número de asesinatos terroristas no resueltos en España es “aún elevado”, realidad que “agrava la dolorosa situación de los familiares afectados y también de las propias víctimas en el caso de los heridos”.
Asimismo, la Defensora apunta que “los desterrados por causa del terrorismo de ETA del País Vasco y Navarra carecen del derecho al voto en las elecciones autonómicas, forales y locales”.
Además, se apunta que “la cuantía de las indemnizaciones que perciben del Estado las víctimas del terrorismo es diferente en función de la existencia o no de sentencia judicial”.

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios