Lunes, 19.11.2018 - 21:30 h
Sucesos

Hallado el cadáver del niño de 5 años desaparecido en la riada en Mallorca

El cuerpo del pequeño Arthur ha sido localizado a unos 500 metros del último puente de la localidad de Sant Llorenç.

labores de búsqueda de Arthur, el niño de 5 años desaparecido en la riada del Levante de Mallorca.
Hallan el cadáver del niño de 5 años desaparecido en la riada en Mallorca. / EFE

El dispositivo de búsqueda de Arthur, el niño de 5 años arrastrado por la torrentada de Sant Llorenç ha dado resultado esta mañana, ocho días después de la catástrofe. El cadáver del pequeño Arthur ha sido localizado a unos 500 metros del último puente de la localidad de Sant Llorenç, según ha podido comprobar Efe en el lugar. La familia del niño ha sido informada casi de inmediato del hallazgo del cuerpo sin vida, que ha sido buscado día y noche por los servicios de rescate de la Guardia Civil, efectivos de la Unidad Militar de Emergencia (UME) y bomberos de Mallorca en tierra firme y también en el mar.

Con el hallazgo del cuerpo sin vida del pequeño Arthur se eleva a 13 la cifra de víctimas mortales de la riada que afectó a zonas de dos municipios del noreste de la isla, especialmente a la población de Sant Llorenç des Cardassar. 

Era en esta zona donde los especialistas consideraban más probable encontrar el cuerpo del pequeño, tres equipos han buscado por tierra en el tramo entre Son Carrió y la desembocadura del torrente en S'Illot y en la costa y el mar han intervenido buzos y tres embarcaciones de la Guardia Civil y Salvamento Marítimo.

El frente del violento caudal acumulado en el monte por la lluvia torrencial del pasado 9 de octubre entró en la localidad con una altura de hasta 4 metros y en la parte baja del pueblo, donde causó los mayores daños materiales y mató a varias personas, alcanzó los 5 metros.

Así lo han calculado los técnicos de los cuerpos de emergencias que participan en la reconstrucción de las zonas del Levante de Mallorca arrasadas por la torrentada, según han confirmado a Efe fuentes del operativo.

El director general de Emergencias del Govern balear, Pere Perelló, ha señalado que, en paralelo a los efectivos de búsqueda y rastreo, hay otros 156 profesionales trabajando en la reconstrucción tanto en Sant Llorenç como en otros núcleos de la comarca, como Canyamel, donde desemboca otro de los torrentes afectados.

Al niño desaparecido se le buscaba en doce puntos del cauce y de los márgenes desbordados del torrente, la mayoría en el primer tramo, aunque también en el segmento entre Son Carrió y S'Illot y en el litoral y en las primeras millas marítimas junto a la desembocadura.

En concreto, buceadores del Grupo Especial de Actividades Subacuáticas (GEAS) de la Guardia Civil trabajaban entre la desembocadura y Cala Morlanda, donde se halló una mochila de Arthur. 

Los técnicos decidirán si se derriban seis casas en Sant Llorenç, dos en Son Carrió y dos en S'Illot gravemente dañadas por la riada. Además hay otras 300 viviendas afectadas que están revisando arquitectos y aparejadores, la mayoría voluntarios.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios