Barrera de los 40.000 millones

Telefónica vuelve a valer en bolsa tanto como su deuda neta doce meses después

La operadora avanza una deuda neta proforma de 40.400 millones de euros tras las últimas desinversiones y amortizaciones.

Ángel Vilá, José María Álvarez Pallete y Laura Abasolo.
Ángel Vilá, José María Álvarez Pallete y Laura Abasolo. / EFE

Séptimo trimestre consecutivo de recorte de deudas en Telefónica. La operadora sigue achicando agua de su balance a golpe de desinversión y generación de caja para volver a recobrar la confianza del mercado. Por primera vez en doce meses, la compañía de telefonía firma sus resultados anuales con una valoración en bolsa (40.350 millones) al cierre de esta jueves similar a su deuda financiera neta, que cerró en 41.785 millones en 2018 pero que menguará hasta los 40.385 millones con la venta de sus filiales americanas y Antares por unos 1.600 millones.

Esta vez no es porque haya subido demasiado la cotización (un 6% desde enero), sino porque se sigue reduciendo el apalancamiento, hasta un 27% inferior desde 2011. Con la acción subiendo a máximos de 2019, en la presentación de los resultados anuales de la compañía, el presidente, José María Álvarez-Pallete, el consejero delegado, Ángel Vilá, y la directora financiera, Laura Abasolo, enfatizaron esta cuestión entre otras. "Nuestro objetivo es seguir bajando la deuda", recordaron después de presentar un descenso de 2.445 millones año sobre año. 

La gestión de la propia deuda está ayudando a reducirla ya los costes financieros se comen buena parte de la generación de ingresos. Según la presentación de la compañía, el coste promedio de sus bonos y otros instrumentos de crédito bajó 4 puntos básicos en el último trimestre, hasta un interés del 3,41%. La vida estimada o plazo de todos esos pasivos se elevó un 11%, hasta un promedio de 9 años. Telefónica destaca que tres de cada cuatro euros de su deuda están referenciados a intereses fijos, es decir, desconectados de potenciales alzas de tipos.

El nuevo mayor accionista, en positivo

La recuperación en bolsa de Telefónica se sitúa en torno al 6,5% en lo que va de 2019, pero asciende al 17% desde los mínimos de septiembre hasta los 7,77 euros actuales. Este cambio de panorama ha colocado a su nuevo mayor accionista en positivo por la última ronda de acciones que ha comprado en la operadora. Fundación La Caixa, a través de Caixabank (5%) y el holding CriteriaCaixa (1,2%), suman un 6,2% que supera la participación de BBVA (5,2%) o Blackrock, que suma las participaciones de los distintos fondos.

El holding financiero que dirige el vicepresidente de Telefónica, Isidre Fainé, estaba en pérdidas en los últimos meses después de haber comprado en la segunda mitad de 2018 más de 32 millones de acciones. En total, unos 250 millones de euros con un precio medio de 7,7 euros. Ahora vuelve a estar en positivo por esa inversión que le han llevado a acumular cerca de 2.500 millones invertidos en Telefónica. No está tan satisfecho BBVA, que acaba de admitir otro roto por esta inversión.

Ahora en Portada 

Comentarios