Domingo, 23.09.2018 - 05:03 h
Boda Real

Meghan Markle, dirá adiós a la soltería en Cliveden House, lugar de líos sexuales

Una mansión única del siglo XVII junto al río Támesis, a apenas media hora en coche del Castillo de Windsor. 

Cliveden House,
Cliveden House, hotel donde se alojará Meghan Markle hasta su boda. / Cliveden House

Megan Markle la futura esposa del príncipe Harry (terceros en la sucesión al Trono Británico), pasará sus últimas noches de soltera en Cliveden House, una fastuosa mansión en la que se han vivido algunos de los escándalos sexuales más notables del Reino Unido. En 1666, su propietario, el Duque de Buckingham, hirió mortalmente en duelo al marido de su amante. En 1963 se destapó el Caso Profumo. El entonces ministro de defensa acudió a una fiesta en Clividen donde conoció y vivió un romance con la que también era amante del ministro de Asuntos Navales ruso. Las implicaciones de revelación de secretos en plena Guerra Fría, desataron una terrible crisis de gobierno.

Conociendo o no, los escándalos ocurridos en Cliveden House, lo cierto es que el lugar escogido por Megan es un lugar único junto al río Támesis. Apenas a media hora en coche del Castillo de Windsor, en esta magnífica mansión del Siglo XVII se han celebrado las fiestas más fastuosas del país, en sus salones se han reunido los políticos más poderosos del Reino Unido y en su comedor se han sentado algunos de los personajes más poderosos del Parlamento inglés. Desde el tejado de la mansión, diseñado para caminar sobre él, se descubre un paisaje de más de 350 hectáreas de bosques y jardines, parterres y pabellones de una belleza exquisita.

Cliveden House
Cliveden House, hotel donde se alojará Meghan Markle hasta su boda. / Cliveden House

Aunque en un principio la casa se construyó como pabellón de caza, hoy es un lujoso hotel de cinco estrellas de la cadena Relais Chateux. Casa Clividen es una mansión de estilo Victoriano con una imponente fachada de 120 metros de largo cuyo diseño se debe al mismo arquitecto que edificó las casas del Parlamento y de Westminster. Su imponente torre del reloj con detalles dorados resta simetría pero da monumentalidad al conjunto arquitectónico. Casa Clividen, fue hasta la década de los sesenta, la antigua residencia de la multimillonaria familia americana Astor, que adquirieron la mansión en el Siglo XIX.

La exquisita exclusividad de Clividen incluye una increíble colección de coches clásicos que están a disposición de los privilegiados huéspedes para conducir por la campiña inglesa. Elegantes Rolls Royce, Mercedes, Aston Martin, y Jaguar, todos ellos descapotables permiten disfrutar de un lujoso picnic a orillas del Támesis, unos kilómetros más allá. Cada habitación se ha decorado con un estilo diferente, pero todas ellas observan la elegancia propia de una mansión de impactante estilo aristocrático inglés. Charles Chaplin, Churchill o John Lenon; se han hospedado en sus habitaciones, han bebido en sus salones y disfrutado de su cocina.

Desde la bodega de ladrillo rojo y techos abovedados al restaurante francés; André Garret, su chef, propone una cocina de platos innovadores, estética inmaculada y ejecución impecable. Al mediodía un menú a 40€ permite probar su cocina de inspiración clásica y producto local, con platos como el huevo de pato a baja temperatura, setas, semillas de calabaza y veloute de nueces; y un risotto de apio ahumado, muy delicado. Otra de las opciones es el menú degustación que incluye 7 pasos y platos como cangrejo real con aguacate, limón y quinoa sobre galleta cracker; foie ‘au torchon’; trucha estilo ‘Cornish’, o una extraordinaria pieza de ciervo con arándanos encurtidos; entre otros a 100€. Maridajes aparte.

Cliveden House, Berkshire, Inglaterra

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios