Jueves, 19.09.2019 - 17:51 h
La constructora sigue en números rojos

OHL saca pecho: espera recuperar más de 200 millones por el tren de Navalcarnero

La compañía de los Villar Mir tiene un litigio con la Comunidad de Madrid por un proyecto fallido en el sur de la capital. 

Un juez acuerda la liquidación de Cemonasa, la filial de OHL concesionaria del tren a Navalcarnero
OHL espera recuperar al menos 204 millones del Cercanías de Navalcarnero. / EP

La constructora OHL va paso a paso con los litigios con la Comunidad de Madrid por el caso del tren de Navalcarnero a través de su filial ahora en liquidación Cemonasa. En este sentido, y tras varias idas y venidas en el procedimiento, la histórica firma de los Villar Mir espera recuperar, al menos, 204 millones de euros, tal y como confirma la propia compañía en su informe de cuentas semestral. 

Cemonasa se adjudicó esta obra en 2007 con un contrato de 20 años, pero en 2010 los trabajos pararon. En verano de 2016 se declaró en concurso de acreedores y no fue hasta noviembre de 2017 cuando un juzgado aprobó el plan de liquidación de la compañía. Pero antes de que esto sucediese, la Comunidad de Madrid había ejecutado los avales de 15,8 millones de euros que la constructora había puesto como garantía por el cumplimiento de sus obligaciones en el contrato de concesión. 

Casi al mismo tiempo, la Comunidad de Madrid ordenaba resolver el contrato, llegando a reclamar hasta 355 millones de euros como consecuencia de su incumplimiento. En cambio, hace apenas unas semanas, el TSJM daba al traste con las intenciones del gobierno autonómico dando la razón a la compañía de los Villar Mir.

Por todo ello, ahora parece más fácil que la constructora recupere los avales y otras cantidades que ascenderían hasta los 204 millones ya citados y ya ha dado un primer paso en este sentido. OHL divide este mínimo a recuperar en varios conceptos: 59,9 millones de euros de participación, 128,2 millones de créditos participativos y otros 15,8 millones más en concepto de los costes relacionados con los ya citados avales ejecutados.

Además, ya ha comenzado a dar los primeros pasos en este sentido. "La Comunidad de Madrid ha notificado liquidación económica del contrato el 30 de agosto de 2018, valorando la misma en 123 millones de euros a pagar a Cemonasa", señalan en la documentación enviada este mismo miércoles a la CNMV. 

En cambio, la compañía considera esta cantidad "insuficiente" por lo que estaría defendiendo por la vía administrativa dicha liquidación. Pese a ello, el grupo considera que los costes y valores en los que se ha incurrido en este proyecto se adecuan a lo establecido en el pliego del contrato de concesión y como consecuencia los considera recuperables. "Aunque existe incertidumbre sobre el momento en que se resolverá la situación de liquidación, así sobre la cuantía final a la que el grupo tendrá derecho, los administradores consideran que esta se situará por encima del valor neto contable", señalan. 

Siguen los números rojos

La compañía de los Villar Mir ha cerrado el primer semestre con unas pérdidas de 15,3 millones de euros, un 98% menos que las registradas en el mismo periodo de 2018 cuando habían cerrado con 843,6 millones de déficit registrado. Tampoco se salva la cifra de negocio del grupo, que en el primer semestre de 2019 ha ascendido a 1.361,3 millones de euros, un 5,5% inferior a la registrada en el mismo periodo del ejercicio 2018.

El Ebitda, en cambio, se convierte en positivo alcanzando los 22,7 millones de euros en el primer semestre de 2019 frente a las pérdidas de 104,4 millones de euros del mismo periodo del año anterior. Además, según confirma la propia compañía, durante este ejercicio los márgenes de los proyectos están empezando a presentar niveles de rentabilidad "más acordes con la realidad del mercado", tras la nueva estimación de objetivos realizada a finales de 2018.

Ahora en Portada 

Comentarios