Sábado, 24.02.2018 - 21:13 h
Otra de las novedades sería la implantación de un tranvía in raíles

Menos carriles y más sitio para las bicis... Así será el nuevo Paseo de la Castellana

El proyecto consiste en reducir el tráfico privado a la mitad en la la mayoría de los tramos que unen desde Plaza Castilla con la estación de Atocha.

Paseo de la Castellana
Paseo de la Castellana

Reducir el espacio al tráfico privado para dárselo a peatones, ciclistas y transporte público. Esta es la obsesión del Ayuntamiento de Madrid de cara a sus próximos proyectos en materia de movilidad. De esta manera, el diario 20minutos señala que el Gobierno de Manuela Carmena planea para la próxima legislatura una gran transformación del eje Norte-Sur de la capital.

El proyecto consiste en reducir el tráfico privado a la mitad en la la mayoría de los tramos que unen desde Plaza Castilla con la estación de Atocha y que comprende Paseo de la Castellana, Paseo de Recoletos y Paseo del Prado. En estas calles se crearán tramos exclusivos de carril bici y plataformas compartidas (zona de coexistencia entre peatón, bicicleta y coche limitada a 20 km/h), la ampliación de acercas, el incremento del arbolado y zonas verdes, la puesta en marcha de un carril reservado para una línea de autobús de alta capacidad (línea 27), la creación de nuevos itinerarios peatonales mediante la eliminación de las intersecciones entre bulevares o la transformación de glorietas como la de Neptuno en un nuevo espacios público transitable por los ciudadanos.

Uno de los fines de este plan es la mejora de la calidad del aire. Esta cabecera detalla, por ejemplo, que el tramo que une Atocha con Cibeles, el Ayuntamiento reduciría dos carriles por sentido la circulación del trafico cuando ahora hay cuatro. Las bicis y el transporte público serían los grandes beneficiados de esta medida.

El tramo más perjudicado sería el que une el Paseo de la Castellana entre Eduardo Dato y San Juan de la Cruz. Pasará de tener seis carriles de circulación en sentido norte y siete en sentido sur a contar con tres en ambos sentidos, uno de ellos compartido con bicicletas y peatones.

Otra de las novedades sería la implantación de un tranvía in raíles como el de Buenos Aires. Consistiría en una línea de autobús de alta capacidad en la zona central del todo el eje permitiría transportar en menos tiempo casi el doble de pasajeros que una línea regular con el mismo recorrido.

Comentarios