Martes, 19.03.2019 - 18:57 h
Formaba parte de un equipo de emergencias

Muere un médico español al estrellarse un helicóptero en el norte de Portugal

El helicóptero se dirigía de vuelta a su base en el distrito de Braganza cuando se estrelló debido a las malas condiciones meteorológicas.

Operarios de Protección Civil en el puesto de mando tras el accidente del helicóptero de emergencia sanitaria esta madrugada en el norte de Portugal (EFE/JOSÉ COELHO)
Operarios de Protección Civil en el puesto de mando tras el accidente del helicóptero  esta madrugada en el norte de Portugal (EFE/JOSÉ COELHO)

Un médico español y otras tres personas han fallecido al estrellarse un helicóptero de emergencias sanitarias en una zona montañosa cerca de la localidad de Oporto, en el norte de Portugal, según han informado los servicios de emergencias del país.

El médico fallecido ha sido identificado como Luis Vega, ciudadano español de 50 años. Vega trabajaba para el Hospital de Santa Maria da Feira (Aveiro) desde hace casi dos décadas y formaba parte del equipo de urgencias del INEM, según ha informado 'El Mundo'.

El canal de televisión RTP ha indicado que los cuatro pasajeros eran dos pilotos y dos miembros del servicio sanitario. El primer ministro del país, António Costa, ha lamentado lo sucedido. "Quiero expresar mis más profundas condolencias a los familiares y amigos de las víctimas y tener unas palabras de solidaridad con todos aquellos que trabajan para el Instituto Nacional de Emergencia Médica (INEM) y ofrecen un servicio incalculable a los portugueses", ha manifestado Costa, según ha recogido la agencia de noticias Lusa.

El INEM puso en marcha una operación de rescate para hallar el helicóptero en cuestión era un Agusta A109S, operado por la empresa Babcock, que se desplomó sobre las 6.30 de la tarde (hora local) del sábado tras dejar en un hospital de Oporto a un paciente de 76 años que sufría problemas cardiacos. El helicóptero se dirigía de vuelta a su base en el distrito de Braganza cuando se estrelló debido a las malas condiciones meteorológicas.

Chocó con un cable

El Gabinete de Prevención e Investigación de Accidentes con Aeronaves y de Accidentes Ferroviarios (GPIAFF), explicó en un comunicado que, tras analizar los destrozos de la aeronave sobre el terreno, todo indica que colisionó contra una antena emisora en la zona. Sin embargo, se desconocen los motivos de la colisión, que sólo serán esclarecidos tras el acopio de datos durante una investigación más profunda.

Tras un primer análisis sobre el terreno, los técnicos de GPIAFF comprobaron el "alto grado" de destrucción del helicóptero, por lo que será necesario un peritaje técnico de laboratorio para aclarar las circunstancias del siniestro.

Los expertos confirmaron también que el aparato no estaba equipado con dispositivo de registro de datos -no es obligatorio-, por lo que la investigación del accidente será aún más compleja.

Ahora en Portada 

Comentarios