Miércoles, 17.07.2019 - 05:23 h
Trucos para comenzar una conversación

7 estrategias de networking infalibles con las que ampliarás tu red de contactos

Un autor explica cómo superar el miedo escénico a la hora de conocer a otras personas que podrían ayudarte a progresar en tu carrera.

El 'networking' es decisivo / Pixabay
El 'networking' es decisivo en tu carrera. / Pixabay

El 'networking' es el mejor método de conseguir oportunidades laborales y de negocio. La formación y la experiencia son importantes para optar a un buen puesto o para emprender, pero lo crucial es contar con una extensa red de contactos que te pueda ayudar a progresar en tu carrera. Por eso, existen una serie de directrices psicológicas que permiten orientar las relaciones interpersonales hacia un terreno de mutuo beneficio, como por ejemplo tomarse a la otra persona como un potencial amigo y no como un mero contacto en la agenda. Pero, al margen de la importancia del fondo de las relaciones creadas, también hay una serie de estrategias que pueden permitirte ampliar notoriamente tu red de contactos.

Hay personas a las que se les da muy bien tratar con desconocidos y hacer potenciales contactos de negocios en los lugares más inesperados, pero no todo el mundo tiene esta facilidad. Por suerte, como todo en esta vida, nuestras habilidades para hacer networking se pueden entrenar. Como apuntaba el año pasado en 'The Guardian' el psicólogo Rob Yeung, autor de 'Confidence 2.0: The New Science of Self-Confidence', "es fácil pensar en el networking como un proceso en el que hay que hablar con completos extraños, chismorrear y pretender ser algo que no eres. Pero muchas personas pasan de sentir que no pueden lograrlo a hacerlo realmente bien".

Pero siempre hay otras personas a las que les cuesta horrores entablar una conversación o, simplemente, saludar a un desconocido. El columnista y autor del libro 'The joy of quitting', Bill Murphy, lo describe en este artículo publicado en Inc. como la sensación de vértigo que supone para un soltero ir al baile de fin de curso en el instituto: hay muchas posibilidades de establecer contacto con otras personas, pero siempre existe ese momento de pánico que puede hacerte perder a la chica o chico que te gusta por no ser capaz de articular palabra en el momento oportuno. Estas son las 7 mejores estrategias que recomienda:

1- Haz una investigación previa para saber con quién te vas a reunir

Como sucede en las entrevistas de trabajo, cuando conoces a un potencial contacto conviene tener una idea de quién es esa persona y a qué se dedica. No siempre vas a tener la opción de hacer una investigación previa, pero si se trata de un evento específico de 'networking' sí puedes conocer el currículum de una persona en particular que te interese y que vaya a asistir a la cita. O, al menos, aunque no sepas la lista de invitados, siempre puedes tratar de averiguar quiénes son los líderes del sector o cuáles son las últimas tendencias.

2- Mira a tu alrededor y busca a alguien a quien puedas ayudar

Una vez en el evento, una de las mejores formas de buscar oportunidades de networking es alzar la vista y buscar a aquellas personas a las que puedas resultar de ayuda. No es sencillo averiguar quién puede apreciar tus conocimientos en un campo determinado; por eso, la investigación previa -o in situ, pidiendo referencias a otros asistentes- pueden orientarte.

3- Mantén las manos libres

Los apretones de manos son algo que puede determinar si la otra persona queda lo suficientemente impresionada contigo como para entablar una conversación de negocios. De hecho, en los primeros 30 segundos de conocer a alguien es el momento en el que se pueden forjar una idea positiva o negativa de ti. Tener las manos libres en todo momento es buena idea en lugares en los que tengas que saludar a mucha gente.

4- Es mejor hacer pocas conexiones pero profundas, antes que muchas superficiales

Salir de un evento de networking con decenas de tarjetas de presentación puede parecer un logro impresionante, pero a la hora de la verdad no sirve de mucho si nadie recuerda tu cara o si no vuelves a ver a esa persona nunca más; es mejor hacer pocas conexiones pero profundas, antes que muchas superficiales. De hecho, lo ideal sería no tener que perder el tiempo ni hacérselo perder a nadie con el que luego no vayas a mantener el contacto.

5- Busca a alguien solo y hazle hablar de sí mismo

Aprender a escuchar es un arte y sirve tanto para las relaciones personales como para las profesionales. Por eso, un buen método para hacer que alguien solo que se suelte es invitarle a hablar de sí mismo. A menudo, la gente se muestra introvertida, pero eso no significa que su trabajo no sea importante. Dale una oportunidad y procura aguzar el oído: puede que de esa conversación salga un contacto clave en el futuro.

6- Céntrate en la persona con la que hablas, no en los demás

Como en una cita, concentrarte en la persona que tienes delante debería ser lo más importante. Por un lado, porque realmente se merece tu atención y no parece muy agradable que hable con una persona que mira constantemente su móvil, esquiva la mirada o directamente está ausente. Por otro, porque también serás capaz de aprovechar al máximo ese momento: puede que no sea la conversación más animada de la noche, pero incluso esas interacciones aparentemente estériles pueden conducir a una futura relación de negocios.

7- Utiliza gestores de networking

Una vez ya has establecido contacto, existen algunas compañías como Salesforce que ponen a tu disposición programas de gestión de relaciones con el cliente para realizar un seguimiento de tu red de contactos. También se puede optar por métodos tradicionales (tarjetero, un excel), pero la clave es tener tus contactos organizados en una base de datos accesible y fácil de rastrear cuando necesites algo.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios